Tortos de maíz con revuelto de morcilla asturiana. Receta

Sigue a Directo al Paladar

Tortos de maíz con revuelto de morcilla asturiana

Cuando en el siglo XVI el maíz llegó de América a Asturias lo hizo para quedarse. Y es que este cereal arraigado a la cultura gastronómica del Principado se convirtió en una fuente importantísima de alimentación, así como un ingrediente tradicional en muchos de sus platos. Es por eso que hoy, época que parece que en nuestro país se ha descubierto el maíz gracias a las tortillas mexicanas, quiero que conozcáis esta receta de tortos de maíz con revuelto de morcilla asturiana, una preparación sencilla pero muy sabrosa, con siglos de tradición.

Para elaborarlos necesitamos eso sí harina de maíz molida y natural, sin refinar ni estar cocida, y tampoco nos valdría la fécula de maíz tipo Maicena. De color amarillo intenso se reconoce por su olor ligeramente ácido y su textura un poco húmeda. Aquí en el norte es fácil de encontrar en los supermercados, en otras zonas quizá en una gran superficie o en tiendas de alimentación natural.

Ingredientes para seis tortos aproximadamente

  • 120 g de harina de maíz molida natural sin cocer, 120 g de agua templada con un pellizco de sal, 1 morcilla asturiana no muy curada, 2 huevos L, aceite de oliva para freír.

Cómo hacer tortos de maíz con revuelto de morcilla asturiana

Comenzaremos cociendo durante una hora en agua hirviendo la morcilla o bien aprovechamos una que nos haya quedado de hacer una fabada asturiana. Reservamos.

Al mismo tiempo que se va cociendo la morcilla, en un bol añadimos la harina de maíz, añadimos el agua templada y el pellizco de sal y removemos con un tenedor hasta hacerse unas migas. Entonces en el mismo bol vamos formando con las manos una bola compacta. Mojamos un paño limpio de cocina en agua caliente y envolvemos la bola en él, dejándola dentro del recipiente envuelta durante una hora reposando. No tiene que crecer ni levar, solo fermentar ligeramente la harina de maíz.

En una sartén con unas gotas de aceite desmenuzamos la morcilla retirándole la piel y la calentamos, le añadimos los huevos semibatidos y formamos un revuelto a nuestro gusto más o menos cuajado. Reservamos en un sitio templado.

Una vez pasado el tiempo dividimos nuestra bola en seis porciones y en el mismo trapo húmedo vamos aplastándolas hasta formar como una especie de tortita de unos cinco centímetros de diámetro. Ponemos en una sartén el aceite a calentar y las vamos friendo retirándolas para un plato con un papel de cocina para que se absorba el aceite sobrante. Repartir el revuelto por encima y servir rápidamente.

Tortos de maíz con revuelto de morcilla asturiana

Tiempo de elaboración | 20 minutos + reposo
Dificultad | Fácil

Degustación

Bien calentitos, estos tortos de maíz con revuelto de morcilla asturiana, van a ser un entrante con el que sorprender a vuestros comensales. Pero desde luego como digo yo, cada torto es un platito al que podemos ponerle muchas otras preparaciones encima por si la morcilla no es “santo de vuestra devoción”. Aquí en Asturias es típico tomar tablas de ellos variados, con carne adobada, pisto, revuelto de queso Cabrales y muchas cosas ricas más. Así que venga, a buscar la harina de maíz y prepararlos ¿O queréis perderos esta delicia?

En Directo al Paladar | Bizcocho de harina de maíz y limón. Receta
En Directo al Paladar | Revuelto de morcilla, patatas y habitas baby. Receta

Los comentarios se han cerrado

Ordenar por:

4 comentarios