¿De dónde proceden estas lentejas?

Síguenos

de dónde son estas lentejas

Contrastando con el auge de la cocina de temporada, con la preferencia de los consumidores por los alimentos de proximidad a la zona donde se usan, he comprobado que muchos productos que compramos habitualmente, provienen de lugares muy lejanos a nuestra tierra. Todo surgió al revisar un paquete de legumbres, cuando me pregunté, ¿de dónde proceden estas lentejas?

Como véis en la imagen, estas lentejas, como casi todas las que venden en el supermercado, provienen de los Estados Unidos de América. Incluso he visto paquetes con la etiqueta de “lentejas castellanas“ que sin embargo provienen de Canadá. Con tal noticia, me puse a revisar los productos que tenía en mi despensa, y la sorpresa fue grande, pues una gran parte de lo que tenía, venía de países más o menos lejanos.

Parte del arroz que tengo en casa proviene de Tailandia, aunque es de una marca nacional; un paquete de espárragos verdes frescos indica que éstos vienen de Perú. Hay frutas de Costa Rica y de Ecuador, y no estoy hablando de piña tropical o mango, sino de manzanas comunes y uvas de mesa.

Me pongo a mirar las latas, y aunque me alegra ver que tengo bastantes de conservas de Galicia, Navarra y Cantabria, descubro que los pimientos del piquillo para rellenar, vienen de Perú, mientras que unas yemas de espárragos de marca blanca, que fabrica otra marca nacional, proceden de China.

Tengo también unos mejillones en escabeche, que vienen de Chile y creo que yo soy de los que mira lo que compra, así que si esto es lo que encuentro en mi despensa, me pregunto qué habrá en las despensas de la gente que hace la compra con menos tiempo y lo hace en grandes superficies.

Países de procedencia de los alimentos

Además, es preocupante lo incongruente de esta situación. Algunos de nuestros alimentos, en especial los de la huerta, los exportamos al Reino Unido, Países Bajos y Alemania, y a continuación, nosotros los importamos desde Marruecos. La carne que abastece los mercados, viene en una gran medida de Brasil, y hasta algunas marcas de leche proceden de Rusia.

Para que nuestra alimentación contribuya a una economía sostenible, lo más razonable es elegir alimentos de temporada y cuando sea posible, que sean productos locales. Lo único que hay que hacer es comprobar en el etiquetado, la procedencia u origen de cada producto, y elegir cuando sea posible, los de nuestra zona.

Además, con un poco de sentido común, deduciremos que si estamos comprando un producto fuera de su temporada de producción, lo normal es que será de tierras lejanas. En fin, la elección de los productos de nuestra cesta de la compra, es cosa nuestra, pero si miramos bien el etiquetado, sabremos de dónde proceden nuestras lentejas.

En Directo al Paladar | Las características de los cubiertos y la vajilla influyen en nuestra percepción de los alimentos
En Directo al Paladar | La locura de los espárragos voladores

Los comentarios se han cerrado

Ordenar por:

31 comentarios