¿El kalimotxo puede conquistar Nueva York?

Sigue a Directo al Paladar

calimocho new york

Primero exportamos a USA el jamón ibérico y el gazpacho, luego las tapas, y ahora parece que el próximo producto que va a conquistar Nueva York será el kalimotxo. Lo hemos leído en el New York Times donde dicen que la mezcla de vino y cola funciona. ¡Que se lo digan a nuestros jóvenes!

El cóctel de vino tinto y refresco de cola existe en muchos países, aunque fundamentalmente es en España y en México donde más se consume. Se conoce con el nombre de Calimocho o Kalimotxo, aunque también recibe nombres como jote, rock and roll o vinola según el país donde se pida. En todo caso, esta bebida acaba de llegar a la Gran Manzana y parece que les gusta.

La fórmula del kalimotxo es sencilla, solo necesitaremos un vaso grande, llamado katxi, campano, vaso de mini o maceta, cinco o seis cubitos grandes de hielo y una mezcla al gusto de vino tinto y refresco de cola. Lo normal es hacerlo al 50% es decir con igual cantidad de vino que de refresco.

New York

Hay quien dice que cuanto peor sea el vino, mejor estará el kalimotxo pero por mis propios recuerdos de los años mozos, os aseguro que no. Merece la pena comprar un vino digno y no usar uno de tetrabrick. La diferencia la notaréis tanto en el momento de disfrutar de esta bebida, que quedará bastante menos ácida, como a la mañana siguiente, en cuanto a la posible y previsible resaca.

En plan más refinado, no para consumir en la calle como su origen popular sino en plan copa de cóctel, se puede añadir un chorrito de limón y decorar con una rodaja o gajo de limón o naranja, tomándolo en vaso de tubo o cuba-libre o incluso en copa tipo Martini. Así parece que es como más les ha gustado a los neoyorkinos, tan amigos de probar nuevas experiencias.

Parece que lo que más les gusta del Kalimotxo, es que les recuerda a la sangría, aunque les parece más cómodo al no tener que apartar o comer los trozos de fruta, por lo que se puede consumir en lugares más elegantes y en fiestas y cócteles. En el New York Times dicen que como tiene la cafeína del refresco, es bueno para tomar por la tarde cuando aún queda mucho tiempo por delante.

Vía | New York Times Imagen | Risager en Flickr
En Directo al Paladar | La Terraza de Ibérica, pinchos españoles de Nacho Manzano en Londres
En Directo al Paladar | Triunfo del vino blanco Rias Baixas en Estados Unidos

Los comentarios se han cerrado

Ordenar por:

8 comentarios