Compartir
Publicidad

Cómo hacer pasta quebrada con Thermomix

Cómo hacer pasta quebrada con Thermomix
Guardar
0 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Hacer la pasta quebrada con Thermomix es muy sencillo. La pasta quebrada es la base para elaborar galletas, tartas dulces y saladas, tipo quiches o tartaletas. Está hecha a base harina y mantequilla, normalmente en proporción 2x1. Puede llevar además sal o levadura royal, que hace que quede la masa más crujiente al hornear. También se incorporan a veces huevos, ya sean enteros o sólo las yemas, y en preparaciones dulces se añade también azúcar glasé (en polvo).

Los franceses la llaman pasta sable, es decir, arena, por su consistencia arenosa, que se rompe con facilidad. Hay muchas variaciones, como ya he dicho. Como comenta nuestro compañero Pintxo, algunas con nata y queso rallado. Sea como sea, nuestra Thermomix nos ahorrará mucho tiempo, ya que en cuestión de segundos, a velocidad 4-5, tendremos lista esta masa que a mano requiere mucho más tiempo y trabajo.

Como siempre debemos poner primero los ingredientes líquidos, huevos o nata, y luego la mantequilla, en trozos, lo más fría posible, y por último la harina y demás ingredientes sólidos, como el azúcar o el queso, en caso de que lo lleve.

Una receta básica consta de 150 gr. de harina, 75 gr. de mantequilla fría, un huevo y pizca de sal. Esta masa hay que trabajarla en frío, por lo que no viene mal enfriar el vaso previamente unos minutos en el congelador, o con unos cubitos de hielo. No hay que batir en exceso la masa, lo justo para que se haga una bola que se empiece a separar de las paredes del vaso. Normalmente son suficientes 20 segundos a velocidad 4-5. A veces se puede añadir un poco de agua fría, si vemos que la consistencia es muy harinosa.

Una vez lista, se pasa a la mesa, se hace una bola y se cubre con film transparente. Antes de utilizarla para rellenar un molde, debe enfriarse bien, lo ideal dos horas en frío, o 20-30 minutos en congelador. Luego la ponemos en la mesa y procedemos a estirarla con el rodillo.

Si es para hacer una tarta que vamos a rellenar, lo mejor es pinchar con un tenedor la base, cubrir con un papel de horno con algún peso (unos garbanzos o alubias secas, por ejemplo), y hornear a 180º unos 10 minutos. El peso evitará que la masa se eleve por acción del calor.

Luego quitaremos el papel y el peso, y horneamos otros 5-8 minutos, o hasta que empiece a dorarse. Así evitamos que al introducir el relleno, la masa de la base quede cruda. Una vez rellenada la tarta, ya sea salada o dulce, acabamos el horneado otros 15-30 minutos, dependiendo del tipo de relleno usado.

En Directo al Paladar | Receta de pasta o masa quebrada salada En Directo al Paladar | Tarta tatin. Receta En Directo al Paladar | Cómo hacer panes y bollos con Thermomix En Directo al Paladar | Amasar con Thermomix En Directo al Paladar | Tarte flambée alsaciana. Receta

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos