Compartir
Publicidad

Despedimos MasterChef Junior con Paula como ganadora y los mejores momentos de su cuarta edición

Despedimos MasterChef Junior con Paula como ganadora y los mejores momentos de su cuarta edición
Guardar
0 Comentarios
Publicidad
Publicidad

A estas alturas del día no os descubrimos nada nuevo al contaros quién se ha alzado con el trofeo de MasterChef Junior 4. Anoche despedimos MasterChef Junior con Paula como ganadora de la cuarta edición, quien se impuso a Paloma en el duelo final con una maestría digna de alabanza que ha dejado a más de uno con la boca abierta.

Con tan solo 10 años de edad, Paula se convierte en la segunda ganadora femenina del programa de cocina más popular de la televisión, tras las victorias de Mario en 2013, Manuel en 2014 y María en 2016. Se marcha a casa con el sentimiento de satisfacción que alzarse con la victoria trae de serie, mucho conocimiento y 12.000 euros para seguir formándose entre fogones.

Un duelo muy reñido para la final: tradición vs vanguardia

Los menús elegidos por las protagonistas de la final de MasterChef Junior 4 fueron muy diferentes, pero igualmente asombrosos. Paloma se decantó por un menú tradicional con sabor gallego inspirado en sus abuelas, mientras que Paula decidió poner el práctica lo aprendido en su paso por el programa y aplicar técnicas más vanguardistas.

Descarga

Los mejillones al vapor en salsa de curry con leche de coco y huevas de salmón, el capón relleno de turrón, manzana y piñones tostados con puré de castañas y vasitos de manzana caramelizada con salsa de frambuesa y "el caribe" o bizcocho de coco y lima con nata montada con lima y trozos de mango, fueron los platos que elaboró Paloma y, a pesar de su excelencia, no consiguieron la victoria.

Paula logró hacerse con el trofeo gracias a un menú cuya dificultad y vanguardismo fueron comentados por los miembros del jurado: tartar de atún con aroma de trucha, risotto de gambas rojas y plancton y, para rematar, re-interpretación del clásico corte helado de fresa y nata. Unos platos poco habituales para una niña de 10 años de edad.

Los mejores momentos de la cuarta edición de MasterChef Junior

73735 Los Ninos Disfrutaron Estrellando Huevos En La Cabeza De Pepe Vestido De Gallina Foto La 1

Pero los otros participantes, que no han tenido la fortuna de Paula, también han ganado mucho con su participación en MasterChef Junior. Se llevan a casa amigos, sabiduría, experiencia y madurez, entre otras cosas. Si habéis seguido el programa, ya sea en su totalidad o en contadas ocasiones, habréis sido testigos de los muchos y sorprendentes momentos que han vivido.

Jefferson nos ha regalado unos cuantos, algunos divertidos y otros entrañables. Y es que este joven concursante de ocho años ha conquistado a la audiencia de televisión con su expresividad (que no expresiones, aunque eso también), vitalidad, energía y determinación. Nos quedamos con la prueba en la que cocinó junto con su abuelo y que no salió como hubiera esperado.

Un momento duro que le hizo "sentir muy pequeño" y terminar en llanto al tiempo que confesaba que "había defraudado a su abuelo", quien le dio un sabio consejo: "nunca rendirse, con la barbilla bien alta". Poco tardó este momentazo en expandirse como la pólvora por las redes y provocar reacciones de admiración y alabanza entre sus usuarios.

Otros momentos que nos han dejado con la boca abierta han sido aquellos en los que hemos visto a los jóvenes concursantes pelear con abatidores, esferificaciones, nitrógenos y otros utensilios y técnicas de la cocina profesional. Resulta asombroso ver cómo muchos de ellos no levantan un palmo del suelo y ya se manejan como auténticos expertos.

Y cuando de humor se trata, no podemos dejar de mencionar todos y cada uno de aquellos en los que los miembros del jurado tuvieron que salir de su papel para darse una ducha bajo gigantescas mangas pasteleras o aparecer transformados en pitufos, gallinas, granjeros, cantantes famosos o, nuestro favorito, los personajes de la película Grease. Sin palabras.

La participación de la familia suele ser motivo de escenas entrañables y divertidas, pero ninguna como la que protagonizaron anoche los padres de los finalistas. Como si de cerdos asados se tratara, a falta de manzana en la boca, las cabezas de los progenitores aparecieron bajo cuatro campanas rodeadas de frutas y verduras para asombro de sus hijos y de muchos otros. Impagable.

Por último, confieso que mis dos momentos favoritos de MasterChef Junior 4 los ha protagonizado Miguel, el concursante que más polémica ha levantado entre sus compañeros. Pintoresca y peculiar fue la vestimenta elegida para la final, al igual que sus declaraciones sobre ella, solo superada por el momento "kleenex".

  • Eva: - Miguel, ¿quieres un kleenex?
  • Miguel: - ¿Qué es eso?
  • Eva: - Un pañuelito de papel
  • Miguel: - ¿Pa qué?

Y Miguel siguió urgándose la nariz. Sin duda, la mejor conversación de MasterCheaf Junior. Ever. Lástima no haber encontrado su vídeo pues habría sido una manera fabulosa de poner cierre a este post. Hasta la próxima edición de MasterChef Junior.

En Directo al Paladar | Masterchef

Temas
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos