15 recetas para preparar a tus hijos que tus padres nunca te prepararon (porque no se estilaban)

15 recetas para preparar a tus hijos que tus padres nunca te prepararon (porque no se estilaban)
Sin comentarios

La globalización nos ha traído en las últimas décadas la internacionalización de la gastronomía. Sin renunciar a nuestra variada, saludable y tradicional dieta mediterránea, nuevos platos e ingredientes se han ido haciendo un hueco en nuestras cocinas y despensas. Nos descubren sabores desconocidos, nos invitan a viajar con el paladar.

Sushi, tajine, muffins, cheesecake, comida thai... ya forman parte de nuestro lenguaje habitual y, ahora más que nunca, los ingredientes para su elaboración son fáciles de encontrar o sustituir por productos locales. ¿Hay una forma mejor de traspasar fronteras y disfrutar de aquello que triunfa por el mundo sin salir de casa?

Os proponemos 15 recetas que nuestros padres nunca nos prepararon porque, tal vez, ni siquiera sabían de su existencia. Eso sí, recetas deliciosas de distintos rincones del globo para acompañar con el refresco más internacional del planeta: la Coca-Cola. Más de 130 años refrescando a personas de todo el mundo y compartiendo con ellas picoteos, comidas... momentos. Porque juntos todo sabe mejor.

Primera parada: México y las quesadillas

Quesadillas

Fajitas, burritos, quesadillas, chili, mole, guacamole, achiote son nombres de platos e ingredientes que nuestros hijos manejan en su vocabulario gastronómico con tanta familiaridad como los de paella, cachopo, tortilla de patata o pescaíto frito.

La cocina mejicana nos encanta y podemos encontrar las especias y salsas con normalidad en los lineales de los supermercados. Por eso, podemos preparar quesadillas de lo más variadas.

De la India, el pollo al curry

Pollo Curry

Lo mismo ocurre con la cocina india o hindú. Hace unas décadas resultaba complicado encontrar un restaurante hindú, máxime en ciudades pequeñas. Pero, ahora, no solo podemos ir a mesa puesta y disfrutar de currys variados, sino que podemos prepararlos fácilmente en casa.

Hemos comprobado, además, que a los niños les encanta la cocina india. Empezar por el clásico pollo al curry es una buena opción para introducirlos en esta exótica gastronomía.

Poke bowl, hay vida más allá del sushi

Poke

El poke ha llegado recientemente a nuestras cocinas y lo ha hecho por la puerta grande. El poke bowl es un plato típico hawaiano consistente en arroz cocido acompañado de salmón o atún crudo, así como verduras y frutos secos, como anacardos.

Se trata de un plato muy completo presentado en un bol. Por un lado, tenemos los hidratos de carbono que aporta el arroz. Por otro, las verduras. En tercer lugar, las proteínas del pescado. Y, para finalizar, las grasas saludables que aportan los frutos secos o el aguacate.

Además, resulta muy práctico para llevar a un picnic, día de playa o al trabajo. Solo debemos tener la precaución de refrigerarlo.

Mac & cheese, así comen la pasta en Norteamérica

Mac Cheese3 1

Macarrones con tomate, con tomate y chorizo. ¡Qué ricos están! Sin embargo, hay cientos de platos de pasta por descubrir, además de este básico de la cocina mediterránea.

Entre ellos, destacamos un plato típico norteamericano, los famosos mac & cheese. Un plato de pasta con bechamel y queso a raudales.

Ingredientes

  • 1 cebolla
  • 1 hoja de laurel
  • 700 ml de leche
  • 350 g de pasta tipo coditos
  • 50 g de mantequilla
  • 50 g de harina
  • 200 g de queso Cheddar
  • 50 g de queso parmesano
  • Sal y pimienta

Cómo preparar mac & cheese

En un cazo, vertemos la leche y añadimos la hoja de laurel y la cebolla pelada y cortada en cuartos. Calentamos y, cuando comiencen a salir burbujas, apagamos el fuego, tapamos y dejamos infusionar durante 10 minutos. Retiramos la cebolla y el laurel.

Mientras tanto, cocinamos la pasta en abundante agua con sal siguiendo las indicaciones del fabricante, pero acortando un par de minutos la cocción, ya que la terminaremos en el horno. En nuestro caso, había que cocer la pasta durante 6 minutos y estuvo 4 minutos hirviendo.

En una sartén, calentamos la mantequilla; cuando se haya derretido, agregamos la harina y cocinamos durante un par de minutos. Vertemos la leche poco a poco hasta preparar una bechamel. Salpimentamos.

A continuación, añadimos el queso Cheedar y parmesano y mezclamos hasta que se funda. Para finalizar, incorporamos la pasta cocida y mezclamos bien. Vertemos en una bandeja y gratinamos a 200º durante 10 minutos.

Si os gustan los döner kebab, no dejes de preparar este shawarma

Shawarma

Quizá este nombre sea un poco desconocido, pero si decimos kebab todos reconocemos ese sabroso plato turco. Pues bien, shawarma es la versión árabe del döner kebab. Plato que triunfa en los niños... y los no tan niños.

Preparar shawarma en casa es muy sencillo y, encima, los peques pueden hacer su propio montaje del plato final en la mesa.

Ceviche, el plato principal de la gastronomía peruana

Ceviche

El ceviche es un plato popular peruano que ha traspasado fronteras y ha llegado hasta nuestros lares. También recibe los nombres de cebiche, sebiche o seviche y su ingrediente estrella es pescado o marisco ligeramente macerado.

Preparar un buen ceviche es muy fácil siguiendo estos pasos o trucos. En cualquier caso, debemos recordar la importancia de congelar con antelación el pescado para no contaminarnos con anisakis.

Gyozas, la interpretación nipona de las empanadillas

Gyozas

Podríamos pensar que en un país como el nuestro en el que las empanadillas de nuestra madre o abuela son las mejores, los japoneses no podrían venir a enseñarnos nada, ¿verdad? Pues lo hicieron. Y nos enseñaron que sus gyozas tienen hueco en nuestros estómagos por su textura tan especial y la versatilidad de sus rellenos.

La crema de garbanzos del Egipto milenario se llama hummus

Hummus

A buen seguro que hace unos años nos dicen que iba a triunfar en nuestros aperitivos y comidas una crema de garbanzos y no lo hubiéramos creído. Hummus y tahini ya no nos son palabras desconocidas.

El hummus les encantará a nuestros hijos acompañado de triángulos de pan de pita o bastoncitos de zanahoria.

Ingredientes

  • 400 g de garbanzos cocidos en conserva
  • 1 diente de ajo
  • 3 cucharadas de tahini (pasta de sésamo)
  • Zumo de 1 limón
  • 75 ml de AOVE (aceite de oliva virgen extra)
  • Pimentón dulce

Para acompañar

  • Pan de pita
  • Crudités variadas (zanahoria, pepino, pimiento)

Cómo preparar hummus

Escurrimos los garbanzos del caldo de la conserva y los ponemos en el vaso de la batidora. Añadimos el diente de ajo (al que habremos retirado el germen interior para que no repita), el zumo de limón, el tahini y el AOVE. Trituramos hasta obtener una masa uniforme.

Finalmente, vertemos en un bol y añadimos un hilo de aceite y pimentón dulce al gusto. Así de fácil.

Bibimbap, un nombre divertido para un delicioso bocado

Bibimbap

¿Bibi... qué? Podremos captar la atención de nuestros hijos solo con nombrarlo y conquistarlos una vez que lo han probado. El bibimbap es un plato coreano a base de arroz acompañado de verduras, carne y huevo que podemos adaptar a nuestro gusto. Marca también la diferencia con distintas salsas y aliños que le aporten variedad al sabor.

Bibimbap significa arroz revuelto, así que no hay mucho lugar para la imaginación a la hora de ponerse a degustarlo. Una vez elegidos sus ingredientes, se revuelve y... ¡a comer!

Currywurst, la fusión de dos pueblos

Currywurst

El currywurst representa un plato de street food alemán por los cuatro costados. Si no lo conoces, pregunta a tus hijos, seguro que ellos te explican lo que es.

El currywurst es un plato fusión de la cocina alemana e india que podemos preparar en casa muy fácilmente.

Jambalaya

Jambalaya

Quizá jambalaya no nos suene mucho; pero, si decimos comida cajún, seguro que ahora estamos más puestos. La comida cajún es la comida tradicional de Nueva Orleans, que tiene su origen en la gastronomía francocanadiense.

Hace unos años resultaba complicado encontrar especias cajún en tiendas y supermercados, ahora es muy sencillo localizarlas. No obstante, os animamos a preparar vuestras propias especias cajún en casa. Consiste en la mezcla de especias de uso común en la cocina española (pimentón dulce y picante, comino, pimienta negra, orégano, cayena, tomillo...) y, por tanto, seguramente las tengamos ya en nuestras despensas. Además, podemos preparar verduras, pasta, carnes y pescados con estas especias, aportándoles un toque muy especial.

