Esta sección y sus contenidos han sido contratados específicamente por la marca que se menciona Volver a Directo al Paladar.com

Kaiku sin lactosa

descripción del destacado 1

Receta de crepes con leche semidesnatada sin lactosa

6 comentarios

final-1.jpg

Esta es una receta fácil de hacer que os puede sacar de un apuro cuando tenéis que improvisar una cena ligera para unos familiares o amigos que se presentan en vuestra casa. Las crepes son sencillas de hacer y además los ingredientes básicos se encuentran en cualquier casa.

Estas tortitas finas eran utilizadas en tiempos de escasez, ya que se preparan con alimentos nutritivos, parece que su origen se encuentra en la Bretaña francesa y de hecho hoy en día aún se habla de crepes según estilo francés (más líquidas) y crepes americanas (más espesas). Creo que lo más usual es que se rellenen de dulce, pero yo me he acostumbrado a los sabores suaves, y prefiero prepararlas como plato principal.

Ya os he contado que la leche semidesnatada sin lactosa nos ayuda a conseguir digestión nada pesada, y también que con menos grasas nos aporta nutrientes básicos de gran calidad. Mi propuesta de hoy son unas crepes que están hechas también con harina de arroz (un ingrediente muy versátil en la cocina), el resultado es un plato ligero y delicioso.

Ingredientes (para cuatro personas):

  • Masa de las crepes: 150 gramos de harina de arroz, dos huevos, 150 centilitros de leche semidesnatada sin lactosa, 150 cl. de agua, un pellizco de sal y un chorrito generoso de aceite de oliva.
  • Relleno: cuatro lonchas de jamón serrano (que no lleve lactosa en su preparación), pimiento verde italiano, apio, zanahorias y lechuga.

Cómo hacer nuestras crepes:

sin-titulo-1.jpg

En primer lugar se baten bien los huevos y se van añadiendo poco a poco con el resto de ingredientes líquidos removiendo bien hasta que quede una mezcla homogénea. Después echamos la sal dentro de la harina y la ponemos en un bol formando un agujero en el centro dentro del cual verteremos la preparación anterior.

Ahora debemos seguir mezclando bien con un cucharon hasta que se disuelva toda la harina y haya espesado. Mientras tanto ponemos a fuego lento la paella engrasada (yo utilizo aceite de oliva), para que se vaya calentando.

Cuando la base de la paella esté caliente podemos ir vertiendo porciones de masa (del tamaño de un cucharón de servir) dentro, moviendo el recipiente para que quede todo el fondo cubierto. Una vez que se ha dorado por un lado podemos darle la vuelta ayudándonos por dos espumaderas (o palas de cocina), yo lo hago así para que no se me rompan.

Tras colocar las crepes en los platos y aún calientes, las rellenaremos y añadiremos la guarnición que consideremos conveniente. Están deliciosas… de hecho también lo están sin ningún acompañamiento.

Que las disfrutéis.

Recomendaciones:

  • Variaciones: yo he optado por rellenarlas de jamón serrano y verduras cortaditas a modo de acompañamiento, pero también admiten lomo, huevo duro rallado o salsa de tomate.
  • Si se utiliza una sarten antiadherente es más fácil darles la vuelta.

Tiempo de elaboración |60 minutos
Dificultad | Fácil

En nuestro espacio sin lactosa | Disfrutar del sabor con la leche semidesnatada sin lactosa

Macarena


Macarena González es una mamá a la que le gusta meterse en la cocina para elaborar platos clásicos, y también para experimentar con nuevas texturas y sabores. Está convencida de que la comida es fuente de salud, por eso cada día dedica tiempo a escoger los mejores ingredientes con los que preparar alimentos para su familia. Es editora en Peques y Más.

+ Deja tu comentario

Comentarios