Compartir
Publicidad

Nueve recetas con moras para saborear el otoño

Nueve recetas con moras para saborear el otoño
Guardar
2 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Pensaba que no iba a ocurrir nunca, pero poco a poco el otoño va haciéndose notar. Y menos mal, porque apetece saborearlo de una vez por todas. Con él llegan alimentos de temporada ricos y sabrosos como las moras silvestres. Las zarzas están repletas de ellas, así que no pierdas el tiempo y sal a coger unas pocas. Nosotros te enseñamos a utilizarlas en estas nueve recetas con moras.

Entre nuestras propuestas hay recetas fáciles y rápidas, recetas para el desayuno, la merienda o el postre, recetas con horno o sin él y mucho más. Estas nueve recetas con moras para saborear el otoño son tan variadas que seguro que encuentras una que se adapte a tu gusto y con la que esperamos que aciertes de pleno. ¿Las vemos?

Crema de cheesecake de yogur y moras

Empezamos el recorrido con una receta de postre fácil y rápida, de esas que hay que tener a mano para momentos de apuro. Presentamos esta crema de cheesecake de yogur y moras en vasito y para comer con cuchara, pero también se puede congelar y hacer con ella unos ricos polos cremosos.

Chupitocheesecakedemoras 1024 Ma
  • Ingredientes para 12-14 raciones: 150 g de moras, 15 g de azúcar granulado, 280 g de queso crema, 2 cucharadas de leche, 1 yogur natural griego sin azucarar, 80-100 g de azúcar glas y más moras para decorar.

  • Elaboración: Lavamos bien las moras, sobre todo si son silvestres y las hemos cogido nosotros de las zarzas. Las secamos bien dejando que escurran todo el agua y extendiéndolas sobre papel absorbente. Guardamos para utilizar en esta o cualquier otra elaboración o, incluso, para congelarlas. Ponemos las moras en un cacito y agregamos una cucharada de agua y el azúcar granulado. Cocemos a fuego muy suave durante 10 minutos, removiendo y aplastando con un tenedor de vez en cuando para que se rompan un poco. Retiramos del fuego y dejamos atemperar. Mezclamos el queso crema con el yogur, la leche y el azúcar glas. Recomendamos no agregar todo el azúcar de golpe sino en varias tandas, para así poder ajustar el punto de dulzor a nuestro gusto. Incorporamos las moras, removemos ligeramente y vertemos en vasitos de chupito. Dejamos enfriar en la nevera hasta el momento de servir.

Enlace | Crema de cheesecake de yogur y moras

Clafoutis de moras y cerezas blancas

Una de las recetas más tradicionales de la cocina francesa es el clafoutis de cerezas, pero nos ha apetecido darle aires nuevos usando una variedad poco común de cerezas y añadiendo moras. El resultado es un clafoutis de moras y cerezas blancas que quita el hipo. Para no perdérselo.

1366 2000 2
  • Ingredientes para un molde de 20 cm: 3 huevos L, 50 g de azúcar, ralladura de limón, 150 ml de leche de almendras, 1/2 cucharadita de esencia de vainilla, 1 pizca de sal, 70 g de harina de garbanzos, 125 g de moras, 50 g de cerezas blancas, azúcar glasé.

  • Elaboración: Precalentar el horno a 175ºC y engrasar ligeramente un molde de tarta redondo. Lavar y secar bien las moras y cerezas. Trocearlas en piezas no muy pequeñas, desechando el hueso de las cerezas. Distribuir encima del molde. Colocar los huevos y el azúcar en un cuenco y batir con batidora de varillas. Añadir un poco de ralladura de limón, la leche, la vainila y la sal, y batir un poco más. Agregar la harina de garbanzos y batir hasta tener una mezcla sin grumos. Echar con cuidado la masa líquida sobre las frutas. Hornear durante unos 30-35 minutos, hasta que se haya dorado y al pinchar con un palillo salga limpio. Esperar a que se enfríe antes de decorar con azúcar glasé.

Enlace | Clafoutis de moras y cerezas blancas

Crema gratinada con moras

Sacamos la cuchara de nuevo para degustar esta fruta otoñal en forma de crema gratinada con moras. Un dulce para golosos que, tras la primera cucharada, pone muy difícil eso de parar. Un vicio en toda la regla, pero alguno hay que tener ¿no?

1366 2000 5
  • Ingredientes para cuatro raciones: 500 ml de leche entera, 4 yemas de huevo, 100 gr de azúcar, 20 gr de almidón de maíz o maicena, 1 cáscara de limón, 1 ramita de canela, moras, piñones y azúcar extra para adornar.

  • Elaboración: Hervimos lentamente la leche junto a la cáscara de limón y la canela. Retiramos del fuego un momento y tapamos. Aparte batimos las yemas con el azúcar, lo justo para que se mezclen. Agregamos la maicena y unimos bien para que no quede ningún grumo. Echamos esta preparación a la leche, ponemos de nuevo al fuego lentamente, y sin dejar de remover cocemos hasta que espese. Vertemos la crema en los vasos de presentación. Repartimos por encima las moras, espolvoreamos con azúcar y gratinamos, bien con el grill del horno o con soplete. Adornamos con piñones si se desea.

