Compartir
Publicidad

Ensalada de col kale masajeada con arándanos, feta, almendras y aliño de albaricoque. Receta ligera saludable

Ensalada de col kale masajeada con arándanos, feta, almendras y aliño de albaricoque. Receta ligera saludable
Guardar
0 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Cuando presenté en casa esta ensalada de col kale masajeada con arándanos, feta, almendras y aliño de albaricoque mi novio levantó una ceja al no reconocer la usual lechuga en ese fondo verde. Intenté explicarle que el kale era un tipo de col que se había puesto muy de moda desde que muchas famosas alababan sus propiedades, pero me temo que no está muy puesto en tendencias foodies. Y la verdad, da lo mismo, el caso es que disfrutamos mucho con esta receta ligera.

Tenía curiosidad por probar el kale en una receta en crudo, ya que además es la mejor manera de aprovechar sus propiedades y de degustar su sabor fresco y crujiente. Me encanta la textura rizada de las hojas, pero puede resultar algo dura si no pasa por cocción previa. La solución: masajearla. Puede sonar absurdo pero he comprobado que realmente funciona, se vuelve mucho más suave y agradable y se convierte en una buena pase para nuestras ensaladas de verano o de todo el año.

Ingredientes para 2-4 personas

  • 5-6 hojas de col kale rizada, 50 g de queso feta, 1 puñado de arándanos, 2 cucharadas de almendras picadas o en bastones, 2 cucharadas de mermelada o compota de albaricoque, 1 cucharada de zumo de limón, 4 cucharadas de aceite de oliva virgen extra, 2 cucharadas de vinagre de manzana, 1/2 diente de ajo picado o 1/2 cucharadita de ajo granulado, 1 pizca de sal, pimienta negra al gusto.

Cómo hacer ensalada de col kale masajeada con arándanos, feta, almendras y aliño de albaricoque

Seleccionar unas buenas hojas de col kale y separar las hojas de los tallos, que son más duros y difíciles de comer en crudo, pero guardándolos para usar en otra receta. Cortar en piezas del tamaño de un bocado y poner en un cuenco con agua fría limpia. Remover bien, escurrir y secar. Poner en una ensaladera o fuente.

Mezclar o batir bien en un cuenco o bote la mermelada de albaricoque, el zumo de limón, el aceite de oliva, el vinagre de manzana, el ajo picado, sal y pimienta al gusto. Agitar muy bien y echar la mitad sobre el kale. Masajear con las manos, con suavidad, frotando bien las hojas durante unos minutos. Cuanto más tiempo, más tierna quedará. Notaréis el cambio de color y textura.

Para servir la ensalada añadir los arándanos previamente lavados, el queso feta desmenuzado y las almendras, que podemos tostar un poco en una sartén sin aceite. Añadir más aliño al gusto si se desea, o servir en cuencos individuales para que cada comensal se sirva al gusto.

Ensalada de Kale y Arandanos. Pasos

Tiempo de elaboración | 20 minutos
Dificultad | Muy fácil

Degustación

Esta ensalada de col kale masajeada con arándanos, feta, almendras y aliño de albaricoque puede ser un primer plato más o menos abundante según el tamaño de las raciones, o incluso una cena ligera pero saciante. Personalmente me gusta con una buena rebanada de pan de masa madre al lado.

En Directo al Paladar | Calabaza asada con col rizada o kale. Receta de guarnición
En Directo al Paladar | Cómo conservar las bayas y los frutos del bosque en la nevera durante más tiempo

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos