Cintas de calabacín con mejillones y gambas. Receta

Sigue a

calabacines-espaguetis-mejillones

Me encantan las recetas en las que se engaña al ojo del comensal con el aspecto del plato, haciendo una especie de trampantojo. Y es que estas cintas de calabacín con mejillones y gambas se asemejan tanto a los tagliatelle o cintas de pasta italiana que hasta los menos amigos de comer platos de verdura las van a disfrutar.

Lo bueno es que con esta artimaña, podéis aprovechar esta técnica para hacer otros platos con las salsas más típicas de la cocina italiana y animar a los vuestros a comer más verdura, y con una textura muy parecida a la de la pasta fresca.

Ingredientes para 2 personas

  • 2 calabacines, 12 mejillones de roca, 8 gambas, 100 ml de nata líquida, media cebolla y unas hebras de azafrán

Cómo hacer cintas de calabacín con mejillones y gambas

Para hacer las cintas de calabacín, pelamos el calabacín y utilizando el propio pelador vamos cortando láminas longitudinales hasta llegar a la zona central del calabacín, la de las pepitas, que desecharemos en esta receta.

Si podéis, intentad cortar las láminas más bien gruesas para que queden como los tagliatelle o los fetuccini. También podéis utilizar una mandolina y luego cortar cada lámina en tres partes para hacer las cintas.

Reservamos las láminas en agua fría hasta el momento de preparar la receta. Cocemos unos mejillones bien limpios de barbas e impurezas hasta que se abran, y los sacamos de sus conchas. Pelamos unas gambas y les quitamos el intestino con un corte en la zona exterior.

Picamos la cebolla en trozos muy pequeños. Los pochamos en un wok con un poco de aceite de oliva y en cuanto estén blandos, añadimos la nata líquida y las hebras de azafrán que habremos tostado con el truco que os enseñé. Removemos y añadimos los mejillones y las gambas, salteando el conjunto durante un minuto.

Escaldamos durante 1 minuto las cintas de calabacín en una cacerola con agua hirviendo y las incorporamos al wok, mezclando con los demás ingredientes mientras las removemos con cuidado. Tras otro minuto y una vez el conjunto parezca un plato de pasta, apagamos el fuego y servimos inmediatamente.

calabacines-mejillones-espaguetis

Tiempo de elaboración | 30 minutos
Dificultad | Media

Degustación

Esta receta de cintas de calabacín con mejillones y gambas se disfruta como cualquier otro plato de pasta, con la ventaja añadida de que al ser un plato basado en las verduras, es excelente para cenas ligeras de verano. Variando el acompañamiento, podéis hacer este mismo plato con salsa carbonara, boloñesa o cualquier otra de vuestro gusto. ¿No os apetece?

En Directo al Paladar | Crema de espinacas y roquefort con bechamel. Receta
En Directo al Paladar | Atún al estilo oriental con verduras salteadas. Receta

Los comentarios se han cerrado

Ordenar por:

6 comentarios