Compartir
Publicidad

Revuelto de ajetes y gulas. Receta

Revuelto de ajetes y gulas. Receta
Guardar
7 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Después de que la Nochebuena y la Navidad pasaran por mi cocina como un huracán, he quedado con tal confusión mental que ya no sé en que día vivo. Hoy creía que era lunes y ayer que era viernes. Mi cocina parece la isla de Perdidos, en la que todo es posible y nada es lo que parece; y aún queda la gran cena de Nochevieja, nueve almas que sentar en la mesa.

Todo este discurso tiene mucho que ver con el revuelto de ajetes y gulas que he cocinado hoy, ya que después de tanto despiste resulta que tenía poca cosa en mi despensa y después de rebuscar, para poder ofrecer a mi familia un primer plato digno, unos huevos, unas gulas y unos ajetes congelados han venido en mi ayuda. Benditos sean.

Ingredientes para tres personas

Cinco huevos de corral, 300 grs. de ajetes congelados (si son frescos mucho mejor), una chalota, 250 grs. de gulas, aceite de oliva y sal.

Elaboración del revuelto de ajetes y gulas

Picamos finamente la chalota y la pochamos en una sartén con un chorro de aceite. Añadimos los ajetes y cocinamos a fuego medio hasta que estén tiernos. Añadimos las gulas y revolvemos hasta que estén bien calientes. Batimos los huevos ligeramente y salamos, solo hace falta que las yemas rompan, así podremos disfrutar de un sabor más puro a huevo.

Ponemos el huevo en la sartén y bajamos el fuego, sin dejar de remover, hasta que el huevo cuaje ligeramente pero sin perder la textura casi líquida.

Tiempo de elaboración | 30 minutos Dificultad | baja

Degustación

Sentada a la mesa, mi familia ignoraba el apremio de este revuelto de ajetes y gulas; incautos, me imaginaban haciendo la compra y pensando en el fabuloso primer plato del domingo... Y gustó mucho. A mí, consciente del proceso y de la urgencia, me gustó aún más: el sabor y la textura del huevo de corral acariciando gulas y ajetes por igual hacían que este plato entrara bien por los ojos, y aún más por la boca.

Mientras lo comía no podía dejar de pensar que sería una buena tapa, bien sobre una tosta de pan a la brasa o sobre una cucharilla de aperitivo.

En Directo al Paladar | Revuelto de morcilla asturiana. Receta En Directo al Paladar | Revuelto de patatas con jamón. Receta

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos