Compartir
Publicidad

Receta de magdalenas de nata, un clásico de la repostería que nunca falla

Receta de magdalenas de nata, un clásico de la repostería que nunca falla
13 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Si hay un clásico de la repostería que nunca falla y nos encanta sobremanera son estas magdalenas de nata. Es una receta antigua que en muchos hogares con ganado se hacía para aprovechar la nata de la leche que se iba retirando de cada ordeño.

Como no siempre se tiene este producto a mano, recomendamos usar nata pasteurizada. No es lo mismo y si habéis tenido la suerte de probar la receta auténtica lo sabréis, pero para un apañp vale perfectamente. Os aconsejamos también, si tenéis la suerte de tener a mano manteca de vaca, que la uséis en vez de mantequilla. El resultado mejora inmensamente.

Ingredientes

Para 9 unidades
  • Harina de repostería 200 g
  • Azúcar 125 g
  • Huevo 2
  • Mantequilla 125 g
  • Nata líquida 75 ml
  • Levadura química 1 sobre
  • Ralladura de naranja

Cómo hacer magdalenas de nata

Dificultad: Fácil
  • Tiempo total 40 m
  • Elaboración 25 m
  • Cocción 15 m

Calentamos el horno a 180º calor arriba abajo. Derretimos la mantequilla y la reservamos para que se temple un poco. Montamos los huevos junto al azúcar y la ralladura de naranja hasta que esponjen y tengamos una masa ligeramente blanquecina.

Agregamos la nata y la mantequilla en forma de hilo, mientras seguimos batiendo. Por último echamos la harina tamizada junto a la levadura. Mezclamos ayudándonos de una lengua y repartimos la masa en las cápsulas sin llenarlas del todo.

Espolvoreamos con azúcar y horneamos durante unos 15 minutos o hasta que las magdalenas hayan subido y estén doradas. El tiempo de horneado depende tanto del horno como de los grandes que hayamos hecho las magdalenas. Retiramos a una rejilla y dejamos que se enfríen antes de consumir.

Magdalenas de nata. Receta paso a paso

Con qué acompañar las magdalenas de nata

La receta de magdalenas de nata es un clásico de muchos hogares. Son ideales para el desayuno o una merienda y para conservarlas en perfecto estado es mejor preservarlas del aire y la humedad en una lata hermética o similar. De este modo permanecen perfectas durante varios días.

Temas
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Inicio