Os animamos a preparar jambalaya de langostinos en casa. Un original plato lleno de sabor que seguro que os pedirán repetir.

Pulled pork, la carne desmigada del cine

Pulled Pork4

Siempre nos hemos preguntado que era esa carne desmigada que comían en las películas norteamericanas, ¿verdad? Pues desde hace años ya no tiene misterio, su nombre es pulled pork y ya podemos verla en nuestras mesas.

El pulled pork es muy fácil de preparar y muy agradecido, ya que podemos cocinarlo con antelación. Podemos presentarlo en panecillos tipo hamburguesa o tortitas, también dentro de una pizza o unas empanadillas. ¡Imaginación al poder!

Ingredientes

  • 1 kg de aguja de cerdo
  • 1 hoja de laurel
  • 1 cucharadita de sal
  • 2 cucharaditas de comino molido
  • 2 cucharaditas de mostaza antigua
  • 3 cucharaditas de salsa Perrins
  • 1 cucharadita de pimienta negra molida
  • 4 cucharaditas de pimentón dulce o agridulce
  • 3 cucharadas de tomate concentrado
  • 3 cucharadas de panela o azúcar moreno
  • 1 litro de agua
  • 2 cucharadas de AOVE (aceite de oliva virgen extra)

Acompañamiento

  • Cebolla morada marinada
  • Aguacate o guacamole
  • Panecillos o tortitas
Pulled Pork

Cómo preparar pulled pork

En un vaso de batidora trituramos la sal junto con el resto de especias, añadiendo 1/4 de litro de agua. Reservamos.

Calentamos el AOVE en el cuerpo de la olla rápida y sellamos la aguja de cerdo por todos los lados. Vertemos la mezcla de especias y cubrimos de agua (unos 600-700 ml).

Cerramos la olla rápida y, cuando suban las dos anillas, bajamos el fuego a potencia media-fuerte (en nuestro caso, potencia 7 de 9). Cocinamos durante 50 minutos.

Dejamos enfriar la olla y, una vez enfriada para poder abrirla, retiramos la carne. Colocamos el cuerpo de la olla de nuevo en el fuego y llevamos a ebullición para que reduzca a la mitad la salsa. Mientras tanto, vamos deshilachando la carne.

Incorporamos de nuevo la carne a la salsa y apagamos el fuego, dejando reposar el conjunto.

Y de postre... smoothies

Smoothie

¿Qué es un smoothie? Se trata de una bebida fría cuya base principal es la fruta, que puede estar triturada con algún lácteo o hielo.

Para que el resultado sea especialmente bueno, lo ideal es tener previamente la fruta congelada. Si la trituramos con alguna bebida láctea, nos encontramos ante un refresco muy ligero y suave.

Os dejamos en este enlace nueve recetas de smoothie para no repetir mientras tratamos de huir de estos calores.

Baklava, un dulce árabe muy crujiente

Baklava

¡Cuántos libros y novelas nos han descrito las delicias de los dulces árabes! A través de los libros, hemos viajado por la gastronomía de muchos países y las descripciones de los exóticos pasteles de dátiles, miel y frutos secos nos hacían la boca agua.

Ahora, podemos disfrutarlos en vivo preparando un crujiente baklava para trasladarnos a Turquía, Arabia Saudí, Emiratos... sin movernos de casa.

Directa de los EE UU: American pie

American Pie

Los que somos más mayores recordamos al oso Yogui correr tras "coger prestada" esta deliciosa tarta de la mesa de algún excursionista de Yellowstone.  Los más peques seguro que la han visto en alguna de las series norteamericanas, luciendo esplendorosa en la barra del típico restaurante de carretera. Es la tarta más famosa de Estados Unidos, es la American pie.

También conocido como apple pie, se trata de un pastel de manzana sabroso, dulce y aromático que se sitúa en el top indiscutible de la repostería americana. Es la última propuesta de nuestro particular periplo gastronómico allende nuestras fronteras y también puede ser el broche perfecto para un menú con el que sorprender a tus hijos, pero quizá más a tus padres.

Todos en torno a una mesa frente a un plato nuevo y original, pero con el refresco de siempre. Un fresquito vaso de Coca-Cola con hielo y limón (Original para los más clásicos, Zero azúcar para los menos golosos e incluso Zero cafeína para dormir bien después de la cena) y parecerá que llevamos toda la vida degustando estos deliciosos platos.

Inicio