Enlace | Crema gratinada con moras

Mermelada de moras silvestres

Para los amantes de los desayunos a base de tostadas con mermelada, esta de moras silvestres es un "must". Dedicar una mañana a pasear por el campo y recogerlas, para pasar la tarde elaborando la mermelada de moras silvestres es un doble placer del que nos gusta disfrutar cada otoño. Y la recompensa salta a la vista.

Mermeladademorasymanzana 1024 Ma
  • Ingredientes para dos tarros: 700 g de moras, 210 ml de agua, 2 manzanas golden pequeñas, 1 limón y 480-500 g de azúcar.

  • Elaboración: Comenzamos lavando las moras a conciencia bajo un chorro de agua fría y dejándolas escurrir sobre un colador. Las trituramos junto con el agua, ya sea en thermomix, en otro robot de cocina o con una batidora de mano hasta conseguir un puré homogéneo. Pasamos el puré por un colador de malla fina. Si nos ayudamos de un cazo de servir sopas y cremas, removiendo y presionando contra el colador, nos resultará más sencillo. Con esto conseguimos deshacernos de las pepitas de las moras que resultan un poco molestas en boca. Obtendremos unos 525 g de moras trituradas. Exprimimos el limón, del que solo usamos el zumo. Pelamos las manzanas y las rallamos con un rallador grueso. Obtendremos unos 175 g de manzana rallada, aunque si es un poco más o un poco menos no pasará nada. Cocemos el puré de moras junto con el zumo de limón, la manzana rallada y el azúcar. Si usamos thermomix, la programamos durante 30 minutos, velocidad 2 1/2 y temperatura 100 ºC. Si optamos por el método tradicional, lo hacemos en una cacerola a fuego medio-bajo durante 30 minutos y removemos de vez en cuando durante el proceso para evitar que se agarre a la base. Una vez lista la mermelada, rellenamos los botes con ayuda de un colador, dejamos que se enfríe y la guardamos en la nevera hasta el momento de consumirla.

Enlace | Mermelada de moras silvestres

Pastel de moras con buttermilk

Que no os eche para atrás lo de "buttermilk", pues este es un ingrediente que se puede hacer en casa con leche y limón y en un abrir y cerrar de ojos. Aporta un toque ligeramente agrio al pastel y una textura muy jugosa, al tiempo que potencia los sabores del resto de ingredientes. Una delicia.

1366 2000 10
  • Ingredientes para un molde de 28 cm: 2 huevos L, 60 gr de mantequilla sin sal, 350 ml de buttermilk, 75 gr de azúcar moreno, 1/2 cucharadita de esencia de vainilla, 100 gr de harina, 200 gr de harina integral, 1 cucharada de levadura química (impulsor), 1/2 cucharadita de sal, un buen puñado de moras, azúcar extra para espolvorear.

  • Elaboración: Precalentar el horno a 200ºC y engrasar un molde redondo bajo de unos 28 cm de diámetro. Derretir la mantequilla y dejar que se enfríe un poco. Batir con ayuda de unas varillas manuales los dos huevos con el buttermilk, el azúcar moreno y la vainilla; añadir la mantequilla y batir un poco más. En otro recipiente más grande, mezclar las harinas con la levadura y la sal. Formar un hueco e incorporar la primera preparación, mezclando con suavidad usando una espátula o cuchara de madera. Repartir la masa sobre el molde, igualando la superficie. Distribuir las moras por encima y espolvorear con un poco de azúcar, al gusto. Hornear durante unos 20-25 minutos, hasta que al pinchar con un palillo salga limpio. Dejar enfriar antes de servir.

Enlace | Pastel de moras con buttermilk

Tarta de almendra y moras

Cuando tenemos deseos irrefrenables de dulce, un trozo de esta tarta de almendra y moras es un bálsamo excelente. La almendra, el hojaldre, la mora y el huevo combinan a la perfección y proporcionan un acompañamiento fabuloso a ese te o café de media tarde.

1366 2000 9
  • Ingredientes para un molde de 23 cm: 1 lamina de masa quebrada refrigerada, 100 g de mantequilla a temperatura ambiente, 100 g de azúcar, 2 huevos tamaño M, 100 g de harina de almendra o almendra molida, 1 cucharada de harina, 160 g de moras, 30 g de almendra laminada.

  • Elaboración: Precalentamos el horno a 180 grados. Estiramos la masa en un molde desmontable redondo y la pinchamos con un tenedor. La metemos en el congelador durante diez minutos y horneamos 15 minutos. Retiramos del horno y preparamos el relleno. Batimos en un bol la mantequilla a temperatura ambiente con el azúcar, los huevos, la almendra molida y la cucharada de harina normal. Repartimos por la base de la tarta, añadimos las moras por toda la superficie. Espolvoreamos la almendra laminada por encima y horneamos 20 minutos aproximadamente o hasta que la superficie esté dorada.

Enlace | Tarta de almendra y moras

Hojaldres con mascarpone y reducción de moras

Al igual que con la anterior receta, el hojaldre hace aparición de nuevo para ofrecer una alternativa divertida y original en la que utilizar nuestras moras. La forma de molinillo de estos hojaldres con mascarpone y reducción de moras es desenfadada y diferente, genial para sorprender.

1366 2000 1
  • Ingredientes para seis hojaldres: 1 plancha de hojaldre fresco, 200 g de moras frescas, 30 ml de agua, 15 ml de zumo de limón, 45 g de azúcar, queso mascarpone, azúcar moreno para espolvorear, clara de huevo para sellar y barnizar.

  • Elaboración: Lavamos las moras. En un cazo ponemos el agua, el zumo de limón, el azúcar y las moras y llevamos a ebullición. Dejamos cocer a fuego medio durante 10 minutos, meneando de vez en cuando en cazo, hasta que tengamos una especie de almíbar con moras. Retiramos del fuego y dejamos enfriar. Calentamos el horno a 220º con calor arriba abajo. Estiramos la lámina de hojaldre sobre una bandeja apta para horno. Dividimos la masa en seis cuadrados iguales con un cuchillo bien afilado. Cortamos a la mitad cada esquina del cuadrado sin llegar al centro. En el centro de cada cuadrado ponemos queso mascarpone al gusto, encima parte de la reducción de moras y llevamos hacia el centro las cuatro esquinas alternas de cada porción de hojaldre para formar un molinillo, si queremos dar la misma forma que veis en la imagen. También podéis doblar como más os guste. Sellamos con un poco de clara de huevo, pincelamos toda la superficie y espolvoreamos con azúcar moreno. Horneamos hasta que el hojaldre esté ligeramente dorado y haya subido, el tiempo dependerá de cada horno. Tomamos caliente.

Enlace | Hojaldres con mascarpone y reducción de moras

Bizcocho de moras y limón

No puede faltar un bizcocho en nuestro recopilatorio, sobre todo si es un bizcocho de moras y limón. Dos sabores que funcionan y combinan a la perfección y que se integran de maravilla con la masa del bizcocho. Dan ganas de ponerse a hacerlo ya mismo.

1366 2000 3
  • Ingredientes para un bizcocho de 20 cm: 175 g de mantequilla blanda, 175 g de azúcar, 3 huevos M, ralladura de limón, 200 g de harina, 10 g de levadura química (Royal), 25 g de almendra picada, moras.

  • Elaboración: Calentamos el horno a 180º con calor arriba abajo. Batimos la mantequilla con el azúcar y la ralladura de limón hasta obtener una crema suave. Agregamos los huevos uno a uno, integrando bien el primero antes de añadir el siguiente. Mezclamos la harina con la levadura y la almendra picada y lo unimos con cuidado a la masa. Por último repartimos las moras congeladas por todo el bizcocho y vertemos la masa en un molde engrasado de unos 20 centímetros. Horneamos hasta que el bizcocho esté hecho, unos 45 minutos más o menos, dependiendo del horno. Podemos comprobar la cocción con un palillo pinchando en el centro del mismo. Si el palillo sale limpio, sacamos el bizcocho del horno y dejamos enfriar antes de consumirlo.

Enlace | Bizcocho de moras y limón

Pastel de queso ricotta y moras

Terminamos con un delicioso pastel de queso ricotta y moras que no hace más que gritar "cómeme" a través de la foto. Es sabroso, jugoso y muy reconfortante, la clase de bocado que queremos saborear cuando nos entra la nostalgia y el ánimo nos falla. Un híbrido entre tarta de queso y bizcocho con el que triunfar.

1366 2000 7
  • Ingredientes para un molde de 22 cm: 125 gramos de harina con levadura incorporada (especial bizcochos), 175 gramos de mantequilla a temperatura ambiente, 3 huevos tamaño L separados yemas y claras, 175 gramos de azúcar blanquilla, 250 gramos de ricotta y 125 gramos de moras.

  • Elaboración: Precalentamos el horno a 180ºC. Enmantequillamos y salpicamos con harina el molde. Batimos con una batidora de varillas la mantequilla y el azúcar hasta que haya doblado su volumen y se haya puesto como una crema pálida. Mezclamos las yemas ligeramente batidas y el queso ricotta desmenuzado. Batimos las claras a punto de nieve hasta que formen picos. Las añadimos cuidadosamente a la mezcla anterior junto con la harina con levadura. Vertemos una capa no muy gruesa de la mezcla en el fondo del molde. Colocamos unas moras. Repetimos la operación hasta acabar la masa, reservando unas moras para la decoración final. Horneamos 35 minutos aproximadamente o hasta que al pincharlo con una brocheta esta salga limpia. Dejamos reposar unos diez minutos antes de desmoldar y transferir a una rejilla para su enfriado.

Enlace | Pastel de queso ricotta y moras

En Directo al paladar | Mermelada de moras y semillas de chía. Receta fácil y saludable que querrás comer a cucharadas
En Directo al paladar | 11 ensaladas con granada para dar la bienvenida al otoño

Temas
Publicidad
Publicidad
Publicidad

Ver más artículos