Pencas de acelgas rellenas de jamón y queso, la forma más sencilla de disfrutar con esta verdura

Pencas de acelgas rellenas de jamón y queso, la forma más sencilla de disfrutar con esta verdura
Sin comentarios
35 votos

Hoy vamos a preparar un bocado ideal para el aperitivo, para servir como entrante, o incluso como principal en una cena ligera. Se trata de la receta de pencas de acelgas rellenas de jamón y queso, sin duda una de las formas más sencillas y sabrosas para disfrutar con esta verdura.

Dicen que para muchos, las acelgas son una de las verduras más difíciles de comer, por su sabor con notas de tierra y sus dos texturas: las hojas verdes resultan perfectas cocidas para hacer cremas o salsas, como hicimos en la receta de solomillo de cerdo con crema de acelgas, y la parte blanca, las pencas, es perfecta para cocer y usar en recetas como la que vamos a hacer hoy.

Una vez las pruebes, puedes cambiar el relleno y hacerlas también rellenas de atún, tomate y huevo, de salsa boloñesa, de pisto, de crema de verduras... las posibilidades son muchísimas. Tras formar los paquetitos y rebozarlos, ya los tienes listos para freír, o también para congelar y así los tendrás listos a falta del último paso cuando los quieras comer.

Ingredientes

Para 4 personas
  • Pencas de acelga (cocidas), gramos 400
  • Jamón de York 2 o 3 lonchas
  • Queso de sandwich 2 o 3 lonchas
  • Huevo para rebozar
  • Harina de trigo para rebozar
  • Aceite de oliva virgen extra para freírlas

Cómo hacer pencas de acelgas rellenas de jamón y queso

Dificultad: Fácil
  • Tiempo total 20 m
  • Elaboración 20 m

Cortamos las pencas de las acelgas y guardamos las hojas para otras recetas. Con el cuchillo, retiramos las posibles hebras y cortamos porciones de penca de tamaño más o menos homogéneo. Cocemos las pencas en agua con sal hasta que estén tiernas, unos 15 minutos.

Cuando las pencas de acelga estén en su punto, cortamos la cocción sumergiéndolas en agua fría. Una vez atemperadas, las secamos bien y procedemos a su relleno con porciones de jamón de York y queso tipo cheddar cortadas a la medida.

Cerramos cada emparedado con otra penca cocida y formamos así el paquete que rebozamos pasándolo por harina y por huevo batido. Freímos en aceite muy caliente hasta dorar y escurrimos las pencas en papel absorbente de cocina.

Pencas Rellenas Pakus Futurobloguero Pasos Dap

Servimos las pencas de acelga rellenas de jamón y queso sobre un lecho de ensalada de canónigos y llevamos a la mesa inmediatamente. Calculad unas cuatro o cinco pequeñas porciones de pencas rellenas por persona para una cena.

35 votos

Newsletter de Directo al Paladar

Suscríbete para recibir cada día nuestras recetas, información sobre nutrición y actualidad sobre gastronomía.

Con qué acompañar las pencas de acelgas rellenas de jamón y queso

Para acompañar las pencas de acelgas rellenas de jamón y queso, además de la ensalada puedes servirlas con unos cuencos con salsas alioli, kétchup casero o salsa mayonesa para que cada uno moje sus porciones en ellas, si así lo prefiere.

En Directo al Paladar | Mini emparedados de calabacín y carne especiada para el picoteo
En Directo al Paladar | Tostas de mermelada de tomate con queso de cabra y pimientos asados

Temas
Inicio