Compartir
Contenidos contratados por la marca que se menciona

Viajar sin salir de la cocina

Viajar sin salir de la cocina
Guardar
2 Comentarios
Publicidad

\"Dia\"

Tweets por @demos_lavuelta
\"Instagram\"

La gastronomía es uno de los mayores placeres de quien viaja… y la mejor manera de entrar en una cultura diferente y de conocer a sus gentes… los sabores de una ciudad o un país concreto crearán recuerdos en nosotros imposibles de conseguir de otro modo. Pero además, la gastronomía tiene la capacidad de hacer viajar sin salir de casa… sin salir de la cocina más concretamente. Cerrar los ojos, saborear… y viajar.

Gracias a la globalización ya es posible encontrar cerca de nuestras casas ingredientes hasta hace poco inaccesibles. Así, ya es posible viajar de México a Japón, pasando por Europa, África o el Cáucaso… sin salir de la cocina. Comer un pato laqueado de Pekín, o un mole poblano mexicano, o un pollo tandoori de India, o mezze libaneses, injeera etíope, sopa miso japonesa, hummus palestino, momos tibetanos, chelo kabab persa, un guiso de pulpo tunecino, sopa pho vietnamita o cuscús marroquí.

Cerquita de casa

Entre el refinamiento francés y las pizzas italianas, la gastronomía europea ofrece una enorme variedad marcada por la geografía, el clima y la cultura de cada país. Alemania cocina con cerveza, Grecia con berenjenas, España con aceite de oliva… Gougeres de queso azul Caponata siciliana con pasas Strudel

Al otro lado del Atlántico

La gastronomía Latinoamérica tiene como base el maíz, que se cultiva desde la antigüedad… pero a partir de ahí la variedad y las diferencias regionales son inmensas. Se trata de una cocina hecha a base de fusión: con las aportaciones de los indígenas –desde los mayas a los incas-los conquistadores, los colonizadores y los emigrantes. Ceviche con emulsión de maíz Coxhina (croquetas de pollo brasileñas) Tacos de cochinita pibil Ropa vieja

EEUU: Mucho más que hamburguesas

La cocina cada vez fascina más a los estadounidenses… y sí, su cocina es mucho más que hamburguesas. Sin desmerecer, porque preparar una buena hamburguesa con su ensalada de col, o unas costillas con un verdadero adobo barbacoa, no son ninguna tontería. Por otro lado, la cocina sureña, hecha con la mezcla de culturas europea, hispana y cajún. Jambalaya

Lujo asiático

En la India hay tantas cocinas juntas como si recorriéramos Europa desde Cádiz hasta Moscú. La base de su gastronomía india es, una vez más, el arroz, perfumado de cardamomos y clavos y acompañado de numerosos platos: lentejas o, como allí se llaman, dhal, y currys, samosas, korma…

Aunque el rey de la gastronomía india es un tipo de horno, el tandoori, y todo lo que en él se prepara: pollo, sheekh kebab, pan naan. Y tras el fuego de sus especias, nada como el bálsamo dulce de un lassi (yogur líquido de leche de búfala), un té masala o un chutney.

En el sudeste asiático… los sabores dulce, ácido, salado y picante se mezclan y entrelazan. Destaca la cocina de Tailandia, picante -muy picante- a base de currys con leche de coco y pescados, mariscos, verduras, carnes…y por supuesto, arroz y fideos, dos constantes en toda la región.

Pero el verdadero refinamiento llega a China… el país de las mil gastronomías y en el que cualquier hora el día es buena para comer. El pato de pekín, con su piel glaseada tan brillante como el barniz de un violín antiguo era el plato preferido de los emperadores. Aunque para comer bien en china, lo ideal es hacerlo en la calle y en sus puestos callejeros: un delicioso dim sum, o un cuenco de fideos recién estirados a mano… Chutney de mango Chop suey Dim sum

Oriente Medio y África

La cocina en Oriente Medio está marcada por las rutas comerciales, por la religión (es el origen de las tres grandes religiones), por su historia antigua, por sus raíces nómadas y por el desierto… por eso es tan importante el momento de sentarse a compartir una comida y la hospitalidad, y por eso los platos se comparten, como los mezzes, esos aperitivos tan parecidos a nuestras tapas. De África, cabe destacar la cocina del norte, especialmente la marroquí: una cocina sorprendentemente refinada, amante de las especias, los encurtidos, la canela, las olivas… Tajine de pollo Mutabal Boreks turcos ¿Y a ti? ¿te gusta más comer o viajar?

En Demos la vuelta al día:

Más información | Demos la vuelta al día

Publicidad

También te puede gustar

Ver más artículos