Publicidad

Lidl lanza ‘Listo para comer’, su apuesta para competir con Mercadona en la comida para llevar (con el mismo nombre)

Lidl lanza ‘Listo para comer’, su apuesta para competir con Mercadona en la comida para llevar (con el mismo nombre)
1 comentario

Publicidad

Publicidad

La cadena de supermercados alemana Lidl ha presentado su nueva línea de platos preparados, que se sirve ya en cuatro tiendas de Madrid, y busca competir directamente con la propuesta que inauguró en verano Mercadona. Tanto es así que le han puesto exactamente el mismo nombre: Listo para comer.

El servicio, no obstante, es distinto al de la cadena de Juan Roig. En Lidl, fieles a su estilo, no habrá un mostrador donde pedir la comida. Tampoco habrá espacio para comer en los supermercados, como sí ocurre en Mercadona.

La oferta gastronómica incluye 14 nuevas comidas preparadas, distribuidas en platos fríos y calientes, con un precio que oscila entre los 1,19€ y los 2,99€. En definitiva, se puede comer un primero y un segundo por entre 4 y 6 euros.

Platos para todos los públicos

Entre los platos fríos, empaquetados en barquetas de plástico aptas para el microondas, se ofrecerán albóndigas con salsa jardinera, ensaladilla rusa y croquetas de jamón ibérico, risotto, macarrones a la boloñesa y paella. Se trata de platos que brinda a Lidl el proveedor Bo De Debò, fabricante de los platos preparados de otros gigantes como Carrefour, El Corte Ingles, Condis o Alcampo.

La sección de preparados calientes contiene medio pollo asado y platos inspirados en recetas clásicas ‘made in USA’, con dos opciones de hamburguesas: la más clásica ‘cheeseburger’ y la más novedosa ‘BBQ Beef Burger' (ambas al precio de 1,19€), además de ‘chicken nuggets”, ‘wrap Sloppy Joe’ (carne de ternera ligeramente sazonada, con hortalizas frescas y queso) y ‘chicken crispies’ o alitas picantes, platos que, según ha anunciado la cadena en nota de prensa, solo se pueden encontrar dentro de esta categoría en Lidl.

Entre los platos calientes también se ofrece una alternativa vegetariana: el ‘wrap de falafel’.

 Limboagency Lidl 20200115 0006

La cadena quiere comprometerse con la frescura de estos platos para llevar y asegura que Los platos que se ofrecen en las bandejas calientes no permanecen más de 4 horas en la estantería y, en caso de exceder ese tiempo, serán devueltas a cocina en el punto de venta. La preparación previa, que se lleva a cabo en la propia tienda, se hace dos veces al día, pudiéndose adquirir el producto a partir de las 12:30 y a partir de las 18:00, facilitando así que los momentos de consumo sean en la comida y/o en la cena. Las bandejas frías, en cambio, permanecen dispuestas en la sección de nevera hasta su consumo.

La sección Listo para comer está ya habilitada en cuatro Lidl de la Comunidad de Madrid: en Pavones (Moratalaz) y García Noblejas en la capital, y los de Avenida San Pablo (Coslada) y Alcorcón-Rivota y, a lo largo del 2020, la iniciativa se extenderá a otras tiendas Lidl de España.

Imágenes | Lidl En Directo al Paladar | Lidl es la primera cadena de España que deja de vender huevos de gallinas enjauladas
En Directo al Paladar | Lidl se apunta a la venta online también de alimentación y productos frescos

Temas

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Inicio

Explora en nuestros medios