Compartir
Publicidad

Garbanzos crujientes con hierbas frescas. Receta rápida y versátil

Garbanzos crujientes con hierbas frescas. Receta rápida y versátil
Guardar
3 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Sueño con poder tener una jardinera en casa para mantener algunas macetas con hierbas frescas todo el año, pero en mi actual mini apartamento solo logro que sobreviva la albahaca entre primavera y verano. Así que a veces tengo que recurrir a las que venden cortadas y empaquetadas, pero se estropean rápido y no me gusta desperdiciarlas. Esta receta de garbanzos crujientes con hierbas frescas se me apereció como caída del cielo justo cuando necesitaba inspiración.

La verdad es que me la encontré de pura casualidad sin ir buscando, pero me lancé a probarla ese mismo día aprovechando que tenía garbanzos en la despensa. Aproveché para guardar la aquafaba y preparar la mousse vegana de chocolate que tanto nos gusta, y con los garbanzos monté un par de platos distintos combinándolos con otros ingredientes. Es una receta muy simple pero deliciosa y versátil, estupenda para aprovechar sobras de garbanzos cocidos y dar salida a hierbas frescas antes de que se echen a perder.

Ingredientes para 2-4 personas

  • 400 g de garbanzos cocidos, 2 dientes de ajo, 1/2 limón,1/2 cucharadita de comino en grano, 1/2 cucharadita de pimentón ahumado, 1/4 cucharadita de pimentón picante, 1/4 cucharadita de comino molido, pimienta negra, sal, aceite de oliva virgen extra, un buen manojo de hierbas frescas variadas (en mi caso, perejil rizado, hinojo y cebollino), yogur o queso fresco batido para servir.

Cómo hacer garbanzos crujientes con hierbas frescas

Si usamos garbanzos en conserva, abrir el bote, escurrir y enjuagar con suavidad. Guardar el líquido antes de limpiarlos con agua para aprovechar la aquafaba si se desea. Retirar las posibles pieles que se hayan desprendido y secar ligeramente con papel de cocina. Picar o machacar losdientes de ajo muy finos.

Calentar dos o tres cucharadas de aceite de oliva virgen extra en una cazuela o sartén amplia y echar los ajos con las semillas de comino y dejar que se doren un poco sin llegar a quemarse. Añadir los garbanzos, salpimentar y remover bien, mejor si quedan en una sola capa. Añadir un poco de ralladura de limón y las especias.

Saltear a fuego medio durante unos 10-15 minutos, hasta que estén bien dorados y crujientes. Si empiezan a saltar, es buena señal. Mientras se cocinan, sin perderlos de vista, lavar, secar y picar muy bien las hierbas frescas. Cuando los garbanzos estén en su punto, retirar del fuego y mezclar bien con las hierbas y un poco de zumo de limón. Servir con yogur o queso fresco y un poco más de aceite virgen extra por encima.

Garbanzos crujientes con hierbas frescas. pasos

Tiempo de elaboración | 25 minutos
Dificultad | Muy fácil

Degustación

Estsos garbanzos crujientes con hierbas frescas son muy versátiles y se pueden tomar tanto calientes como templados o fríos, acompañados de casi lo que se nos ocurra. Por sí mismos con una buena cucharada de yogur o queso son un primer plato delicioso, pero también los podemos combinar con otros vegetales o algún cereal para hacer una buena ensalada. Otra opción es empelarlos como relleno de tacos, pan de pita, una buena tosta o en una crema de verduras. Como guarnición de carne, pescado o con unos huevos también están deliciosos.

En Directo al Paladar | Garbanzos con ajo asado. Receta fácil
En Directo al Paladar | Garbanzos con chorizo a la sidra y calabaza. Receta de cuchara para llamar al frío

Temas
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos