Compartir
Publicidad

El buey Angus de América

El buey Angus de América
Guardar
8 Comentarios
Publicidad

La carne del buey Angus está considerada como una de las mejores carnes del mundo junto a otras como la Waygu de Kobe o la que a mí me parece como muy buena de los bueyes de Valles del Esla.

Los orígenes de la raza Aberdeen-Angus se sitúan en el ganado vacuno nativo salvaje sin cuernos del norte de Escocia. El nombre viene precisamente de los condados de Aberdeenshire y Angusshire donde se formó este buey sin cuernos. Realmente fueron dos bueyes distintos y con nombres diferentes pero posteriormente se cruzarían las razas, de esto quedan huellas y se considera a Black Meg como la vaca fundadora de la raza.

En EEUU, la primera importación que se tiene registrada fue en 1873. Y desde esa fecha hasta mediados del siglo XX (apenas un siglo después) había inscritos en el registro del American Aberdeen-Angus herd book más de 2.000.000 de animales de raza pura.

La principal característica de la raza ya la he venido comentando y además se ve a simple vista. Es una raza que carece de cuernos, es decir es una raza mocha.

Otra característica es que se adaptan muy bien a las alturas andinas por encima de los 1.500 metros. Sin duda una característica que le viene dada por su origen británico.

Es un animal voluminoso, no muy largo y de tamaño moderado. Posee garganta sin papada y en general no acumula grasas debajo de la piel. Sus patas son bien aplomadas y separadas, con huesos sólidos y sus brazos fuertes y anchos. Puede tener pelaje negro o colorado, dependiendo de la variedad; con pelos más claros que pueden aparecer por detrás del ombligo
en las hembras, o en el área del prepucio en los machos. La piel es de espesor fino mediano y su pelo se presenta fino, corto y tupido.

La carne del ganado Angus se caracteriza, como otras carnes de fama mundial por tener grasa intramuscular (infiltrada o marbleada) en lugar de grasa exterior (envolviendo al músculo) lo que mejora la suavidad de la carne.

La carne Angus es muy apreciada por los conocedores del ramo por su color, jugosidad, textura y suavidad, así como por el tamaño del ojo de la costilla.

Para cocinar esta carne podemos utilizar las mismas sugerencias que con el buey de Valles del Esla.

En Directo al Paladar | Carne de Kobe, la raza Wagyu
En Directo al Paladar | Buey de Valles del Esla
Foto | El Hacendado

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos