Compartir
Contenidos contratados por la marca que se menciona

+info

Los mejores cortes de carne para cocinar en Navidad con Crock-Pot (incluso con poco presupuesto)

Los mejores cortes de carne para cocinar en Navidad con Crock-Pot (incluso con poco presupuesto)
0 Comentarios
Publicidad

Llega la Navidad y con ella vienen los encuentros familiares y entre amigos alrededor de una mesa. Se suceden las reuniones y muchas de ellas son en casa, por lo que te toca elaborar menús donde no puede faltar algún plato fuerte para compartir o como segundo.

En este sentido la carne siempre está presente como opción. Ya sea blanca o roja; en guisos, a la plancha u horneada, es una apuesta segura para tus comensales, más aún en esta época en la que con el frío apetecen recetas más consistentes y calentitas.

En esos momentos las ollas Crock-Pot son un gran aliado. Su sistema de cocción a fuego lento y a baja temperatura te permite cocinar carnes durante horas obteniendo sabores intensos y muy tiernos; además de la ayuda que supone poder poner los ingredientes dentro del recipiente, cronometrar el tiempo de cocción y olvidarte de la preparación para poder ir realizando otros platos de tu menú o acostarte a dormir si es por la noche.

Por estas razones queremos ayudarte un poco más. Te aconsejamos cuáles son las mejores carnes para cocinar con Crock-Pot esta Navidad, incluso si tienes poco presupuesto, así ahorrarás dinero, tendrás más tiempo disponible y tu menú quedará genial.

Carnes y crock-pot

Las mejores carnes para cocinar en una olla Crock-Pot

Lo primero que debes saber es que las carnes y las ollas Crock-Pot forman una gran pareja si controlas los tiempos de cocción según los tipos de carne. El sistema slow cooking conserva la misma temperatura durante tiempos prolongados, lo que hace que los tejidos y grasas que forman parte de la carne suelten sus componentes en el líquido que se cocina, y este al evaporarse en un espacio cerrado sube y vuelve a repartirse por toda la preparación, lo que da como resultado sabores intensos, texturas melosas y homogéneas, y la conservación de las propiedades en la mayor parte de los ingredientes.

Por eso no hay carne que se le resista a este tipo de cocinado, aunque obviamente, tienes que tomar en cuenta las características de cada una para conseguir un buen final. Las carnes más jóvenes y tiernas ya sabes que no necesitan demasiado tiempo de cocción, como un solomillo o una pechuga de pollo por ejemplo. Cuando cocines estos tipos de carne en la olla Crock-Pot, debes aplicar menos tiempo con tu temporizador para que no pierdan su frescura.

Cortes Carnes1

En cambio las carnes más añejas, esas que son más económicas, que tienen más grasa y nervios y que normalmente empleas para guisos porque necesitan más tiempo, son las ideales para este sistema. Al estar durante horas en el calor y a la misma temperatura, la grasa y los tejidos de la carne se disuelven en la cocción volviéndose tierna y gustosa. En esta categoría entran el morcillo, la aguja, la babilla, las carrilleras de cerdo o ternera o la papada de este último, por nombrar algunos tipos.

Decidas lo que decidas preparar, solo tienes que atender a las instrucciones de la olla Crock-Pot y aplicar los tiempos necesarios para cada carne, da igual si es ternera, cordero, cerdo o pollo.

Qué cortes de carne resultan mejor cocinados a baja temperatura

Una vez controlados los tiempos de cocción podrás cocinar casi todo tipo de carnes. No obstante, te aconsejamos algunos cortes que van muy bien preparados con slow cooking.

El rabo de ternera es uno de ellos, requiere mucha cocción, por eso queda delicioso en una Crock-Pot. Por supuesto, los guisos elaborados con cortes considerados menos nobles como el morcillo o la aguja te quedarán buenísimos y cuidarán tu bolsillo; aunque en estos casos también pueden emplearse otros cortes de carne magra como un filete de solomillo de ternera o cerdo, solo tendrás que cocinarlas menos tiempo.

La paletilla, muslos de pollo o el cabecero de cerdo quedarán geniales en estofados, un ejemplo de ello es la famosa cochinita pibil de la cocina mexicana. El redondo también se cocina muy bien con cocción lenta, termina jugoso y con mucho sabor; igual que el lomo alto para el roast beef. La falda de cordero es otra pieza que resultará deliciosa si la haces por ejemplo, en caldereta.

Cortes Carnes2

Si tu olla Crock-Pot tiene un mayor tamaño probablemente le quepan piezas enteras que quedarán muy bien. El redondo y el roast beef que ya mencionamos entran en este apartado, pero también un pavo o un pollo podrás cocinarlos en tu ayudante. La carne picada es otro corte que puedes hacer, ya sea en albóndigas o para la lasaña.

Tienes miles de opciones para preparar cualquier tipo y corte de carne. Elige la que más te apetezca para tus menús navideños y la que mejor se adapte a tu bolsillo; incluso, puedes hacer varias, ya sabes que las ollas Crock-Pot te dejan tiempo para pensar y elegir mientras cocinan solas. Cuéntanos tus resultados.

Fotos: Crock-Pot España, iStock/Ainact, iStock/DronG, iStock/piliphoto [[DISCLAIMER: Ofrecido por FOODSAVER]]

Publicidad

También te puede gustar

Comentarios cerrados
Inicio
Inicio

Ver más artículos