Compartir
Contenidos contratados por la marca que se menciona

Entrevista a Samantha Vallejo-Nágera, cuyo claim es cocinar rico sin complicarse la vida (I parte)

Entrevista a Samantha Vallejo-Nágera, cuyo claim es cocinar rico sin complicarse la vida (I parte)
Guardar
1 Comentarios
Publicidad

Desde hace ahora un año justo, el programa MasterChef - el talent show de cocina más duro del mundo -, se cuela todos los miércoles por la noche en los hogares españoles a través de la pantalla del televisor. En este espacio de superación personal quince participantes se enfrentan entre fogones, para demostrar que son los mejores chefs amateurs de España, ante tres implacables jueces, de los cuales forma parte Samantha Vallejo-Nágera.

Los lectores de Lingote Burgo de Arias, sin tener que aprender a cocinar en condiciones adversas, bajo presión y en un tiempo límite, podrán beneficiarse de los consejos, recomendaciones y recetas que Samantha Vallejo-Nágera ha creado ex profeso para este espacio. Y, para que aprendamos a conocerla todavía un poquito mejor, os ofrecemos una entrevista que nos ha concedido en exclusiva para todos vosotros, queridos lectores que nos seguís.

Entrevista a Samantha Vallejo-Nágera

¿Qué se siente al convertirse una, de la noche al día, en toda una celebrity; en una persona cercana y muy querida por los televidentes? ¿Se acostumbra una a que la paren por la calle, y la besen como si fueses una más de la familia?

Hace un año, cuando empezamos a emitir MasterChef, sabíamos que era un programa grande, que era divertido, que era bonito, porque lo estábamos grabando; pero nunca pensamos que la aceptación del público iba a ser tan grande. Por mi parte, me resulta muy divertido ver como la gente no sólo disfruta con el programa sino que disfruta con el personaje; y se vuelven fanáticos perdidos.
Cuando la gente te ve por la calle, los niños pequeños salen corriendo a tu encuentro, las señoras mayores enloquecen. Te conviertes en su líder, y ellos en tus fans. ¡Qué me esté pasando esto a mi, ahora que tengo 44 años es una locura!, porque yo, hasta ahora - fuera de mi círculo -, no era demasiado conocida, y pasar, de la noche a la mañana, a ser una persona a quien todo el mundo conoce, me sorprende, y me resulta muy curioso. Pero, estoy contenta porque veo que la gente lo pasa bien y eso es lo único importante.
La gente disfruta viendo MasterChef, la gente ha aprendido cocina. Es un programa limpio. TVE cuida mucho la imagen, lo que hacemos, el respeto por la cocina, y por la profesión, por los cocineros. Me gusta muchísimo cómo está diseñado el programa. Estoy encantada con que España entera esté contenta con el programa.
Ensalada

En el mundo de la gastronomía hace muchos años que eres un referente, ¿cómo ha cambiado esto tu vida?

El mundo de la gastronomía es muy curioso. Yo llevo toda la vida currándome una empresa, y aunque se me valoraba como profesional, sales tres días en la tele y es alucinante ver como te conviertes en una mega estrella de la gastronomía, y eso es algo muy divertido vivirlo en tus carnes. Risas. La gente que no te valoraba, de repente te valora; la gente, ahora, te pregunta. A los cuarenta y cuatro años sigo diciendo que es una maravilla haber llegado a vivir todo esto: haber sido reconocida en mi profesión. Algo que me hace estar muy contenta.

¿Sientes vértigo por haberte convertido en una influencer?

¡Pues no, ningún vértigo! Yo estoy contenta, segura de mi misma. Sé los sabores que me gustan; miro la cocina en todos sus aspectos: la alta cocina, la cocina tradicional, la internacional. Todas me gustan, todas tienen su sitio en la sociedad. Me encanta que lo que yo piense influencie a la gente. ¡Vamos, que me parece genial!

¿Cuándo y cómo descubriste que tenías el don de la cocina?

A mi siempre me ha gustado muchísimo comer. En mi casa siempre se ha comido muy bien, y se ha cocinado muchísimo. Mi madre es francesa, y ha vivido siempre una cultura alrededor de la mesa. Desde pequeña es como si hubiese estado puliendo mi paladar. Mi madre siempre me ha llevado a sitios muy buenos, me ha animado a probar materia prima muy buena, y me ha enseñado una buena base de cocina – la que había en mi casa -; y me he dado cuenta de que eso me ha ayudado muchísimo a la hora de desarrollarme profesionalmente.
Queso-jamon

¿Qué te impulsó a dejar tus estudios de decoración y paisajismo en pos de la cocina?

Como bien decís, yo había estudiado decoración y paisajismo. Por una apuesta, caí en una cocina y descubrí en veinticuatro horas que era una pasión oculta que tenía dentro de mi. Empecé a cocinar. Fui para un día y me quedé dos años aprendiendo en los fogones del restaurante Horcher de Madrid los secretos de la cocina tradicional. Y esa ha sido la base de mi cultura gastronómica. Ahí es donde conocí mi verdadera vocación, aunque luego trabajé en más sitios.

¿Te ayuda tu formación artística a la hora de presentar los platos?

Un cocinero se va haciendo a lo largo de los años, y todo lo que vas aprendiendo a lo largo de la vida ayuda. Yo, como os decía, ya voy teniendo una edad en la que he vivido muchas experiencias. Cuando pienso en trabajos que hacía hace diez años me parecen pobretones si los comparo con los que hago ahora. Con la edad vas madurando, te vas perfeccionando. Vas mejorando tanto en cocina, como en presentación, como en los montajes. Creo que con Samantha Catering hemos conseguido en el 2012 funcionar como una empresa ya consolidada con una base de trabajo muy fuerte, y en la que trabajamos un grupo de gente a quienes nos gustan hacer las cosas muy bien.

Nota del editor: Como Samantha tuvo la generosidad de compartir un buen rato con los amigos del Espacio Burgo de Arias Lingote, os emplazamos para que podáis seguir leyendo la segunda parte de esta interesante entrevista mañana a la misma hora. ¡Imprescindible!

En el Espacio Burgo de Arias Lingote:

Más información | Burgo de Arias Lingote

Publicidad

También te puede gustar

Ver más artículos