Compartir
Publicidad

Receta de torrijas de natillas: las más cremosas y melosas

Receta de torrijas de natillas: las más cremosas y melosas
0 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Somos conscientes de que podemos desatar la locura con esta receta de torrijas de natillas, pero no podemos dejar de compartirla con vosotros y que pase lo que tenga que pasar. Es una de las recetas de torrijas que más nos gusta de todas las que tenemos en nuestro haber, que son unas cuantas. Y nos da en la nariz que a vosotros también os va a conquistar.

Llevábamos viendo las torrijas de natillas por redes sociales un tiempo y estábamos deseando que se acercara la Semana Santa para ponerla en práctica. Dos elaboraciones clásicas del repertorio repostero español unidas en un solo plato: torrijas y natillas. Quien la ideara se merece un monumento. ¿Os animáis a probarlas?

Ingredientes

Para 7 unidades
  • Leche 550 ml
  • Huevo 2
  • Azúcar 60 g
  • Esencia de vainilla 1/2 cucharadita
  • Huevo para rebozar
  • Azúcar para rebozar
  • Canela molida para rebozar
  • Aceite de girasol para freír
  • Pan para torrijas rebanado 7

Cómo hacer torrijas de natillas

Dificultad: Fácil
  • Tiempo total 30 m
  • Elaboración 15 m
  • Cocción 15 m
  • Reposo 2 h

Preparamos unas natillas fluidas para que el pan se empape bien de ellas. Calentamos la leche con el azúcar, los dos huevos (previamente batidos) y la esencia de vainilla. Removemos al tiempo que se cuece la mezcla, que no debe llegar a hervir. No debe pasar de los 65ºC o se nos cortará la mezcla.

Cubrimos la base de una fuente con una capa de las natillas y colocamos encima las rebanadas de pan. Cubrimos con el resto de las natillas y pinchamos con un tenedor toda la superficie para ayudar a empapar bien. Dejamos reposar durante un par de horas, mínimo, volteando en mitad del proceso y pinchando de nuevo.

Preparamos una sartén con abundante aceite, controlando que no se caliente demasiado durante la fritura. La temperatura ideal es 180ºC, las torrijas quedan perfectas y absorben menos aceite. Tomamos cada rebanada de pan, pasamos por huevo batido y freímos por ambas caras hasta que estén doradas.

Una vez listas dejamos reposar sobre papel absorbente un par de minutos. Retiramos las rebabas de huevo que quedan adheridas a las torrijas antes de pasar por una mezcla de azúcar y canela molida (opcional) y servir.

Paso A Paso Torrijas De Natillas

Con qué acompañar las torrijas de natillas

Las torrijas de natillas aguantan bien un par de días, dentro de la nevera, pero el mejor momento para disfrutarlas es recién hechas. La melosidad y cremosidad de su interior desaparecen con las horas, aunque siguen estando ricas. Son una merienda estupenda, acompañadas de un vaso de leche fresca.

Temas
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Inicio