Cómo hacer pasta fresca de colores (y sabores)

Sigue a

Pasta nero di sepia

Seguimos haciendo pasta fresca en nuestro curso de cocina. Hoy aprenderemos a cómo hacer pasta fresca de colores, aunque también habría que decir y sabores.

La receta que he elaborado hoy son unos espaguetis negros que se realizan con tinta de sepia. Aunque podemos elaborar pasta fresca de más colores: violeta con remolacha, rojo con tomate, verde con espinacas, etc.

De momento, para hacer la pasta fresca negra vamos a necesitar los siguientes ingredientes: 3 huevos, 250 gr de harina y un sobrecito de tinta de sepia o calamar, esto viene a ser unos 4 gramos.

Cómo hacer pasta fresca de colores

Como en anteriores ocasiones la masa es muy sencilla, solo hay que trabajarla bien y dejarla reposar para que nos quede genial. En este caso podemos prepararla de dos formas, la más sencilla es como yo no lo he hecho, por puro despiste la verdad. Pero es la que os voy a enseñar.

Cogemos el sobrecito de tinta de sepia o calamar y lo disolvemos con tres o cuatro cucharadas de agua, esto lo mezclaremos con los huevos y lo batimos ligeramente para mezclarlo. Una vez que tengamos esto lo añadimos a la harina y removemos bien para después amasar. Lo mejor es amasar durante unos 5 minutos o 10, la masa debe despegarse de la mesa y de las manos.

Dejamos reposar durante una media hora la masa tapada con film y después pasamos a estirar como de costumbre. Desde el número más grueso hasta el más delgado. Para que pase bien después por el rodillo cortador de espaguetis lo mejor es llegar al número 2, pero si os gustan más finos podéis llegar al 1. Luego solo queda pasarlo por cortador de espaguetis.

Ponemos un palo de encimera a encimera y ponemos los espaguetis tendidos, como si fuese ropa.

Cómo hacer pasta de colores y sabores

Otras pastas frescas de colores

Lo que más me gusta de este tipo de masa en concreto es el buen sabor que tiene a sepia, con diferencia es de las pastas que más sabor y color consiguen. Para otro tipo de pasta fresca con otros colores debemos hacer purés con los ingredientes. Por ejemplo, con la remolacha no hay casi problema, ya que da mucho color y podemos utilizar poca. Una vez cocida la remolacha la pasamos por el pasa purés y listo. Con el tomate, lo mejor es hacer una salsa sin muchos condimentos y espesarla bien dejándola cocer buen rato. Con las espinacas tendremos que quitarles bien el agua prensándolas. De lo que se trata es de añadir color y sabor pero no agua a la masa.

Hoy he elaborado con nuestra pasta fresca negra una receta muy sencilla. Después de cocerlos en agua con sal durante dos o tres minutos, depende el grosor, los he salteado con un poco de ajo y acompañado de salsa de guindilla (suave).

En Directo al Paladar | Cómo hacer pasta fresca. Los raviolis
En Directo al Paladar | Cómo hacer pasta fresca. La receta

Los comentarios se han cerrado

Ordenar por:

9 comentarios