Compartir
Publicidad

La fiesta de la Tomatina de Buñol

La fiesta de la Tomatina de Buñol
18 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Seguro que habéis oído hablar de la Tomatina de Buñol, una fiesta tradicional en la que los asistentes participan en una batalla por las calles en la que se arrojan unos a otros tomates maduros, previamente estrujados para no hacerse mucho daño.

Esta fiesta ha alcanzado tal volumen de visitantes que ya no se puede ir sin más --como se hacía hasta ahora-- sino que por primera vez en sus 79 años de historia, para participar hace falta adquirir una entrada. Este año, la batalla de tomates tendrá lugar el próximo 28 de agosto.

En esta ocasión, debido a la gran afluencia de público que embotaba las calles en los años precedentes, por primera vez se ha limitado el acceso a la Tomatina y para poder participar será necesario adquirir uno de los diferentes tipos de entradas que se han puesto a la venta.

Si teníais interés en asistir tendréis que estar pendientes para hacerlo el próximo año, porque todas las entradas para 2013 han sido vendidas, mayoritariamente a turistas, aunque para los habitantes de Buñol se reservaron 5000 entradas o accesos a la zona de la batalla.

tomatina-buñol

Estas entradas se agotaron en muy pocos días entre los vecinos de la localidad valenciana de Buñol y los turistas extranjeros que, como cada año, quieren venir a participar en la popular batalla con tomates. Los asistentes que vienen a esta fiesta son jóvenes de muchos lugares del mundo.

La nacionalidades más "tomateras" son la japonesa y la australiana que se muestran muy atraídas por la Tomatina, habiendo crecido su número cada año. Además de ellos, la fiesta tiene mucho interés para los estadounidenses, rusos, ingleses, polacos e hindúes.

La empresa Spaintastic es la encargada de la organización y comercialización de las entradas y ofrece diferentes paquetes dirigidos en general a los visitantes extranjeros. A través de ella se pueden, --podían--, adquirir entradas a la batalla y packs con traslados, acceso a los camiones cargados con tomates o para ver la fiesta desde privilegiados balcones.

También se ofrecen paquetes turísticos con alojamiento en otros municipios de la Comunidad Valenciana, que incluyen todos los tópicos para poder presumir a la vuelta en sus países de origen, tales como la camisteta oficial, una comida con paella, sangría y fiesta nocturna.

Con tal montaje, la fiesta de la Tomatina de Buñol ha colgado el cartel de no hay entradas para este año. Los interesados en esta batalla tendrán que conformarse con seguirla en la televisión y a través de las redes sociales o esperar a la Tomatina de 2014.

Fotos | fearghalonuallain y puuikibeach Más información | Tomatina En Directo al Paladar | Vuelve el Día Mundial de la Tapa En Directo al Paladar | Ensalada refrescante de aguacate, tomate y albahaca. Receta

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio