Compartir
Publicidad

Espárragos rellenos de gambas y huevo duro: una receta original con la que conquistaréis a vuestros comensales

Espárragos rellenos de gambas y huevo duro: una receta original con la que conquistaréis a vuestros comensales
1 Comentarios
Publicidad
Publicidad

No tengo claro si la gula es buena o mala, porque ser goloso no es bueno pero gracias a ello encontré y decidí preparar esta receta de espárragos rellenos de gambas y huevo duro que encontré en el blog de mi tocaya Maria José. Son tan deliciosos que igual tendríais que preparar el doble de cantidad, os aseguro que no quedará ni uno.

Si queréis que el resultado final sea el mejor, secad bien los espárragos antes de partirlos, pues el agua los ablanda y no quedaría bien esta receta. Por supuesto, los espárragos tienen que ser talla XXL si no queréis perder los nervios rellenándolos. Yo ya os he avisado.

Ingredientes

Para 4 personas
  • Espárragos blancos en conserva lo más grandes posibles 8
  • Huevos hervidos duros 2
  • Langostinos cocidos y pelados 200 g
  • Mayonesa 125 g
  • Kétchup 35 g
  • Sal
  • Aceite de oliva virgen extra (para la bechamel) 3 cucharadas
  • Harina (para la bechamel) 2 cucharadas
  • Leche (para la bechamel) 100 ml
  • Agua de los espárragos (para la bechamel) 200 ml
  • Queso rallado (para la bechamel) 100 g

Cómo hacer espárragos rellenos

Dificultad: Fácil
  • Tiempo total 1 h
  • Elaboración 40 m
  • Cocción 20 m

Empezamos escurriendo los espárragos (sin tirar el agua) y poniéndolos sobre papel de cocina para escurrirlos. Los cortamos longitudinalmente sin llegar al final y los reservamos. Para hacer el relleno picamos muy finos los langostinos. Pelamos los huevos duros y también los picamos.

En un bol, ponemos los langostinos, el huevo duro, un poco de sal, la mayonesa y el ketchup y mezclamos bien. Ponemos los espárragos en una fuente apta para el horno y los rellenamos con cuidado con la ayuda de una cucharilla.

Para hacer la bechamel, ponemos el aceite en una sartén y añadimos la harina cuando esté caliente. Dejamos que se dore un poco y añadimos la leche y el agua de los espárragos que teníamos reservada. Removemos bien con las varillas para que no se formen grumos.

Una vez que la bechamel esté ligada (no tiene que ser muy espesa) la repartimos sobre los espárragos. Sobre la bechamel espolvoreamos el queso rallado y horneamos quince minutos a horno precalentado a 180ºC. Encendemos el grill y lo horneamos otros cinco minutos para que se dore. Servir enseguida.

Paso A Paso

Con qué acompañar los espárragos rellenos de gambas y huevo duro

Os aconsejo servir esta receta de espárragos rellenos de gambas y huevo duro recién sacados del horno, cuando aún están calientes, para evitar que el queso gratinado se vuelva gomoso. Es un plato adecuado tanto para servir de entrante en una comida como de plato en la cena, en este caso lo mejor es acompañarlo de una ensalada completa.

Temas
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Inicio