CUPCAKES TRIPLE DE LECHE CONDENSADA

Gana 1000€ con La Lechera

Sólo tienes que enviar tu receta de postre con leche condensada La Lechera para participar.

CUPCAKES TRIPLE DE LECHE CONDENSADA

INGREDIENTES:

Para la masa: - Leche condensada - 200.gr de harina de trigo - 200.gr de azúcar - 120.gr mantequilla - 2 huevos - 125.ml de leche - 8 galletas Maria aprox. - 1 cucharada de levadura - 1 pizca de sal - 1 pizca de extracto de vainilla

Para la buttercream: - Leche condensada - 350.gr de azúcar glass - 200.gr de mantequilla - 2 cucharadas de leche

PREPARACIÓN:

De la masa: Por un lado mezclamos la harina, la levadura y la sal (a poder ser tamizar la harina). Por otro mezclamos la leche con los huevos y la pizca de extracto de vainilla. En otro bol, batimos la mantequilla y el azúcar hasta que este bien unido y le añadimos la mitad de la mezcla de harina, levadura y sal y batimos. Una vez quede uniforme, añadimos la mezcla de huevo, leche y vainilla, y mezclamos. Posteriormente añadimos la otra mitad de harina, levadura y sal y seguimos mezclando. A esta masa le añadimos 4 cucharadas de leche condensada, la mezclamos y luego le añadimos las galletas Maria troceadas. Precalentamos el horno a 170º, y llenamos con esta masa dos tercios de cada molde (necesitaremos unos 15). Lo ponemos en el horno unos 15-20 minutos.

De la buttercream: Para preparar la buttercream de leche condensada, debemos batir la mantequilla hasta que quede blanquecina, una vez lo esta, le añadimos la leche y una pizca de extracto de vainilla. Posteriormente vamos añadiendo el azúcar, progresivamente para que la masa quede bien uniforme. Cuando este bien integrado añadimos 4 o 5 cucharadas de leche condensada y batimos.

Cupcakes: Una vez la primera masa haya salido del horno, y se haya enfriado, le hacemos un agujero en el centro que rellenamos con leche condensada. Por encima añadimos la buttercream con una manga pastelera o con una espátula. Y finalmente podemos decorar los cupcakes con cualquier cosa, como por ejemplo, pepitas de chocolate.

Una receta sencilla, al alcance de cualquiera, y ¡con un resultado exquisito!