Cómo hacer pan casero sin amasar. Técnica no knead bread

Sigue a

Muchos no os atrevéis a hacer pan en casa por el miedo al amasado de éste. Si hablamos de masas muy hidratadas, ya ni queréis oír hablar del tema, así que este vídeo es para que todos los que no os atrevéis, empecéis con este método, y de este modo aprender cómo hacer pan casero sin amasar con la técnica no knead bread.

El verano es la mejor época para panificar por las altas temperaturas que tenemos. Entiendo que muchos no queráis encender el horno, pero si un día os apetece y no es de los más calurosos, podréis comprobar el placer de lo que os digo.

El método sin amasado es tan simple que cualquiera puede hacerlo. Sólo hay que mezclar los ingredientes secos, añadir agua, remover y esperar. La magia se produce por la larga fermentación de la masa a temperatura ambiente.

En vez desarrollar el gluten mediante el amasado, con esta técnica lo que hacemos es dejar que se desarrolle él solo con el paso de las horas. Con unas 12 horas a una media de 20-25º, es suficiente para comprobar que la masa está en su punto máximo.

Una vez fermentado el pan, se hacen un par de dobleces, se deja levar de nuevo y se hornea. Esta forma de panificación aparte de no tener apenas trabajo, es muy útil para las personas que disponen de poco o tiempo, ya que en menos de 10 minutos se realiza cada uno de los pasos.

Espero que toméis buena nota de cómo hacer pan casero sin amasar. En los próximos días os pondré una receta con un caso práctico, por si os queda alguna duda.

En Directo al Paladar | Cómo amasar con el método Bertinet
En Directo al Paladar | Pan de soda irlandés

Los comentarios se han cerrado

Ordenar por:

10 comentarios