Publicidad

No solo paella: estas son las 13 mejores recetas de la cocina valenciana

No solo paella: estas son las 13 mejores recetas de la cocina valenciana
1 comentario

Publicidad

Publicidad

La gastronomía de la Comunidad Valenciana va mucho allá de la paella. Aunque es innegable que el arroz es su ingrediente más destacado –y se prepara de muchas formas a lo largo de la región–, hay muchísimos otros platos que vale la pena descubrir.

La cocina valenciana está intimamente ligada a los productos de su costa, pero también de la huerta y el campo, que configuran una gastronomía donde hay tanto mar como montaña, y en la que se alternan guisos de todo tipo (las populares olletas), así como platos fríos y un gran repertorio de dulces.

Este es un repaso a los platos icónicos de la cocina valenciana y sus mejores recetas.

1. Titaina

Titaina

Se le suele llamar el "pisto de Valencia", pero la titaina valenciana del Cabanyal merece ser reconocida con su nombre propio. La receta genuina se prepara con tonyina de sorra, ventresca de atún en salazón que puede ser difícil de encontrar fuera de esta tierra. Pero es un plato tan sencillo y delicioso que merece la pena probarlo también con pescado fresco, también con bonito cuando está en temporada, o incluso con una buena conserva.

  • Ingredientes: 1 kg de tomates maduros, 1 pimiento rojo, 1 pimiento verde, 1 cucharada de postre de sal, 1 cucharada de postre de azúcar, 4 cucharadas soperas de aceite de oliva, 3 dientes de ajo, 75 g de piñones y 400 g de atún.

  • Preparación: Comenzamos rallando los tomates. Enjuagamos, y escurrimos los pimientos, los troceamos y lo mismo hacemos con los ajitos. Calentamos el aceite en la cazuela de barro, echamos los piñones y los ajos, cuando empiezan a tomar color, puesto que es muy importante que no se nos quemen, añadimos el atún, doramos y reservamos. Ponemos a freír los pimientos, pero con cuidado no se hagan demasiado, no han de quedar blandos, porque luego se acabarán de hacer con el tomate, sacamos y reservamos. Ahora le llega el turno al tomate que freiremos en el mismo aceite que ya tendrá todos los sabores anteriores. Cocinamos 30 minutos a fuego medio-bajo hasta que reduzca todo el agua. Añadimos la sal y el azúcar, incorporamos los pimientos, el atún y los ajos. Dejamos 5 minutos y apagamos el fuego.

Receta | Titaína

2. Esgarraet

Esgarraet

El esgarraet es la versión valenciana de un plato frío presente en todo el Mediterráneo en el que se mezclan hortalizas asadas con aceite y pescado. El esgarraet valenciano es tan sencillo como efectivo. ¿Cómo podría fallar la combinación de pimineto asado, bacalao en salaón, ajo y aceite?

  • Ingredientes: 250g de pimiento asado en tiras (la carne de unos dos pimientos), 50-60g de migas de bacalao en salazón, 3 dientes de ajo, 8 cucharadas de aceite de oliva virgen extra.

  • Preparación: El truco para conseguir un buen esgarraet es la paciencia, no tanto al prepararlo, porque es difícil perderla en un proceso tan sencillo, sino para esperar a que macere bien, se hidrate el bacalao y se integren los sabores, porque tiene tan buena pinta desde el primer momento que cuesta resistirse a meterle el tenedor. El primer paso es asar los pimientos hasta que la piel se separe de la carne. Dejamos que se enfríen, los pelamos y los cortamos en tiras. Si queremos podemos usarlos de bote, pero buscad que sean de calidad, porque el resultado final lo agradecerá. Picamos también los dientes de ajo (sin picarlos demasiado) y acabamos de desmigar el bacalao. Por último mezclamos todos los ingredientes en un un cuenco y añadimos el aceite de oliva. Removemos bien, tapamos con papel film y dejamos que repose durante varias horas, si es de un día para otro mejor que mejor. Servimos con abundante pan.

Receta | Esgarraet

3. Coca de tomate

Coca Tomate

Esto de extender alimentos sobre una base con harina como ingrediente principal es algo muy europeo. Pizza para los italianos, pide para los turcos, flammkuchen para los alemanes, lahmacun para los armenios o quiche para los franceses. En España es la zona de Levante la poseedora de nuestra versión de este tipo de elaboración, con la coca como protagonista.

  • Ingredientes: 125 ml de agua (para la masa), 90 g de aceite de oliva virgen extra (para la masa), 100 ml de cerveza (para la masa), 425 g de harina de trigo (para la masa), 500 g de tomate natural, 1 pimiento rojo, 1 cebolla pequeña, 2 huevos duros, 2 latas de atún en aceite, 20 g de piñones, sal, azúcar.

  • Preparación: ara preparar la coca de tomate tenemos que hacer dos elaboraciones, por un lado la masa y por otro el sofrito. Comenzamos por este último para que se enfríe un poco antes de extenderlo sobre la masa.

Pelamos y picamos la cebolla. Limpiamos el pimiento y cortamos en dados pequeños. Calentamos un poco de aceite de oliva virgen extra en una sartén y pochamos ambas verduras a fuego suave durante 5 minutos. Rallamos el tomate, añadimos a la sartén, sazonamos y agregamos un poco de azúcar para compensar la acidez. Cocemos durante 10 minutos, retiramos y dejamos enfriar. Para preparar la masa vertemos el agua, el aceite y la cerveza en un recipiente hondo. Añadimos un pellizco de sal e incorporamos la harina poco a poco. Mezclamos, removiendo con una cuchara inicialmente y amasando sobre una superficie de trabajo limpia hasta obtener una masa homogénea. Extendemos sobre dos bandejas de horno, que quede bien fina, cubrimos con el sofrito y cocemos en el horno, pre calentado a 180ºC, durante 10 minutos. Transcurridos los primeros 10 minutos de horno, retiramos las bandejas y repartimos el huevo duro picado y el atún en aceite escurrido entre ambas. Esparcimos también los piñones. Introducimos de nuevo en el horno y cocemos 10 minutos más. Comprobamos que la base de las cocas está bien cocida antes de retirar y servir.

Receta | Coca de tomate

4. Paella valenciana

Paella4

La pella es sin duda el plato estrella de la cocina valenciana. Aunque su receta ortodoxa no empezó a fijarse hasta 1950, cuando los valencianos hablan hoy del plato se refieren a su versión con diez ingredientes muy concretos, y un ritual de elaboración que pasa por hacer el caldo en la propia paella.

  • Ingredientes: 1 kilo y medio de arroz bomba, 1 pollo, 1/2 conejo, 1/2 kilo de "bachoqueta" (judia verde plana), 1/2 kilo de "garrofó" (alubia grande y plana). Opcionalmente, 6 alchachofas y 1/2 kilo de caracoles. Aceite, sal, pimentón, tomate triturado, azafrán y unas ramitas de romero.

  • Preparación: Toda paella que se precie comienza por un buen sofrito. En una paella cuanto más grande mejor, se sofríe en abundante aceite el pollo, el conejo, las judías, las alcachofas y los caracoles (la que veis en la foto no tiene garrofó porque no es temporada y el congelado no es igual), sazonando con un poco de sal y pimentón hacia el final. Cuando esté bien dorado se añade el tomate triturado y se rehoga. Con el sofrito listo se debe de añadir el agua. Las proporciones dependen mucho del fuego, del calor que haga, del grado de humedad y de lo grande que sea la paella, pero para comenzar, una buena proporción es la de añadir tres veces el volumen de agua que de arroz, aunque es la experiencia la que os hará ajustar y perfeccionar estas cantidades, que acabaréis haciendo a ojo, como hicieron la tía y la madre de mi novia, que eran las encargadas de esta paella (a pesar de que la tradición marca que sea el hombre de la casa el que la prepare). Echamos ahora algunos troncos más al fuego para que suba de potencia y se haga bien el caldo durante 25 o 30 minutos. Es un buen momento de echar el azafrán o, en su defecto, el sazonador de paella (el más popular es "el paellador), que lleva sal, ajo, colorante y un poco de azafrán.Luego añadimos el arroz "en caballete" (en diagonal) y lo distribuimos por la paella. Cocemos entre 17 y 20 minutos, aunque aquí el tiempo lo marca de nuevo el grano de arroz y la potencia del fuego, que debemos ir dejando consumirse. Tiene que quedar completamente seco y suelto. Mi recomendación para los primerizos es que tengáis un cazo con agua hirviendo al lado, por si hay que añadir agua. A mitad cocción también podemos poner unas ramitas de romero, que retiraremos antes de servir. Por último, conviene dejar la paella reposar unos minutos tapada con un gran paño o papel de periódico --no es bueno porque con la humedad se puede liberar algo de tinta, pero toda la vida lo he visto usar-- antes de servirla y recibir el aplauso de los presentes.

Receta | Paella valenciana

5. Pava con pelotas

Pava

Este guiso típico de Alicante y la Vega Baja (también de Murcia) se solía preparar en Navidad u otras fiestas, cuando era costumbre sacrificar una pava, aunque ahora es más común realizarlo con pollo campero. Las "pelotas" –básicamente, albóndigas– aparecen en otros guisos, e incluso arroces, pero este es su lugar más típico.

  • Ingredientes: 600 g de carne picada de ternera y cerdo, 200 g de contramuslos de pollo picados, dos longanizas, un trozo de tocino, 30 g de piñones, 1 pan de hogaza en rebanadas, 4 huevos, 1 pollo de corral troceado, dos dientes de ajo laminados, 40 g de almendras picadas, 30 ml de tomate concentrado, 2 hojas de laurel, 100 ml de vino blanco, hebras de azazfrán, 50 ml de coñac, caldo de polo, 15 ml de zumo de limón, pimienta negra molida, 3 patata speladas y chascadas, aceite de oliva virgen extra y perejil frsco.

Elaboración: Podemos preparar las pelotas con antelación y así acelerar el cocinado el día del guiso. Necesitaremos pan de buena molla, "de pueblo", que tenga un par de días, picado o rallado a mano. En su defecto, el habitual pan duro remojado en leche. Comenzar mezclando toda la carne en un recipiente grande, sacando la longaniza de las tripas. Salpimentar, añadir perejil picado y los huevos. Mezclar todo bien y comenzar a amasar hasta integrarlos. Agregar los piñones (podemos reservar una parte para el guiso), un chorrito de zumo de limón y pan. Combinar bien hasta tener una masa esponjosa, que aguante el formado. Hay que ir un poco a ojo para ajustar la textura; dependiendo de la mezcla de carne, el tipo de pan y los huevos podríamos necesitar añadir un huevo más o algo más de pan. Formar las pelotas con las manos humedecidas, de tamaño generoso.Freír por tandas para que queden doradas por fuera, sin cocinarlas del todo por dentro. Congelar, cuando estén frías, las que no vayamos a necesitar en el guiso. Para el plato final, salpimentar el pollo troceado con la piel -mejor si separamos muslos y contramuslos, auque en este caso yo no lo hice- y dorar en una olla o cazuela grande con aceite. Retirar y reservar. Dorar los ajos con las almendras en el mismo aceite, añadiendo piñones si hemos reservado parte. Cuando estén dorados, vigilando que no se quemen, añadir el tomate, el laurel y el vino, rascando el fondo para que coja buen sabor. Machacar con la espátula para picar un poco el sofrito. Devolver el pollo a la cazuela, regar con el coñac y añadir caldo o agua, sin cubrir del todo. Incorporar el azafrán y cocinar unos 10 minutos. Añadir las patatas chascadas, las pelotas y un poco más de caldo. Tapar y dejar cocer a fuego lento hasta que la carne esté tierna y las patatas muy melosas, unos 40-45 minutos. Regar con un chorrito de limón al final.

Receta | Guiso de pollo o pava con pelotas

6. Arroz a banda

Arroz Banda

El arroz a banda es un plato marinero, típico de todo el Levante (de Murcia a Barcelona) que parte de un guiso de pescado, normalmente elaborado con morralla, ñora y patatas. Con ese caldo se preparaban dos platos: el arroz por separado (a banda) y un guiso con la patata y el pescado desmenuzado. En Castellón es típico servirlo todo junto, aunque en la actualidad es más común prearar el arroz directamente, prescindiendo del guiso principal, que hoy es seundario.

  • Ingredientes: 4 cacitos de arroz (unos 260g), 12 cacitos de caldo de pescado, una sepia arrocera, 8 gambas alistadas medianas, 1 cebolla, 2 tomates maduros, sal, un diente de ajo, pimentón y azafrán.

  • Ingredientes para el caldo: Morralla (pescado de roca, cola de rape, cabeza de bacalao...), una patata, una cebolla, sal

  • Preparación: Empezamos con el caldo, que elaboraremos con pescado de roca y las colas y cabezas que hayamos ido guardando (rape, bacalao, merluza...), así como una patata, una cebolla y un poco de sal. En una paella con un poco de aceite, doramos las gambas. Las retiramos y añadimos la cebolla, que doramos a fuego medio, luego añadimos también el tomate rallado, la sepia y un diente de ajo picado, rehogando hasta que se haga bien el tomate. Por otro lado, pelamos las gambas y trituramos las pieles junto con un poco de caldo, lo colamos y lo incorporamos al caldo. Añadimos ahora el arroz a la paella, sal, un poco de pimentón y azafrán y, cómo no, el caldo hirviendo, en una proporción aproximada de tres a uno con respecto al arroz (tres cazos de caldo por cada uno de arroz) y cocemos durante 19 minutos, hasta que quede seco y suelto, incorporando las gambas peladas al final de la cocción. Un buen truco para que quede perfecto es tener algo de caldo hirviendo al lado, por si vemos que se queda corto a mitad de cocción. Por último, dejamos reposar unos minutos antes de servir.

Receta | Arroz a banda

7. Arroz al horno

Arroz Horno

Otro arroz típico de valencia que, en este caso, se prepara con las sobras del cocido. Suele variar en cada zona de la Comunidad en función del tipo de cocido, pero se ditingue por ser un plato de invierno, que se elabora en fuente de barro (no en paella).

  • Ingredientes: 4 cacitos de arroz (es un poco más de un vaso), 8 cacitos de caldo de cocido, 2 lonchas de panceta fresca, 2 morcillas, 250g de costillas de cerdo troceadas, 1 tomate, 1 patata, garbanzos, 1 cabeza de ajos.

  • Preparación: Empezamos poniendo el caldo a calentar. Mientras tanto, lavamos, pelamos y cortamos en rodajas la patata, luego la doramos brevemente en una sartén y reservamos. Si tenemos fuego a gas, colocamos la cazuela de barro sobre el fuego y ponemos a dorar la carne y la panceta troceada con un poco de aceite. Si no, lo hacemos en una sartén y luego lo añadiremos a la cazuela antes de hornear. Doramos también brevemente la morcilla y rehogamos el arroz y los garbanzos. Antes de añadir el caldo, ajustamos de sal (hay quien añade azafrán o colorante para que coja color), distribuimos las rodajas de patata, colocamos una cabeza de ajo en el centro y ponemos un tomate partido por la mitad. También hay quien rehoga el tomate con un poco de pimentón o de tomate frito. Por último vertemos el caldo y horneamos durante 19 minutos con el horno a 250ºC. Recordad que la proporción de caldo es exactamente dos a uno. Es decir, dos partes de caldo por una de arroz. Antes de servir, dejamos que el arroz repose unos minutos tapado con un paño, para que acabe la cocción.

Receta | Arroz al horno

8. Fideuá

Fideua

La fideuá tradicional es como el clásico arroz en paella, pero con la sustitución del arroz por unos fideos gruesos especiales, de interior hueco, que absorben gran cantidad de caldo. Se elabora también en paella, la sartén plana que da nombre a los guisos que se preparan en ella, pero es mucho más sencillo de elaborar que el arroz.

  • Ingredientes: 400 g de fideos huecos, 200 g de rape, 2 sepias, 16 colas de gamba, 2 dientes de ajo, 4 tomates peras maduros, pimentón dulce, azafrán en hebra, aceite de oliva virgen extra y un litro de caldo de pescado o fumet.

  • Preparación: Troceamos el pescado en piezas de tamaño bocado. Calentamos un poco de aceite de oliva virgen extra en una paella o sartén y lo salteamos. Retiramos y reservamos. A continuación salteamos el marisco. Retiramos también y reservamos. En el mismo aceite, salteamos el ajo picado fino, y cuando se empiece a dorar añadimos el tomate pelado y rallado, el pimentón, las hebras de azafrán, los fideos y el caldo caliente. Salpimentamos al gusto y dejamos cocer a fuego medio unos siete u ocho minutos. En este punto añadimos el rape reservado y dejamos cocer un par de minutos más. Incorporamos el marisco pelado, tapamos y dejamos reposar dos minutos más, tiempo suficiente para que se cuezan las gambas con el calor residual. Si la fideuá queda seca durante la cocción, añadimos pequeñas cantidades de caldo de pescado, siempre caliente.

Receta | Fideuá

9. Toña o panquemao

Tona

Las diferencias precisas entre monas, toñas, panquemados o fogasetas son difíciles de concretar. Tienen en común el ser una masa de panadería enriquecida, estilo bollo suizo, que se toma en Semana Santa en todo el litoral mediterráneo. Esta en concreto es la receta de la toña, más popular en alicante, pero también tenemos la de panquemao, más popular en Valencia. En teoría, si las decorásemos con un huevo ya no serían toñas y pasarían a convertirse en monas de Pascua.

  • Ingredientes: 500gr de harina de fuerza o gran fuerza, 4 huevos medianos (3 para la masa, uno para pintar), 100gr de azúcar blanco, ralladura de medio limón, 50ml de aceite de oliva virgen extra, 150ml de leche, 15gr de levadura fresca, 2,5 ml de agua de azahar y 5gr de sal.

  • Preparación: Calentar ligeramente la leche para dejarla tibia al tacto y desmenuzar en ella la levadura. Mezclar para disolverla un poco y reservar. En un recipiente aparte, mezclar la harina con el azúcar y la ralladura de naranja o limón y el azahar, si lo usamos. Formar un hueco en el centro y echar los huevos; batirlos un poco con un tenedor y agregar el aceite. Echar la leche con la levadura y empezar a mezclar. Cuando esté todo incorporado, tapar con un paño y esperar 20 minutos. Agregar la sal y empezar a amasar con energía, procurando no añadir más harina. Si está muy pegajosa, debería hacerse más manejable después de un rato trabajándola. Podemos dejarla reposar un poco más, tapada, antes de seguir con el amasado. También se puede amasar a máquina. Cuando se vuelva una masa homogénea, elástica y suave, formar una bola y colocar en un recipiente limpio ligeramente engrasado con aceite. Dar unas vueltas para que se engrase, tapar y dejar levar hasta que doble su tamaño, entre 2 y 4 horas. Preparar dos bandejas con papel de horno y dejar un huevo atemperar para pincelar. Después de haber crecido, deshinchar sobre una superficie de trabajo limpia, reamasar un poco y dividir en 6 porciones del mismo peso aproximado, unos 150-160 g. También se pueden hacer dos toñas más grandes. Untar con aceite la mesa y las manos si fuera necesario, para que no se peguen las masas. Formar bolas apretando bien la masa por la base, para crear tensión superficial y dejarlas lisas. Colocar en las bandejas, dejando espacio entre ellas, y pintar ligeramente con el huevo batido -reservar lo que sobre-. Tapar con plástico film, sin apretar, y dejar que crezcan de nuevo hasta que doblen el tamaño, entre 1-2 horas. Precalentar el horno a 200ºC. Retirar el plástico con cuidado y volver a pintar con huevo. Cubrir con azúcar al gusto y hornear una bandeja cada vez, bajando la temperatura a 180ºC, durante unos 18-20 minutos. Deben quedarse bien tostaditas, pero sin quemarse. Cubrir con papel de aluminio si empezaran a tostarse demasiado. Dejar enfriar sobre una rejilla.

Receta | Toña alicantina

10. Horchata de chufa

Horchata

Preparar horchata de chufa casera es bien sencillo, pues no hay más que triturar chufas previamente hidratadas con agua y azúcar (nosotros nos permitimos la licencia de añadir piel de limón y canela). Para elaborar horchata viene bien contar con un robot de cocina, pero se puede elaborar también con una batidora potente.

  • Ingredientes: 500 g de chufas, 300 g de azúcar, piel de limón, canela molida, 2,5 l de agua muy fría.

  • Preparación: Empezamos hidratando las chufas el día antes. Las ponemos en un bol grande y las cubrimos con agua, que cambiaremos un par de veces. Al día siguiente, escurrimos las chufas y las echamos en el vaso del robot de cocina o la batidora, junto con el azúcar, el trocito de piel de limón y la canela. Trituramos durante 10 seg/vel 7-10. Con la espátula, bajamos los restos que haya en las paredes y volvemos a triturar otros 15 seg/vel 10. Añadimos agua hasta cubrir la mezcla y volvemos a mezclar durante 20 seg/vel 5-7-9. Añadimos el resto del agua y mezclamos 20 seg/vel 4, mientras sujetamos el cubilete para que no salga líquido. Colamos utilizando un colador de malla fina y apretamos bien la mezcla con la ayuda de una maza para escurrir bien el líquido. Ponemos la horchata en una jarra y la guardamos en la nevera para tomarla bien fría.

Receta | Horchata de chufa

11. Almoixàvena o monjavina

Almoixavena

Este dulce es de origen árabe y es típico de la valenciana zona de Xátiva. Tradicionalmente se preparaba para el jueves de carnaval, aunque ahora puede encontrarse todos los jueves en cualquier pastelería.

  • Ingredientes: 200 ml vaso de agua, 100 ml de aceite de girasol, 160 g de harina, 1 pellizco de sal, 4 huevos, 40 g de manteca de cerdo (opcional), azúcar y canela para espolvorear.

