Compartir
Publicidad

¿Qué te niegas a probar rotundamente?: La pregunta de la semana

¿Qué te niegas a probar rotundamente?: La pregunta de la semana
Guardar
15 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Hoy presentamos la nueva pregunta de la semana. Alguien me estaba preparando la cena del otro día, era una sorpresa lo que me pondrían en el plato y el anfitrión me pregunto que no debía cocinar para mí. Me paré un momento y dando un repaso mental a mis posibles aversiones gastronómicas, me di cuenta que en los últimos años he probado multitud de cosas que antes era impensables para mí, sin embargo todavía hay una cosa con la que no puedo, que es superior a mis fuerzas y le tuve que contestar - no se te ocurra ponerme sesos en un plato -. Estoy convencida que a pesar de que casi todos los aficionados a la buena gastronomía presumimos de probarlo todo, todavía nos queda algo que nos negamos a probar rotundamente.

¿Qué te niegas a probar rotundamente?

He sentido una gran curiosidad por saber que cosas son inaceptables para vuestros paladares, dejando el tema de alergias a parte por supuesto. Como siempre, invitamos a todo el mundo a que dejéis vuestra opinión en la sección respuestas, en la pregunta ¿Qué te niegas a probar rotundamente?. La semana que viene, veremos cuál de las respuestas recibidas por esta pregunta, ha sido la más valorada.

Respuesta de la semana pasada ¿Cómo apetece más la fruta, fresca o cocinada?

Hemos recibido multitud de respuestas, no solo en los comentarios, sino también a través de nuestra página de facebook y twitter y podemos decir que la gran mayoría se decantan por la fruta fresca, aunque no le hacen ascos y valoran la fruta cocinada. No ha habido una respuesta especialmente valorada por el resto de comentarista, ha habido un par de ellas que me han llamado la atención la primera que ha escrito María Antonia Ramos Rodríguez, por qué creo que refleja en líneas generales el pensamiento de la mayoría y la segunda escrita por guzy por qué me ha parecido un entrañable recuerdo.

Me encanta la fruta fresca, de temporada. Sin embargo, últimamente, opto por la fruta cocinada, ya que padezco problemas digestivos. Me sienta mejor así; supongo que la cocción contrarresta su acidez.
Sin dudarlo la fruta fresca y si el fresco es natural mejor que mejor…...ummm qué rica la fruta recién cogida del árbol por las mañanas cuando aún no le ha dado el sol y aquella sandía que metía mi abuelo en el pozo cuando nos reuniamos toda la familia en la casa de campo…........riquisima!!!

Sería interesante poder leer vuestras respuestas en la pregunta de esta semana y ver que "desagradables" y "horribles" cosas o negáis a probar.

En Directo al Paladar | ¿Qué te niegas a probar rotundamente?

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos