Jugosos polos de sangría con su fruta. Receta

Sigue a Directo al Paladar

polos de sangría con fruta

Cuando aprieta el calor, en casa nos esforzamos en buscar ideas para combatirlo, pero sin abusar de los helados cremosos basados en la nata líquida, por su aporte calórico. Por eso esta receta de jugosos polos de sangría con su fruta que encontré en Pass the sushi, nos vino como caída del cielo.

Lo unico necesario para que estos polos sean todo un éxito, es partir de una buena sangría con todas sus frutas. La elaboración es de lo más sencillo como ahora veréis, así que aprovechando que quedan unas tres semanas del verano oficial, más lo que se alargue el famoso veranillo de San Miguel a finales de septiembre, os aconsejo que la proéis sin falta.

Ingredientes para 6 polos de sangría

  • 1 litro de vino, fruta al gusto (1 melocotón, 1 manzana, 2 naranjas, 1 limón 12 fresas, 2 ciruelas claudias), 4 cucharadas de azúcar, 1 cucharadita de canela molida y 1 palo de canela. Opcional un chorreón de coñac o de otro licor

Cómo hacer polos de sangría con sus frutas

Vamos a hacer una sangría, pero como la intención es hacer polos con ella y probablemente los pequeños de la casa estarán deseando probarlos, tendremos la precaución de evaporar bien el alcohol del vino dandole una breve cocción, o utilizaremos mosto o vino sin alcohol para evitarles su ingesta. Si sólo va a haber adultos, podéis hacer la receta con sangría, incluso aliñarla con un chorreón de coñac.

Comenzamos disolviendo el azúcar en el vino y lo llevamos a ebullición para que pierda el alcohol. A continuación le añadimos el zumo de las dos naranjas, el del limón, la canela molida y el palo, dejando cocer la mezcla al menos durante tres o cuatro minutos.

Lógicamente podéis usar las frutas que más os gusten, pero los melocotones son imprescindibles. Mientras el vino ya haya evaporado el alcohol, vamos picando las frutas elegidas en piezas pequeñas y las echamos a cocer en la sangría para que luego estén blanditas. Pasados tres o cuatro minutos, apagamos el fuego, y colocamos las frutas escurridas en tazas de café, repartiendo bien para que todas tengan por el estilo.

Probamos la sangría, corregimos de azúcar si es necesario y rellenamos las copas con el líquido pasado por el colador fino y las metemos al congelador durante un mínimo de 8 horas. Cuando lleven una hora en el congelador y se empiece a cristalizar el líquido, aprovechamos para meter el palito de madera que ya se sujetará.

polo sandia paso a paso

Tiempo de elaboración | 20 minutos
Dificultad | Fácil

Degustación

Para tomar estos jugosos polos de sangría con su fruta, sacamos las tazas del congelador cinco minutos antes y el polo saldrá con un leve tirón del palo de madera. En boca, el contraste de las frutas semicongeladas y el dulzor de la sangría os resultará muy agradable. ¿Os apetece hacer vuestra propia versión?

En Directo al Paladar | Receta rápida de helado casero de horchata y yogur
En Directo al Paladar | Helado de frutos del bosque servido en tulipa. Receta

Los comentarios se han cerrado

Ordenar por:

4 comentarios