Compartir
Contenidos contratados por la marca que se menciona

Apúntate a una Navidad slow: cómo hacer pularda asada en Crock-Pot

Apúntate a una Navidad slow: cómo hacer pularda asada en Crock-Pot
0 Comentarios
Publicidad

Hasta hace unos cuantos años el pollo era una pieza de lujo que se consumía en celebraciones y fiestas especiales, como las Navidades. En la actualidad, su precio económico hace que esté presente en nuestras mesas de forma habitual.

El consumo de asados y aves en las fiestas navideñas se mantiene, las del propio pollo y las de otros ejemplares más cotizados en estas fechas tan señaladas, como el capón o la pularda.

La pularda, en francés poularde, es una gallina joven de entre 6-9 meses y un peso que oscila entre los 2 y 3 kilos, de carne más tierna y jugosa que la del pollo.

Todo buen asado necesita su tiempo, por eso nuestra propuesta es aprovechar el cocinado en Crock-Pot para ahorrar energía y preparar una deliciosa pularda asada.

Ingredientes:

  • 1 pularda, 1 ramillete de hierbas aromáticas, 1 cebolla, 1 limón, 1 cabeza de ajos, mantequilla, sal, pimienta negra.

Preparación:

En primer lugar debemos lavar y secar la pularda. Colocamos pequeños trozos de mantequilla del tamaño de una avellana entre la piel y las pechugas de la pularda, para ello deberemos separar con las manos la piel de las pechugas e introducir la mantequilla.

Salpimentamos la pularda por dentro y por fuera e introducimos en el interior el ramillete de hierbas aromáticas y cuatro o cinco trozos de mantequilla del tamaño de una avellana.

En el fondo de nuestra olla de cocción lenta colocamos la cabeza de ajos, la cebolla partida en cuartos y el limón partido por la mitad. Sobre estas verduras colocamos la pularda con las pechugas hacia arriba y cocinamos durante 6-7 horas en BAJA.

Transcurrido el tiempo, sacamos la pularda, pintamos las pechugas con mantequilla derretida y gratinamos en el grill del horno.

Finalmente, servimos la pularda y en una salsera el jugo que ha soltado en la Slow Cooker.

Si no vamos a consumir en el momento, pero sí dentro de las dos horas siguientes, podemos trocear la pularda, volver a colocarla en la olla de cocción lenta y mantener caliente en la posición WARM hasta la hora de servir.

Consejos de planificación:

  • Si vamos a disfrutar de la pularda para la cena, podemos comenzar con el cocinado a las 12 del mediodía, para que termine a las 19 horas, dar un toque de grill, trocear y mantener caliente en la Crock-Pot hasta la cena.
  • Si vamos a disfrutar de la pularda para la comida, deberemos utilizar un temporizador de enchufe. La víspera, dejamos todos los ingredientes preparados en la olla de cocción lenta y programamos que comience el cocinado a las 6 de la mañana, terminará a las 13 horas para dar un toque de grill, trocear y mantener caliente hasta la hora de comer.

Las ollas de cocina a baja temperatura dan a las carnes intensidad en sabores y texturas, además los resultados son muy buenos incluso en cortes de calidad media. Aquí te damos ideas para cocinar estas Navidades.

Publicidad

También te puede gustar

Inicio
Inicio

Ver más artículos