Compartir
Publicidad

Glorias de yema. Receta de navidad

Glorias de yema. Receta de navidad
6 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Muchos son los bocaditos dulces que se pueden degustar en navidad, algunos como estas glorias de yema, un clásico en casi todas las pastelerías por estas fechas.

Y es que estos pastelitos que se funden en la boca son ideales para picotear como postre los amantes de la yema y el mazapán, ya que combinan estas dos preparaciones típicas navideñas. Quizá llevan un poquito de tiempo y son entretenidos de hacer, pero su sabor casero y a buenos ingredientes compensan el trabajo.

Ingredientes

Para 6 personas
  • Azúcar (para la masa) 195 g
  • Agua (para la masa) 70 ml
  • Harina de almendra (para la masa) 150 g
  • Leche condensada (para la masa) 35 g
  • Mantequilla (para la masa) 30 g
  • Azúcar glas (para la masa) 60 g
  • Huevo (para el relleno) 100 g
  • Azúcar (para el relleno) 100 g
  • Agua (para el relleno) 45 ml
  • Maicena (para el relleno) 5 g

Cómo hacer glorias de yema

Dificultad: Media
  • Tiempo total 1 h
  • Elaboración 1 h

Comenzaremos preparando el relleno. Para ello mezclamos el azúcar con la Maicena y le añadimos el huevo batido haciendo una papilla. En un cazo calentamos ligeramente el agua y le añadimos la papilla anterior, ponemos a cocer hasta que hierva removiendo sin parar para que no se pegue.

Una vez que ha hervido y espesado, lo pasamos a un bol y lo tapamos con un film de cocina bien pegado a la crema. Reservamos en fresco o en la nevera. Para la masa de las glorias necesitaremos un termómetro de cocina. Ponemos en un bol amplio la harina de almendra con la leche condensada, mezclando todo con una cuchara de madera o en un robot de cocina con accesorio pala. Reservamos.

Después comenzaremos mezclando el agua y el azúcar, lo ponemos en un cacito a fuego fuerte a cocer hasta que el termómetro nos marque 115 grados centígrados.

Glorias

Entonces echamos este almíbar a chorro fino sobre la mezcla de almendra y leche condensada, removiendo para integrarlo bien a mano o con el robot,hasta que se forme una masa blanda, pero maleable. Añadimos cuando este templada la mantequilla y terminamos de integrarla.

Retiramos del bol, la unimos bien encima de la encimera espolvoreada de azúcar glas y la enfilamamos con film de cocina hasta que termine de templar.

Vamos estirando la masa con un grosor de dos milímetros aproximadamente y cortando círculos con un cortador de galletas de unos ocho centímetros de diámetro. Ponemos la crema de yema en una manga pastelera desechable y hacemos un punto de crema en el centro del círculo de masa. Plegamos como en las fotos y disponemos las glorias en una bandeja.

Glorias2

Cuando hayamos terminado las espolvoreamos con azúcar glas y las requemamos en su superficie con un soplete de cocina.

Con qué acompañar las glorias de yema

Las glorias de yema son una especialidad que suele gustar a casi todo el mundo aunque no sea muy amigo del mazapán, pues tienen un sabor suave y tampoco en exceso dulce, a diferencia de otras preparaciones navideñas. Son ideales para servir como postre o para hacer un regalo a nuestros familiares y amigos en estas fiestas.

En Directo al Paladar | Nevaditos caseros. Receta de navidad
En Directo al Paladar | Pastel de cabracho. Receta de navidad

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio