Compartir
Publicidad
Publicidad

Quenelles de brandada sobre crema de salmorejo. Receta con Thermomix para lucirse sin esfuerzo

Quenelles de brandada sobre crema de salmorejo. Receta con Thermomix para lucirse sin esfuerzo
Guardar
2 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Puede que afirmar que "quien tiene un Thermomix, tiene un tesoro" sea un poco exagerado, pero hay ocasiones en las que no puedo evitar creerlo. Una de esas ocasiones se me ha presentado hoy cuando, en menos de 15 minutos, he tenido listas estas quenelles de brandada sobre crema de salmorejo. Una receta para lucirse sin esfuerzo alguno.

Obviamente, cualquiera de las dos elaboraciones que contiene este plato se puede hacer con cualquier otro robot de cocina, con batidora eléctrica o a la manera tradicional. Los tiempos cambiarán ligeramente, pero no aumentarán en exceso. Por ello, si os gusta el aspecto de estas quenelles de brandada sobre crema de salmorejo, no tenéis excusa para no poneros manos a la masa.

Ingredientes para seis personas

  • Para la brandada de bacalao: 300 g de migas de bacalao desalado, 100 g de aceite de oliva virgen extra, 1 diente de ajo, 30 g de leche, pimienta blanca y sal.
  • Para la crema de salmorejo: 600 g de tomate cherry, 1/2 diente de ajo, 100 g de pan del día anterior, 15 g de vinagre de manzana, 30 g de agua, 75 g de aceite de oliva virgen extra, 3 g de sal (media cucharadita) y azúcar o miel (opcional).

Cómo hacer quenelles de brandada sobre crema de salmorejo

Comenzamos por la brandada de bacalao y, para que el proceso sea rápido, optamos por utilizar migas de bacalao desalado, sin piel y sin espinas. Son más baratas que cortes más grandes de bacalao y, como las vamos a triturar, no notaremos la diferencia. No obstante, se pueden utilizar lomos, solomillos o la parte que más nos guste.

En el vaso de Thermomix vertemos el aove junto con el diente de ajo y programamos seis minutos, temperatura Varoma, velocidad tres y medio. Bajamos los restos de las paredes con ayuda de una espátula. Agregamos el bacalao desalado y programamos, de nuevo, un minuto, temperatura Varoma, velocidad cuatro.

A continuación, trituramos durante un minuto en velocidad progresiva, de cuatro a seis. Por último, agregamos la leche y mezclamos unos segundos, velocidad seis máximo, durante treinta segundos o hasta que veamos que hemos obtenido una masa homogénea. Salpimentamos al gusto.

Lavamos el vaso de Thermomix antes de triturar los tomates cherry junto con el ajo y la sal durante 30 segundos, velocidad cinco. Bajamos los restos de las paredes con una espátula y agregamos el pan, troceado, el vinagre de manzana y el agua. Programamos 30 segundos, velocidad cinco y, a continuación, 2 minutos, velocidad 8.

Por último, con el robot en funcionamiento a velocidad cinco, incorporamos el aove por el bocal. Una vez incorporado todo el aove, cubrimos el bocal con el cubilete y programamos 2 minutos a velocidad 10 para que la mezcla emulsione y quede cremosa. Probamos y rectificamos de amargor con un poco de azúcar o miel hasta conseguir el punto deseado.

Conservamos ambas preparaciones en la nevera hasta el momento de servir. Repartimos la crema de salmorejo en seis platos hondos, cubriendo la base. Tomamos porciones de brandada y formamos las quenelles, utilizando dos cucharas soperas y pasando la brandada de una a otra. Colocamos dos quenelles en cada plato y decoramos con cebollino, perejil u otras hierbas.

Salmorejocherriescoll1024m

Tiempo de elaboración | 15 minutos
Dificultad | Muy fácil

Degustación

Podemos servir las quenelles de brandada sobre crema de salmorejo, como primer plato de una comida completa, o a la hora de la cena, como plato único. Se puede tomar frío o a temperatura ambiente, según nuestras preferencias. Es un plato lleno de nutrientes, pero con un alto contenido de grasa, por lo que conviene ser moderado con su consumo.

En Directo al paladar | Bacalao a la Zé do Pipo. Receta
En Directo al paladar | Cuscús negro con corvina a la plancha. Receta para lucirse sin esfuerzo

Temas
Publicidad
Publicidad
Publicidad

Ver más artículos