Compartir
Publicidad
Publicidad

Alimentaria 2008: más vinos II

Alimentaria 2008: más vinos II
Guardar
0 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Y continuamos nuestro viaje por Alimentaria '08 con más vinos.

En el capítulo anterior, les dejamos en el stand de Cavas Colet y Coalla Gourmet con algunas novedades. Hoy, nuestro viaje recala en sólo un stand, con dos elaboradores gallegos: Bodegas Valdesil en Valdeorras y Losada Vinos de Finca en el Bierzo.

Todo ello con el permiso del venenciador de Tio Pepe que ven en la foto. ¡Qué arte!

Pero dejemos los vinos del marco hasta finales de mayo en Vinoble 2008, y vayamos a Galicia.

Bodegas Valdesil, ubicada en la población de Villamartín de Valdeorras. Viñas viejas de Godello plantadas en las laderas del margen derecho del río Sil, en Portela, a unos 500 metros de altitud, con suelos de pizarras y arenas. Estas son las credenciales la bodega, así que nos centraremos en sus blancos de Godello.

Y para los tintos, de Mencía, nos iremos con su prima hermana Losada Vinos de Finca en el Bierzo.

El primer Godello que probamos de Valdesil fue este Montenovo 2007, un vino joven, fresco, muy frutal, con notas de fruta blanca: pera, manzana, con toques cítricos. Muy buena acidez en boca, de cuerpo medio y con un final ligeramente amargo. Un buen vino básico y un buen principio para esta añada 2007 en la que la producción se redujo hasta casi la mitad.

Le tocaba el turno a su Val de Sil 2006, también godello, está vez criado sobre sus lías durante cinco meses en tanques de inoxidable. Buena nariz, con las notas del anterior matizadas con notas anisadas y de flor blanca. En boca, menos acidez, más cuerpo, con algún despunte alcohólico. Un vino más hecho, más interesante y que puede aún evolucionar bien en botella. Le seguiremos la pista.

Directo al Paladar | Pedrouzos
A continuación sus dos vinos con crianza en barrica. Los dos con la misma elaboración: fermentación del mosto yema en roble francés y crianza de 5 meses con sus lías en barricas de diferente tamaño y tostado (300, 500, y hasta una tina de 2.000 litros), con batonage diario, para pasar, ya sin lías, a descansar otros 5 meses en un depósito de inox.

Así es, su Pezas da Portela 2005 solo se diferencia de su Pedrouzos 2005 en el origen de las uvas: diferentes fincas (pezas) de Portela en el primero, y exclusivamente el pago Pedrouzos en el segundo. Los dos vinos se muestran en la actualidad, y para mi gusto, muy marcados por su paso por el roble. Notas de aceite de sésamo, tostados, vainillas, son hoy en día sus aromas predominantes. No obstante, se observa en los dos vinos una excelente materia prima: buena fruta al fondo, buena acidez en boca, cuerpo bien graso y una notable mineralidad en ambos. Veremos en unos años si logran integrarse. Muy interesante el Predouzos: solamente 550 mágnums. ¡Hay que guardarse una!

Y de este modo dejamos los blancos y nos pasamos a los tintos: de Mencía, por supuesto.

Pero esta vez del Bierzo. De una bodega hermana: Losada Vinos de Finca. Y digo hermana porque las dos comparten gerencia (Guillermo Prada) y red comercial (María Añíbarro). En cambio, son dos bodegas distintas, con dos propietarios y dos enólogos diferentes. Curioso sistema.

La propiedad embotella dos vinos. Dos vino, dos fincas. Una de ellas, la llamada Losada, se encuentra ubicada en las cercanías del pueblo de Pieros, entre Cacabelos y Villafranca del Bierzo. La otra, los Altos de Losada, incluye diversas parcelas de viñedo en los alrededores de Valtuille de Arriba. Las dos se caracterizan por sus suelos predominantemente arcillosos.

Así es, según nos explicaba su enólogo, a diferencia de otras bodegas que han buscado las mencías plantadas en pendientes pizarrosas para sus vinos, ellos se han decantado por los terrenos arcillosos, infravalorados hasta ahora. Según nos cuentan, se han dado cuenta que el hollejo de la mencía en las viñas viejas sobre arcilla resulta más fino y por eso los vinos resultan más sutiles y elegantes.

Directo al Paladar | Altos de Losada

Y aquí tenemos a su Losada 2005, una mencía que nos ha parecido muy franca y pura. Diez meses de crianza en roble francés no han conseguido aún domar su brío. Notas en nariz de buena fruta, melocotón de Calanda y regaliz. En boca bien tánico, con la acidez muy controlada pero con buen cuerpo, y con un final aceptablemente largo. Notable. Su Altos de Losada 2005, se mantiene en la misma linea, con las notas de regaliz más presentes, más profundo y telúrico si cabe. Buen tanino también en boca, con la acidez muy controlada y un final esta vez sí, largo y persistente. Para probar con más atención y tiempo.

Así finalizábamos nuestra aproximación a estas dos bodegas gallegas a las que seguiremos la pista.

Pero aún no habíamos acabado nuestra singladura en Alimentaria '08. Nos dirigíamos, raudos, hacía el stand de Bodegas Roda donde al pasar habíamos visto a Agustín Santolaya con un Cirsion 2006 en la mano...

Más información | Bodegas Valsesil En Directo al Paladar | Alimentaria 2008, post de guerrilla: algunos vinos I En Directo al Paladar | Alimentaria 2008, Salón Internacional de la Alimentación y Bebidas

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos