Sigue a Directo al Paladar

Empanadillas de morcilla y manzana - presentación

No es que me haya dado por comer empanadillas a diestro y siniestro, pero es que cuando el otro día preparé las empanadillas carbonara, aproveché para hacer esta receta de empanadillas de morcilla y manzana, también idea del mismo panadero.

La mezcla de la morcilla con manzana es una combinación un tanto inusual, pero os puedo asegurar que su sabor, además de sorprendente, delicioso.

Ingredientes para 16 empanadillas

16 obleas para empanadillas, 4 morcillas, 1 o 2 manzanas Golden, un puñado de piñones, un huevo, aceite y sal

Empanadillas de morcilla y manzana - ingredientes

Cómo hacer empanadillas de morcilla y manzana

Como la masa ya la tenemos lista gracias a las obleas para empanadillas refrigerada, tan solo debemos preparar la mezcla antes de rellenar las empanadillas y hornearlas, algo que no nos llevará mucho tiempo.

Lo primero es pelar y trocear bien una manzana grande (he usado tipo Golden) o dos pequeñas. Después ponemos la manzana a pochar un poco en la sartén con un chorro de aceite. Cuando se haya reblandecido un poco, añadimos también los piñones, tostándolos un poco antes de incorporar las morcillas cortadas en rodajas. Removemos bien hasta que se deshagan las morcillas y se doren un poco.

Con el relleno listo, procedemos a montar las empanadillas. Para esta ocasión he optado por montarlas en pequeños triángulos, una forma de plegar la masa que aprendí de mi compañero Pakus, aunque cada cual que use la que más le guste.

Empanadillas de morcilla y manzana - elaboración

Colocamos las empanadillas en una bandeja con papel de hornear, las pintamos con un huevo batido y la ayuda de un pincel de cocina y horneamos durante 15 minutos con el horno precalentado a 200ºC. Dejamos enfriar y a disfrutar.

Tiempo de elaboración | 30 minutos
Dificultad | Fácil

Degustación

Aunque resulte sorprendente, y a pesar del fuerte sabor de la morcilla, es la manzana la que predomina en esta receta de empanadillas de morcilla y manzana. Con su acidez característica, y ese punto dulce, crea un bocado realmente complejo y delicado. Las recomiendo frías, aunque admito que nunca puedo resistir la tentación de comerme alguna caliente.

En Directo al Paladar | Receta de empanadillas carbonara
En Directo al Paladar | Saquitos de morcilla, pera, pasas y piñones. Receta

Los comentarios se han cerrado

Ordenar por:

18 comentarios