Compartir
Publicidad

Ergonomía para aficionados a la cocina (III): Consejos prácticos

Ergonomía para aficionados a la cocina (III): Consejos prácticos
Guardar
0 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Bien ya os he hablado un poco por encima de las circunstancias o puntos críticos que pueden darse en cada uno de los procesos que se dan dentro de la cocina y de a qué le tenemos que prestar especial atención en cada momento, pero como os prometí, llega el momento de daros algunos consejos prácticos en general que os ayudarán a prevenir lesiones con el tiempo.

  1. Usa el sentido común: cuando hablo de salud, muchos de vosotros sabéis ya que me dedico a ella, siempre me gusta poner el sentido común como primera característica para cuidarnos, y es que, no sabéis la cantidad de veces que una persona que sabe cómo hacer las cosas para evitar lesiones las hace mal por ahorrar algo de tiempo o por evitarse dar dos viajes, además muchas veces esperan que digas todo lo que tienen que hacer y no es así, hay cosas que son de sentido común, como no levantar un saco de papas de 25 kilos, sin embargo hay quien te llega diciendo “eso no me lo advirtió”.

En fin, una vez descargadas mis frustraciones profesionales, creo que ha quedado claro a lo que me refiero, lo primero, a la hora de evitar las lesiones y riesgos en general es usar el sentido común en todos los momentos del procesado de alimentos y de la planificación de nuestra cocina, desde que pensamos dónde poner el aceite, hasta que pensamos en qué sillas escoger.

cocina dibujo2.jpg
  1. Intenta crear una cocina a tu medida, en este tema no voy a profundizar mucho porque ya os lo nombre en nuestro especial Decoración de cocinas y también hice un monográfico hace algún tiempo en Decoesfera, sólo quiero que os quedéis con la idea, hasta ahora equivocada de que nosotros no nos tenemos que adaptar a nuestro espacio de trabajo, sino nuestro espacio de trabajo a nosotros y en la cocina igual.

Además, en el caso de la cocina jugamos con ventaja, puesto que en muchos casos somos nosotros los que la diseñamos (si es nuestra casa) o realizamos reformas (si se trata de una casa de alquiler o incluso en la nuestra), por tanto podemos adaptarla en cada momento a nuestras necesidades, no nos encontramos en esa tesitura de llegar al trabajo y que la mesa nos quede alta o baja, es nuestra casa tenemos, necesitamos, estar cómodos, vale la pena hacer una pequeña inversión.

Estos son los dos primeros consejos, pero como siempre, para que los post no terminen siendo muy pesados, los otros 9 (es una lista de 11 consejos la que os he preparado) os la daré en el siguiente post.

En Directo al Paladar | Ergonomía En Directo al Paladar | Especial decoración de cocinas

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos