Publicidad

Receta de ensalada de lentejas con calabaza y queso de cabra

Receta de ensalada de lentejas con calabaza y queso de cabra
4 comentarios
HOY SE HABLA DE

Publicidad

Publicidad

Que el calor no nos haga reducir el consumo de legumbres. Las lentejas de grano pequeño como las beluga o las verdes francesas son estupendas para dejar al dente, algo crujientes, y así poder combinarlas con casi lo que se nos ocurra. Esta ensalada, servida templada, tiene cierto aire ya otoñal con la presencia de la calabaza.

Ingredientes

Para 2 personas
  • Lentejas de Puy o similares, pequeñas 100 g
  • Calabaza sin piel 250 g
  • Cebolleta 1
  • Pimiento rojo 0.5
  • Queso de cabra 50 g
  • Zumo de limón 0.5
  • Comino molido
  • Pimentón dulce
  • Cúrcuma molida
  • Pimienta negra molida
  • Sal
  • Vinagre de Jerez
  • Aceite de oliva virgen extra
  • Perejil

Cómo hacer ensalada de lentejas con calabaza y queso de cabra

Dificultad: Fácil
  • Tiempo total 45 m
  • Elaboración 15 m
  • Cocción 30 m

Precalentar el horno a 200ºC y preparar una fuente o bandeja. Pelar y trocear en cubos pequeños la calabaza. Mezclar con un poco de aceite, sal, comino, pimentón y cúrcuma y hornear durante unos 15-20 minutos, hasta que esté tierna pero firme.

Poner a remojo las lentejas en agua fría 10 minutos. Mientras tanto, pochar la cebolleta con los pimientos picados. Escurrir las legumbres e incorporar a los vegetales, removiendo bien. Cubrir con agua y llevar a ebullición. Cocinar a fuego lento unos 30 minutos. Escurrir y dejar templar.

Ensalada de lentejas con calabaza y queso de cabra

Disponer en una fuente la calabaza, añadir las lentejas y el queso de cabra groseramente troceado. Condimentar con las especias y el limón, salpimentar y añadir vinagre y aceite de oliva al gusto.

Newsletter de Directo al Paladar

Suscríbete para recibir cada día nuestras recetas, información sobre nutrición y actualidad sobre gastronomía.

Con qué acompañar la ensalada de lentejas

Para los más reacios a las legumbres frías, esta ensalada de lentejas con calabaza y queso de cabra se puede servir templada. Es recomendable no aliñarla demasiado para que cada comensal se ajuste las especias y el aceite final a su gusto. Una buena ración es perfecta como plato único para la comida, aunque tampoco sentará mal en la cena, pues es ligera. Con un poco de arroz o buen pan podríamos enriquecer el plato.

En Directo al Paladar | Ensalada de lentejas beluga con chips de tortilla: receta vegana, saludable y fresca
En Directo al Paladar | Moussaka vegetariana de lentejas y calabaza: receta para conquistar

Temas

Publicidad

Comentarios cerrados

Publicidad

Publicidad

Inicio

Explora en nuestros medios