  • Preparación: Empezamos poniendo al fuego un cazo con el agua y el aceite. Cuando empiece a hervir, volcamos de golpe la harina y el pellizco de sal, removiendo rápidamente hasta que la masa se despegue del cazo. Apartamos del fuego y reservamos para que se enfríe ligeramente. Una vez esté tibia la masa, vamos añadiendo los huevos, de uno en uno y removiendo bien cada vez. Nos quedará una masa lisa y brillante. Forramos una bandeja con papel de hornear y repartimos la masa sobre ella, ayudándonos con una espátula para que quede una capa lo más fina posible. Si hemos decidido usar la manteca de cerdo, la distribuimos sobre la masa en trocitos pequeños, yo no le puse. Espolvoreamos generosamente con azúcar y canela, previamente mezclados en un vaso y cocemos a horno precalentado a 200ºC durante 20-25 minutos o hasta que la superficie quede irregular y bien dorada.

Receta | Almoixàvena o monjavina

12. Coca de llanda

Coca Llanda

La coca de llanda es un dulce típico de la Comunidad Valenciana, también conocido como coca boba o coca de mida. Por lo que yo sé, es una variante del bizcocho casero de esos de toda la vida, del que cada familia tiene su receta con su toque. La gran característica que la diferencia es su forma, pues se hornea en la llanda, la bandeja típica de horno.

  • Ingredientes: 2 huevos M, 180 g de azúcar, ralladura de 1/2 limón, 80 ml de leche, 80 ml de aceite de girasol, 1/4 cucharadita de sal, 1/2 cucharadita de canela molida, 200 g de harina de trigo de repostería, 50 g de harina integral (de trigo o de espelta), 1 sobre de gasificante (azul y blanco), 1/2 cucharadita de bicarbonato sódico o levadura química, azúcar para espolvorear.

  • Preparación: Precalentar el horno a 175º C y forrar con papel sulfurizado o engrasar con aceite y harina tamizada un molde rectangular o cuadrado. Si es más grande, saldrá más finita, si es más pequeño, más gordota. Colocar los huevos en un recipiente mediano, añadir el azúcar y la ralladura de limón. Batir con batidora de varillas a velocidad media, durante al menos dos o tres minutos, para que quede muy espeso. Añadir la leche -puede ser sin lactosa o vegetal-, el aceite, la sal y la canela, y batir un poco más. Incorporar la harina con las dos partes del gasificante y el bicarbonato, y batir a velocidad baja para incorporar. Terminar de mezclar con una espátula o lengüeta y verter en el molde, igualando la parte superior. Tapar con un paño limpio y esperar unos 10 minutos. Romper las burbujas más grandes que hayan salido a la superficie, espolvorear con azúcar al gusto -sed generosos, esa capita crujiente lo merece-, y llevar al horno. Hornear durante unos 30 minutos, vigilando que no se queme. Al pinchar el centro con un palillo debe salir limpio. Esperar un poco fuera del horno antes de desmoldar sobre una rejilla. Dejar enfriar por completo antes de cortar en porciones.

Receta | Coca de llanda

13. Turrón de Alicante

Turron Alicante

El turrón de Alicante o turrón duro es uno de los dulces más tradicionales de las Navidades y si contáis con un molde rectangular con forma de tableta, es muy sencillo de hacer, siguiendo los pasos que os indicamos a continuación.

  • Ingredientes: 130 gr de miel, 100 gr de azúcar, 225 gr de almendras repeladas y tostadas. También necesitamos un merengue, utilizaremos 1 clara de huevo y 50 gr de azúcar lustre.

  • Preparación: Si no tenemos almendras tostadas, podemos tostarlas. Para ello calentamos aceite de oliva y cuando esté bien caliente echamos las almendras repeladas y movemos constantemente hasta que tomen color dorado. Ponemos la miel a fundir, en un par de minutos ya estará líquida. Añadimos el azúcar y lo hacemos hervir removiendo continuamente hasta que tome un punto de caramelo blando. Fuera del fuego añadimos la almendra tostada y mezclamos bien. Después agregamos el merengue, pero no todo. Con la mitad tendremos bastante. Solo queda esperar que se enfrié un poco la mezcla. Entonces la echamos encima de una oblea y otra encima y apretamos (con cuidado para que no se rompa) para forma una torta imperial.

Receta | Turrón de Alicante

En Directo al Paladar | Las 11 mejores recetas de la cocina aragonesa
En Directo al Paladar | Las 17 mejores recetas de la cocina balear

Temas

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Inicio
Compartir