Compartir
Publicidad
Publicidad

Risotto con ceps y espárragos

Risotto con ceps y espárragos
Guardar
0 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Dada la versatilidad del arroz en la cocina, tanto en su modo de cocinarlo como en los ingredientes con los que combinarlo, sumado a las propiedades nutritivas que nos ofrece, se convierte en un ingrediente básico en la despensa. Además podemos acceder a una amplia gama de variedades, pero la ideal para hacer un risotto es el arroz arbóreo. Precisamente ayer compramos un paquete de este arroz italiano en el mercado de alimentos europeos de El Corte Inglés y elaboramos un Risotto con ceps y espárragos.

Los ingredientes 2 vasos de arroz arbóreo, 4 vasos y medio de caldo de pollo, ½ vaso de vino blanco, 80 gramos de espárragos trigueros, 80 gramos de ceps, 1 cucharada grande de mantequilla, 1 cebolla, 60 gramos de queso parmesano, 1 pizca de tomillo, 1 cucharadita de pimienta, aceite de oliva y sal.

La preparación Lava el arroz y escúrrelo y pon el caldo a calentar. Limpia los espárragos, desecha las partes más dura y trocéalos. Ralla el queso parmesano y reserva un poco que cortarás en escamas.

Pela y pica la cebolla y sofríela en una cazuela con la mantequilla y un poco de aceite, cuando empiece a transparentar añade los espárragos cortados y a continuación los ceps y el tomillo, salpimenta al gusto, recuerda que el caldo ya tiene sal. Sofríe unos minutos para después agregar el arroz bien escurrido sofriéndolo también un par de minutos.

Riega el arroz con el vino blanco y sin dejar de remover con una cuchara de madera, espera que se consuma. Con el caldo muy caliente en todo momento, ve regando el arroz con un vaso cada vez, vierte el primero y no dejes de remover con la cuchara de madera, cuando el caldo se haya consumido, vuelve a agregar otro vaso de caldo y así hasta terminar con él mientras el arroz adapta una textura melosa y un brillo sorprendente.

Una vez que haya terminado el caldo, unos 20 minutos, espolvorea el queso parmesano y mezcla bien. Sirve bien caliente y termina repartiendo el queso parmesano en escamas, una pizca de orégano también le viene bien.

La degustación Delicioso risotto con sabor a productos de la tierra. ¡Que aproveche!

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos