Compartir
Publicidad

Tarta tatin de queso de cabra. Receta

Tarta tatin de queso de cabra. Receta
Guardar
5 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Hace una semana, preparé una receta de tarta tatin de tomate y mozzarella que realmente no lo era, pues la preparé boca arriba, y aunque el libro de recetas en el que la miré era exclusivo de tartas tatin, se me quedo la espinita clavada de cocinar una que lo fuera de todas todas.

A pesar de que las tartas tatin son en su mayoría dulces, a mi el dulce me tienta en la mesa más que en la cocina, así que me he decantado por esta deliciosa tarta tatin de queso de cabra. Una receta perfecta para cualquier momento del día, y que os conquistará al primer bocado.

Ingredientes para 4 personas

250gr de masa de hojaldre, 350gr de rulo de queso de cabra, 800gr de tomate triturado, 200ml de nata, 2 cebollas tiernas, 2 huevos, albahaca, aceite y sal.

Tarta tatin de cabra - ingredientes

Cómo hacer tarta tatin de queso de cabra

La receta no es demasiado complicada de preparar, aunque como todas, tiene algún paso más delicado que otro. En este caso, lo más complicado es cortar el rulo de queso de cabra en rodajas lo más finas posible, lo cual es harto complicado dado la fragilidad del mismo, así que no os crucifiquéis si se os rompe alguno, pues la mitad ha de ir a rodajas y la otra mitad troceado.

Antes de aventurarnos a cortar el queso, habremos puesto el tomate a freír con un poco de aceite junto con las cebollas tiernas picadas. Debemos dejarlo hacerse a fuego fuerte, removiendo con cuidado para que no se queme, hasta que se quede una salsa más bien espesa.

Una vez hemos cortado el queso, disponemos las rodajas sobre el molde previamente untado en aceite, de forma que ocupen la superficie de forma homogénea. Después, en un cuenco grande, batimos los dos huevos y los mezclamos con la nata y el queso troceado, añadimos también la salsa de tomate y removemos bien.

Tarta tatin de cabra - elaboración

Ahora ya solo queda verter la salsa sobre el molde y tapar este con la masa de hojaldre. Antes de meter la tarta tatin en el horno precalentado a 225º, podemos practicarle unos pequeños agujeros con el tenedor, para que pueda respirar y la masa no se hinche demasiado.

Tras 25 minutos en la zona media del horno y 10 más en la parte inferior, ya tendremos nuestra tarta tatin de queso de cabra lista para desmoldar. Puede que al hacerlo, la tarta no resulte muy atractiva, así que os recomiendo alisar la superficie con ayuda de un tenedor y espolvorear un poco de albahaca, así mejorará mucho su aspecto.

Tiempo de elaboración | 1 hora
Dificultad | Media

Degustación

La tarta tatin de queso de cabra se puede comer tanto caliente, como tibia o fria. La he probado de las tres maneras y tibia es la que más me convence, pues la salsa cuaja un poco más y se disfruta más de su sabor, aunque caliente y fría también está deliciosa. Tan solo una advertencia, comedla con hambre porque no es en absoluto una receta ligera, aunque si queréis aligerarla, podéis quitarle parte de la nata y el queso y algo de tomate.

En Directo al Paladar | Tarta tatin de tomate y mozzarella. Receta
En Directo al Paladar | Receta de tartaleta de atún y cebolla caramelizada

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos