Compartir
Publicidad

11 recetas para comer con las manos para el Picoteo del finde

11 recetas para comer con las manos para el Picoteo del finde
Guardar
0 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Otro fin de semana por delante y espero que ya hayáis empezado a exprimirlo al máximo, que luego se nos acaba sin darnos cuenta. Como cada sábado, os traemos sugerencias de recetas para el Picoteo del finde y así disfrutarlo mucho más; solo os queda a vosotros poner las bebidas y la buena compañía. Hoy tenemos deliciosas propuestas para comer con las manos, así que no os olvidéis las servilletas.

Hay mil formas de presentar los aperitivos, pero a mí me gustan mucho más las que no necesitan cubiertos. Como mucho, algún palillo para pinchar, pero preferiblemente nada de cuchillo y tenedor. Sé que hoy se llevan los tapeos cada vez más elaborados, y no tengo nada en su contra, pero me parece más atractivo el picoteo que se puede compartir con las manos. Al igual que las brochetas, es mucho más cómodo y genera un ambiente más informal y de confianza entre los comensales.

Mini pizzas de jamón serrano y mermelada de higos

Picoteo Minipizzas

Por suerte tengo conserva de higos casera en la despensa y creo que haré caso a mi compañera Esther usándola en recetas saladas como estas deliciosas mini pizzas con jamón serrano y mermelada. Cuando era pequeña mi madre tuvo una época en la que siempre sacaba unas mini pizzas para el aperitivo del domingo, y esta receta me ha traído muy buenos recuerdos.

Claro que es mucho mejor si las hacemos caseras, y ganaremos aún más puntos con los invitados o la familia si nos tomamos la molestia de preparar la masa. ¿No tenemos tiempo o ganas? No pasa nada, hay masas de pizza refrigeradas de buena calidad que son estupendas para recetas rápidas como esta. Usad otra mermelada si no tenéis de higos, por ejemplo de ciruela, grosellas o mora.

Espirales de hojaldre de tapenade y salmón ahumado

Picoteo Espirales

Esta receta es estupenda para aprovechar sobras de otras preparaciones, así que tenedla bien a mano durante las próximas fiestas porque seguro que le sacaremos partido. Con un poco de masa de hojaldre, un tarro de tapenade de aceitunas abierto y sobras de salmón ahumado, nos montaremos un picoteo delicioso en apenas unos minutos.

Otra ventaja es que son muy versátiles y se pueden adaptar a otros ingredientes que haya por la nevera. Por ejemplo, usando otra crema untable salada, una tapenade casera, sobrasada, paté de pimientos o un pesto rojo. Con trucha o bacalao ahumado también quedará delicioso, e incluso podemos añadir queso por encima para gratinarlo en el horno.

Rollitos rellenos de crema de pimientos y salchicha

Picoteo Sausage rolls

Los bocaditos enrollados con masa de hojaldre rellenos de diferentes sabores son muy típicos para picotear algo sin complicaciones. En las panaderías de Murcia no faltan los llamados saladitos tentando a quien va a comprar el pan, y son estupendos para llevar a una excursión o compartir en una barbacoa al aire libre. Los británicos lo saben, tenéis la versión de sausage rolls también como alternativa.

Esta versión algo más elaborada destaca por la suculenta crema de pimientos asados que se carameliza al hornearse con el hojaldre y la salchicha picada. Mejor ser generosos repartiendo el relleno antes de formar cada rollito, parte de su encanto está en que sobresalga por los extremos, insinuándose a los comensales. Un puntito picante le va de miedo.

Rollitos de filo y chorizo

Picoteo Rollitos de Chorizo

Más rollitos, esta vez utilizando una masa diferente pero igual de versátil, la filo o phyllo. La única dificultad añadida que tiene este ingrediente es su delicadeza, ya que es muy fina y frágil, sobre todo si se nos reseca. El hojaldre ya es por sí mismo hojaldrado, pero trabajando con la masa filo debemos superponer nosotros varias capas para crear esa textura crujiente y evitar roturas.

En realidad es facilísimo preparar en un momento unos rollitos de filo tan ricos como estos, incluso podemos sustituir el chorizo por cualquier otro ingrediente, también vegetariano. Lo importante es asegurarnos de que la mezcla tenga mucho sabor aderezándola bien y usando buena materia prima.

Empanadillas de Móstoles

Picoteo Empanadillas de Mostoles

¡Qué recuerdos de aquel sketch de los inolvidables Martes y Trece! Fue en la Nochevieja de 1986 cuando el dúo cómico marcó un hito del humor que ha quedado para siempre en nuestra memoria colectiva, y aún sigue resonando. De hecho, yo conocí el chiste mucho antes de poder verlo en imágenes, pues me temo que cuando se emitió en directo apenas tenía unos meses de vida.

Pero vamos a lo que nos importa hoy: ¿cómo son esas famosas empanadillas de Móstoles? Pues nuestro compañero Pakus analiza cómo serían y nos deja una receta infalible que despertará la nostalgia en más de uno. No se necesita nada más que un buen clásico como las empanadillas fritas rellenas de tomate y atún para disfrutar de un bocado exquisito.

Rollitos crujientes de sardinas y queso crema

Picoteo Rollitos de Sardinas

Otros deliciosos y crujientes rollitos que nos trasladan a días de verano frente a costas mediterráneas, o al menos es lo que me inspiran estos rollitos de sardinas y queso crema. Se me ocurre utilizar queso feta para el relleno y algún toque de yogur para darles un aire griego y soñar con sus playas azules.

En cualquier caso, este aperitivo es una delicia que gustará a todos en casa. Si no os convence el toque fresco de la menta en el relleno, podéis utilizar vuestra alternativa preferida, como eneldo, salvia, orégano, tomillo, o una mezcla. Los sabores más provenzales le irían también muy bien. Sin duda, una forma original de llevar pescado azul al picoteo.

Mini tartaletas con higos y dos quesos

Tartaletas de Higos

Recuerdo que esta receta empezó a cobrar forma cuando me encontré unos pequeños moldes en casa a los que apenas daba uso, y quise buscar una receta que no fuera dulce para emplearlos. La combinación de fruta fresca y quesos siempre va muy bien en pequeños bocados como estas mini tartaletas, para las que también podríamos usar una masa quebrada o recurrir de nuevo a la filo.

Todavía hay afortunados que tienen higos frescos a su disposición, pero si no es vuestro caso solo hace falta sustituirlos por higos secos o usar otra fruta de temporada. Ciruelas, persimón, manzana o pera son grandes alternativas que hacen una deliciosa pareja con los quesos.

Langostinos emapanados en copos de maíz

Picoteo Langostinos

Un clásico del aperitivo son, sin duda, los langostinos, y estoy segura de que caerán muchísimos en vuestros hogares esta Navidad. Tal y como sugiere Pakus, podéis darles un toque original con esta receta en copos de maíz, que además admite la congelación para tenerlos ya mismo listos antes de las fiestas. Solo hará falta freírlos antes de sacarlos a la mesa.

Si nunca habéis rebozado nada con copos de maíz, es el momento de animaros a probar. Los típicos cereales de maíz tostado añaden una capa extra crujiente deliciosa, que recuerda un poco al panko japonés. Procurad que los copos sean sin azucarar y trituradlos un poco para facilitar el empanado, pero sin reducirlos a polvo para que aporten textura.

Mozzarella sticks rellenos de mozzarella

Picoteo Mozzarella sticks

No es que nos hayamos vuelto repetitivos con el nombre de esta receta; recordad que hace un tiempo McDonalds tuvo un problemilla con una remesa de palitos de queso que estaban vacíos. Así que mejor evitar disgustos y preparar estos adictivos bocados en casa, usando además un buen queso de calidad.

Los mozzarella sticks son algo muy simple pero absolutamente delicioso. Su éxito reside en esa combinación de un exterior dorado y crujiente con el contraste del queso fundido del interior, para el que solo hay que dominar un poco la fritura. Si los rociáis con aceite por fuera también se pueden cocinar en el horno, pero recordad servirlos recién hechos.

Tartaletas de sobrasada con miel y piñones

Picoteo Tartaletas

Me encantan las tartaletas, son de lo más prácticas y se pueden rellenar de prácticamente cualquier cosa, dulce o salada. Lo ideal es que tengan ese tamaño justo para cogerlas con los dedos y devorarlas de una vez, sin que se nos llene la boca demasiado. Al ser mini bocados conviene escoger pocos ingredientes pero bien sabrosos, para que no se maten entre sí.

Las tartaletas de sobrasada con miel y piñones son un buen ejemplo de cómo combinar sabores que hacen buenas migas. Con tartaletas de calidad ya compradas el trabajo para este picoteo es mínimo, y podemos cambiar los piñones por otro fruto seco que nus guste más, como almendras o nueces.

Empanadillas de jamón clásicas pero renovadas

Picoteo Empanadillas de Jamon

Finalizamos retomando las clásicas empanadillas pero con un toque renovado para llevar algo de originalidad a la mesa del fin de semana. En este caso, además, se preparan en el horno para ahorrarnos la pereza de la fritura, sin que el resultado desmerezca nada en absoluto.

En lugar de formar las típicas empanadillas de media luna podemos jugar un poco con la masa preparándolas redondas y decorándolas con cortadores de galletas de formas diferentes. El relleno es muy clásico, jamón York y queso para fundir, pero cada uno puede probar con ingredientes algo especiales y asi darles otro tope más personal. Un jamón braseado, queso de calidad, algún toque de especias... lo que os apetezca.

Espero que estas 11 recetas para comer con las manos os hayan abierto el apetito para el Picote del finde. Son opciones perfectas para servir a los invitados cuando no tenemos mucho tiempo o ganas de estar en la cocina, pero seguiremos quedando como el anfitrión perfecto. Hay que reconocer que prescindir de cubiertos es más ameno y también se agradece a la hora de recoger y limpiar.

En Directo al Paladar | 13 adictivas recetas vegetarianas para el aperitivo
En Directo al Paladar | 11 recetas de tortillas irresistibles para el Picoteo del finde

Temas
Publicidad
Publicidad
Publicidad

Ver más artículos