Compartir
Publicidad
Publicidad

Slow Food, comida lenta

Slow Food, comida lenta
Guardar
0 Comentarios
Publicidad

Este movimiento creado en Italia hace unos 20 años se ha estado extendiendo por todo el mundo ganando cada vez más adeptos. El Slow Food o comida lenta está simbolizado por un caracol, la realidad es que es el mejor símbolo que puede representar a este concepto gastronómico que pretende oponerse al fast food para volver a la comida tradicional disfrutando con toda tranquilidad de una buena mesa en un entorno adecuado.

La comida rápida que nos proporcionan en los establecimientos especializados, puede comerse a cualquier hora del día y en pocos minutos, la falta de tiempo propicia el auge de estos establecimientos. Si sumamos la rapidez del menú, la cantidad de grasas que nos aportan, la falta de masticación, el exceso de sal, etc., obtenemos un cóctel perjudicial para nuestra salud. Además los nutrientes necesarios para nuestro organismo no son aportados con este tipo de comidas. Slow Food pretende recuperar las costumbres alimentarias saludables, consumiendo platos nutritivos y completos utilizando ingredientes que sean consistentes y que nos aporten lo necesario a nuestro organismo como pueden ser las legumbres, las pastas, carnes o pescados, verduras, etc.

Este nuevo concepto tiene la base de una dieta mediterránea pero con unas ligeras variaciones en cuanto a la forma de realizar las cocciones, además de unos con conceptos añadidos que mejoran la dieta, como por ejemplo, una masticación adecuada de los alimentos, utilizar sabores suaves y naturales, mantener una comida sin prisas que favorezca la relación social con el resto de comensales, utilizar menús de gran calidad nutritiva, etc.

Sin duda es un gran concepto que favorece muchos aspectos de nuestra salud, aunque difícil de seguir, la falta de tiempo no es un capricho, es una necesidad, una obligación que nos conlleva a muchos aspectos negativos en nuestra alimentación y por consiguiente en nuestra salud. Tendrían que cambiar muchos aspectos para poder seguir esta tendencia, así que de momento tendremos que ceder el terreno a los pudientes.

Más información | Plato del día Más información | Periodista Digital Más información | Consumaseguridad

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos