Publicidad

Receta de crema de berenjena, calabaza y manzana al curry

Receta de crema de berenjena, calabaza y manzana al curry
5 comentarios
HOY SE HABLA DE

Publicidad

Publicidad

A pesar del fuerte color naranja que tiene esta crema con calabaza, el protagonismo recae en la berenjena, ya que al incorporarse previamente asada aporta un sabor intenso muy característico. La manzana suaviza los sabores y añade una textura muy agradable al conjunto, redondeando además el ambiente otoñal de la receta.

Ingredientes

Para 4 personas
  • Berenjena 2
  • Cebolla dulce 1
  • Diente de ajo 1
  • Manzana verde 1
  • Tomate o 1/2 vaso de tomate triturado 2
  • Calabaza 400 g
  • Curry molido 1-2 cucharadas
  • Mostaza de Dijon 5 ml
  • Salsa de soja baja en sal 15 ml
  • Caldo de verduras 1 l
  • Leche o nata 50 ml
  • Aceite de oliva virgen extra
  • Pimienta negra molida
  • Sal

Cómo hacer crema de berejena, calabaza y manzana al curry

Dificultad: Fácil
  • Tiempo total 1 h
  • Elaboración 15 m
  • Cocción 45 m

Precalentar el horno a 200ºC. Cortar las berenjenas longitudinalmente en dos mitades, pincelar con un poco de aceite y colocar boca abajo en una fuente. Hornear durante unos 25-30 minutos, hasta que estén tiernas. Extraer con cuidado la carne y reservar.

Calentar un poco de aceite en una olla o cazuela y pochar la cebolla y el diente de ajo bien picados. Añadir la calabaza y la manzana y cocinar hasta que empiecen a reblandecerse. Incorporar el tomate, el curry, la mostaza y la salsa de soja. Añadir la berenjena y cubrir con el caldo. Dejar cocer a fuego lento alrededor de 15-20 minutos.

Crema de berenjena y calabaza al curry. Pasos

Triturar y devolver al fuego. Añadir la leche, ajustando la cantidad dependiendo del punto de espesor, mezclando bien, y salpimentar al gusto. Cocer a fuego suave unos 10 minutos más y servir con un poco de perejil o cilantro.

Con qué acompañar la crema de berenjena

Esta crema de berenjena, calabaza y manzana al curry resulta muy reconfortante servida caliente, pero puesto que aún el frío no aprieta demasiado podemos dejarla reposar un poco y tomarla tibia. Para acompañarla es casi imprescindible tener un buen pan al lado, pero además podemos añadir otros ingredientes a la hora de servirla. Queso, jamón picado, un poco de nata, yogur o semillas de calabaza, son buenas opciones.

En Directo al Paladar | Sopa egipcia de lentejas rojas: receta vegana, reconfortante y deliciosa
En Directo al Paladar | Crema de calabacín, puerro y queso. Receta clásica reinventada

Temas

Publicidad

Comentarios cerrados

Publicidad

Publicidad

Inicio

Explora en nuestros medios