Garbanzos con bacalao y espinacas. Receta tradicional

Sigue a Directo al Paladar

garbanzos con bacalao y espinacas

Pocos platos tradicionales españoles prescinden de los garbanzos, pero muchos incluyen el bacalao, sobre todo para platos de vigilia, como esta receta de garbanzos con bacalao y espinacas. Hay que pensar que antiguamente la vigilia, prohibición católica de comer carne, se extendía a los viernes de todo el año, y no sólo en Cuaresma.

Además el bacalao era una alternativa ideal, y muy rica desde luego, al pescado fresco en aquellos lugares alejados de la costa, en tiempos no tan lejanos en los que no existían los adelantos del frigorífico.

Ingredientes para 4 personas.

400 gr. garbanzos remojados, 200 gr. bacalao desalado, ½ litro de caldo de pescado, 250 gr. espinacas (pueden ser congeladas), 2 cebollas, 1 huevo duro, 2 dientes de ajo, 1 rebanada de pan, 1 cucharada de pimentón, un ramillete de perejil, una hoja de laurel, aceite de oliva, sal, una cucharadita de cominos (para favorecer la digestión).

Elaboración.

Si quieres ahorrar tiempo remoja los garbanzos en agua caliente con bicarbonato y sal. A los 20 minutos, escurre y lava bajo el grifo. Cuece los garbanzos en una olla con agua ligeramente salada, hasta que queden al dente, no demasiado blandos. Si quieres puedes usar garbanzos cocidos en conserva, bien escurridos y lavados de su líquido, pero prefiero los hechos en casa.

Desala el bacalao durante 24-48 horas, cambiando el agua varias veces, o cómpralo ya desalado, para ahorrar tiempo.

Si usamos espinacas frescas es mejor escaldarlas unos minutos en agua salada, para que queden tiernas, bien lavadas. Si son congeladas no es necesario, es suficiente dejarlas descongelar a temperatura ambiente o al microondas unos minutos. Una vez hecho esto, ya sean frescas o descongeladas, las picamos en una tabla.

Saltea en una sartén o cazuela un ajo picado con la cebolla picada. Cuando toma color añade el pimentón, que puede ser dulce o mezcla de dulce y picante, y el bacalao desalado y troceado. Añade también los garbanzos cocidos y las espinacas picadas. Cubre con el caldo de pescado, el laurel y una pizca de cominos, y remueve al calor unos minutos.

Aparte fríe un diente de ajo y una rebanada de pan. Maja o pasa por la batidora el pan frito con el ajo frito, el perejil y una yema de huevo duro, añadiendo un poco de caldo de pescado. Vierte sobre el guiso y deja cocer unos minutos hasta que la salsa espese.

garbanzos con bacalao y espinacas pasos

Tiempo de preparación: 20 minutos.
Tiempo de cocción: 30 minutos.
Dificultad: Media.

Degustación, consejos.

La forma tradicional de elaborar esta receta de garbanzos con bacalao y espinacas consistía en cocer el bacalao junto con los demás ingredientes. Si queremos lo podemos hacer de esta manera, ahorrándonos de usar caldo de pescado. Los cominos aportan un suave sabor anisado, pero sobre todo ayudan a la digestión de los garbanzos, quitando sus peligrosos “efectos secundarios”. Ya me entiendes.

En Directo al Paladar | En defensa del humilde garbanzo
En Directo al Paladar | Estofado de codillo con garbanzos. Receta
En Directo al Paladar | Receta de puchero de garbanzos con arroz

Los comentarios se han cerrado

Ordenar por:

5 comentarios