Publicidad

Calabacines rellenos de pollo y piquillos: receta de aprovechamiento con sabor mediterráneo

Calabacines rellenos de pollo y piquillos: receta de aprovechamiento con sabor mediterráneo
5 comentarios

Publicidad

Publicidad

Hoy os propongo una receta de aprovechamiento ideal para cuando nos queda algún filete de pechuga de pollo, calabacines rellenos de pollo y piquillos, en donde la carne como va cortada en trozos menudos y acompañada de los pimientos, con poca cantidad ya nos rinde para hacer un entrante o cena para nuestros comensales.

Si encontráis calabacín redondo, quedan mucho más vistosos a la hora de presentarlos, pero también os saldrán igualmente deliciosos con los calabacines alargados, lo único que deberías cortarlos longitudinalmente y no necesitarías tantas piezas de esta hortaliza.

Ingredientes

Para 4 personas
  • Calabacín redondo 4
  • Pechuga de pollo 200 g
  • Pimientos del piquillo 6
  • Cebolla 1
  • Diente de ajo 1
  • Huevo 1
  • Queso Parmesano 40 g
  • Orégano seco
  • Aceite de oliva virgen extra , 3 cucharadas
  • Sal y pimienta al gusto

Cómo hacer calabacines rellenos de pollo y piquillos

Dificultad: Fácil
  • Tiempo total 1 h 15 m
  • Elaboración 20 m
  • Cocción 55 m

Comenzaremos lavando los calabacines. En un recipiente apto para microondas los cocinamos seis minutos a potencia máxima, en mi caso a 800 w, o bien cocinarlos al vapor durante doce minutos en una olla. Una vez pasado el tiempo, cortamos la parte superior de los calabacines, y vaciamos con una cucharilla la carne de estos, reservándola para un plato y colocándolos en una fuente de horno junto con sus tapas. Precalentamos el horno a 180 grados centígrados.

Picamos la pechuga de pollo en trozos menudos y la cebolla y los piquillos en dados. En una sartén con dos cucharadas de aceite de oliva salteamos tres minutos la cebolla, añadimos los piquillos troceados y la carne de calabacín, dejándolo cocinar cinco minutos. Retiramos de la sartén y salteamos el pollo, dejándolo dorarse cinco minutos más. Salpimentamos.

Unimos todos los ingredientes y les incorporamos el orégano y el huevo batido. Removemos y rellenamos los calabacines. Echamos un hilo del aceite de oliva por encima, espolvoreamos el queso parmesano rallado y horneamos durante 35 minutos.

Calabacines rellenos de pollo y piquillos

Con qué acompañar los calabacines rellenos de pollo y piquillos

Los calabacines rellenos de pollo y piquillos se pueden servir calientes o tibios. Como son tan completos en ingredientes la verdad es que no necesitan más acompañamiento, si acaso una buena cerveza bien fresca para degustar este delicioso plato con sabor auténticamente mediterráneo.

Temas

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Inicio
Compartir