Dietas Ancestrales. Kitavanos, sanos comiendo hidratos y grasas saturadas

Sigue a Directo al Paladar

coco_2


Hoy quiero dar comienzo a un serie de posts (espero que uno al mes para no cansar) sobre alimentación y nutrición en poblaciones ancestrales. Tengo que decir que no soy antropólogo, y que me basaré en las referencias que se puedan encontrar en la web o libros.

¿Qué tiene de interés estudiar qué comen otras poblaciones? Mucho. Casi todos damos por sentado que nuestra dieta basada en la agricultura y la ganadería, es la única que existe. Sin embargo, esto no fue así durante millones de años. Solo hace unos 10000 años es cuando venimos plantando, cultivando y domesticando un selecto grupo de especies vegetales y animales que se consumen de forma masiva en todo el mundo.

Esto no fue así durante mucho tiempo, y lo que ahora nos parecen raras excepciones, pueden haber sido más bien la norma durante mucho tiempo. Una de esas curiosas excepciones son los kitavanos, habitantes de las islas del pacífico occidental.

Los kitavanos tienen un interés especial, porque al igual que los esquimales, desafían uno de las modas nutricionales más recientes. A saber, los hidratos de carbono engordan. La otra moda, en las antípodas geográficas y nutricionales, son los esquimales, retando el postulado de “las grasas engordan”. Pero empecemos con nuestros amigos kitavanos.

¿Por qué los Kitavanos?


Vivir en una isla tiene ventajas e inconvenientes tanto para sus habitantes como para la ciencia. En este caso, parece que para ambos. Los kitavanos, han estado relativamente aislados del mundo, lo que les ha permitido librarse de algunos de los problemas de la civilización moderna. Por otro lado, ha ofrecido a los investigadores una excelente ventana al pasado para investigar. El principal estudio lo realizó el Dr. Steffan Lindeberg en el año 1989. De este estudio leemos:

Los residentes de Kitava viven exclusivamente de los tubérculos (ñame, boniato, malanga, yuca), fruta (plátano, papaya, piña, mango, guayaba, sandía, calabaza), verduras, pescado y coco [27-29]. Menos del 0,2% de la ingesta calórica de los alimentos es de tipo occidental, tales como grasas, productos lácteos, azúcar, cereales y alcohol, en comparación con aproximadamente el 75% en Suecia [30]. La ingesta de vitaminas, minerales y fibra soluble es, por lo tanto muy alta, mientras que el consumo total de grasas es bajo, alrededor del 20% E [28], así como el consumo de sal (40-50 mmol Na/10 MJ en comparación con el 100-250 en Suecia). Debido al alto nivel de consumo de coco, la grasa saturada formada una parte importante de la ingesta calórica total, como es el caso de Suecia. Sin embargo, el ácido láurico es el dominante en la dieta de ácidos grasos saturados en comparación con el ácido palmítico en Suecia. La desnutrición y el hambre no parecen ocurrir

Hay algunos factores chocantes en esta conclusión. La mayor parte de los hidratos vienen de tubérculos o raíces y frutas y no de cereales, legumbres o arroz. Comen pescado en vez de carne, y sus consumo de grasas se limita al que puedan conseguir de los pescados y al coco. Curiosamente, el coco tienen una elevada proporción de grasa saturada. Tampoco toman lácteos o azúcar. Es decir su dieta está casi libre de antinutrientes y sus grasas están muy equilibradas, con un consumo de proteínas moderado.

Hidratos, Grasas y Hormonas

Hay varias cuestiones a discutir aquí, si los hidratos de carbono engordan, ¿cómo es que los kitavanos no están, para nada, gordos?. Si las grasas saturadas son malas para el corazón, ¿cómo es que los kitavanos apenas tienen ataques al corazón?
guayaba
La teoría de los hidratos engordan tiene su base en que disparan la secreción de insulina, que en cascada provoca que se almacene el azúcar “sobrante” en forma de grasas. Esto es así, pero no es tan simple. También entran en juego otras hormonas, como la leptina.

La leptina, es secretada por el tejido adiposo y viene a jugar el papel antagónico de la insulina. Se encarga de “avisar” al cerebro de que ya tenemos suficiente grasa y que no hace falta comer más. Es decir, suprime el apetito. Sin embargo, hay factores que provocan una situación en la que el cerebro no es capaz de procesar la leptina, situación conocida por resistencia a la leptina.

El problema con muchas dietas occidentales es que provocan un efecto combinado en ambas hormonas, por un lado disparan la secreción de insulina, y por otro provocan resistencia a la leptina. Resultado inmediato, acumulación de grasa y por tanto obesidad. Estos dos factores están fuera de la dieta ancestral de los kitavanos. Los hidratos que consumen son complejos, en forma de almidones y no refinados, y además van siempre acompañados de fibra natural. Además, no son causantes de resistencia a la leptina.

¿Y las grasas saturadas? En este caso se ve que las grasas saturadas per se, no suponen un problema en el contexto de esta dieta. También hay que resaltar que apenas ingieran grasas poli-insaturadas y que las que ingieren provienen principalmente de los productos del mar, ricos en omega-3.

bosque

Por cierto que las proteínas que ingieren provienen principalmente del mar y mención especial tiene su consumo de ostras. De hecho, en estas islas del pacífico, muchas tribus que viven en el interior, en las montañas, suelen comerciar con las tribus costeras para conseguir ostras. Este consumo de alimentos del mar, hace que su ingesta de micronutrientes esenciales sea muy superior a otras dietas. Estos “pequeños” detalles también tienen una gran importancia en nuestro metabolismo.

Conclusiones


La principal es que hablar de una dieta alta o baja en hidratos, no tiene mucho sentido. Dime de qué hidratos hablas y te diré de qué careces. Lo mismo se puede decir con las grasas. Muchas dietas milagro actuales, claman contra los hidratos (en general) y la realidad es que en nuestra sociedad, hidratos significa azúcar y harinas refinadas, pero no son todos los hidratos.

Poblaciones ancestrales han venido consumiendo hidratos en grandes cantidades sin que se presentaran mayores problemas para su salud, y exactamente lo mismo ha ocurrido con las grasas. Lo veremos con los esquimales.

Imagen vía | Por naturemandala,Por Karen Blix, Por egvvnd
En Directo al Paladar | Ostras, un delicioso producto del mar
En Directo al Paladar | Índice glucémico: ¿qué es y cómo reducirlo en la cocina?

Los comentarios se han cerrado

Ordenar por:

12 comentarios