Compartir
Publicidad

Bruschettas de jamón con rúcula y asadillo de pimientos

Bruschettas de jamón con rúcula y asadillo de pimientos
0 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Reconozco que esta forma de comer a base de aperitivos, canapés, tostas y otras variantes me encanta y me parece muy divertida, en especial cuando llega el fin de semana. Por eso después de las bruschettas caprese que hicimos el otro día, he preparado otra receta con el mismo formato, aunque esta es un poco más elaborada. Se trata de unas bruschettas de jamón con rúcula y asadillo de pimientos que son un auténtico lujo por la combinación de sabores.

Como os dije cuando preparamos las bruschettas caprese, lo más importante en este tipo de recetas rápidas y sencillas, es tener bien listos todos los ingredientes, para que al terminar de tostar el pan, podamos montar las tostas o bruchettas mientras estén calentitas, y servirlas inmediatamente antes de que se enfríen.

Ingredientes para 2 personas

  • Para las bruschettas: 4 rebanadas de pan, 50 g de jamón cortado muy finito, rúcula fresca y asadillo casero de pimientos rojos.
  • Para hacer el asadillo: 3 pimientos rojos y un tomate maduro, sal, aceite de oliva.

Cómo hacer bruschetas de jamón con rúcula y asadillo de pimientos

Para la receta de hoy el único ingrediente que lleva más tiempo es pimiento, que tenemos que asar en el horno. Con las cantidades que he puesto, además de las bruschettas, tendréis una buena cantidad para hacer ensaladas, guarniciones o darle salida en muchos platos.

Ponemos los pimientos y el tomate -truco de mi abuela que decía que era el que daba el gusto a los jugos- en una fuente de horno y añadimos unos granitos de sal y un chorrito pequeño de aceite de oliva. Horneamos durante unos 40 minutos a 190º aproximadamente, dejando que los pimientos se chamusquen un poco mientras les damos la vuelta cada 10 minutos para que se hagan de forma uniforme.

Cuando se enfrían un poco es muy sencillo retirarles la piel. Luego los cortamos en tiras y los aliñamos con aceite de oliva, un chorrito de vinagre y todos los jugos de la cocción que colamos para que no haya semillas. (Si queréis también podéis añadir un ajito muy picado)

Para montar la bruschetta, tostamos el pan, colocamos sobre él las hojas de rúcula y una buena ración del asadillo de pimientos. Rematamos con lonchitas de jamón colocadas en forma de rollito para darle volumen y si queréis, una lonchita más por encima. Servimos inmediatamente.

bruschetta_de_rucula_jamon_y_pimientos.jpg

Tiempo de elaboración | 10 minutos más una hora para asar los pimientos rojos
Dificultad | Media

Degustación

Esta bruschetta de jamón con rúcula y pimientos es excelente a la hora del aperitivo o incluso como plato para una cena ligera. Si la tomáis con el pan calentito y crujiente, los contrastes del dulce del pimiento, el salado del jamón y el toque amargo de la rúcula son equilibrados y geniales. Si queréis, poned por encima una fina lasca de parmesano... (estoy salivando al imaginarlo)

En Directo al Paladar | Bruschettas a la caprese. Receta de aperitivo
En Directo al Paladar | Croquetas suaves y cremosas de morcilla. Receta

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos