Compartir
Publicidad

Siete utensilios de cocina que necesitarás para preparar estas siete deliciosas recetas

Siete utensilios de cocina que necesitarás para preparar estas siete deliciosas recetas
Guardar
1 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Seguro que todos tenemos en la cocina un electrodoméstico o un gadget que compramos pensando que nos sería muy útil y está muerto de risa en algún rincón de un cajón. Yo ya he vuelto muy práctica en este sentido, sobre todo porque ya no puedo almacenar más cacharros, así que procuro comprar solo lo estrictamente necesario.

A pesar de ello, sí que es cierto que para cocinar algunas recetas se necesitan herramientas concretas, por eso hoy vamos a proponeros siete utensilios de cocina necesarios para preparar siete deliciosas recetas. Tenerlos o no tenerlos ya depende de tu bolsillo y del espacio con el que cuentes en tu cocina.

Olla exprés

Gangas1a

Aunque no todo el mundo está a favor de la olla exprés u olla rápida, lo cierto es que con ella se pueden preparar las recetas en un tiempo récord. Lo malo es que suele ocupar bastante espacio, por eso os propongo una solución a vuestra medida, pues según los comensales habituales puede adquirirse esta herramienta de un tamaño u otro.

Me ha gustado este modelo de Fagor que podéis encontrar en Amazon, su precio varía según el tamaño que escojáis: de 37,09 a 57 euros, según sea de 4, 6, 8 o 10 litros. Cuenta con una salida de vapor en vertical que va directo a la campana extractora, un indicador de presión y su cuerpo es totalmente recto, lo que proporciona una mayor eficiencia en el cocinado.

Fabada asturiana en 20 minutos

  • Ingredientes: 500 g de fabas asturianas, 2 chorizos asturianos, 1 morcilla asturiana, 200 g de lacón, 200 g de panceta y agua para cubrir.

  • Preparación: La víspera, dejamos las fabas en remojo. Si compráis un buen compango, no necesitáis nada más para hacer la fabada, ni siquiera añadir sal ya que la potencia de los embutidos asturianos es más que suficiente para dar sabor y cuerpo al caldo. De todas maneras, podéis añadir los ingredientes opcionales si lo consideráis oportuno. Añadimos agua suficiente para cubrir las fabas, el chorizo, la morcilla, etc, y un par de dedos más. Recordad que en este tipo de ollas no se debe superar el máximo, equivalente a 2/3 de la capacidad de la olla. Ponemos a cocer y cada vez que rompa el hervor añadimos un chorrito de agua fría para cortarlo, operación a la que se denomina asustar o pasmar las fabas. Tras dos o tres veces cerramos la olla y cocemos durante 15 minutos en posición 2. La mayoría de ollas rápidas tienen dos posiciones y elegimos la más alta, en la que salen dos anillos de la olla. Entonces, apagamos la olla y cortamos la cocción colocando la olla exprés bajo un chorro de agua fría hasta que bajen los anillos y ya se pueda abrir la olla. Abrimos, sacamos los productos cárnicos y los troceamos y ya tenemos lista una estupenda fabada.

Enlace | fabada asturiana en 20 minutos

Crockpot

Gangas2

Antes buscábamos rapidez, ahora nos pasamos al bando contrario: una olla para cocina lenta, que nos permita preparar deliciosos platos a base de muchas horas de cocción, para que los alimentos se vayan confitando poco a poco. De nuevo, podemos escoger entre distintos tamaños según nuestras necesidades, para que no nos duela tanto almacenarla en nuestra cocina.

Os propongo este modelo que he visto en Amazon, contad que para 3 o 4 personas necesitaréis una olla de 3,5 litros de capacidad, como este modelo que os propongo, que vale 39,95 euros y que cuenta con dos niveles de potencia, para conservar los alimentos calientes. Un punto a su favor es que la olla de cerámica es válida para usar en el horno.

Caldo de carne en crock pot

  • Ingredientes: 4 huesos de ternera o cerdo, 1 hueso de jamón, 3 puerros (solo la parte verde), 4 zanahorias, 1/2 tomate, 1 diente de ajo, 1 cebolla, 1 hoja de laurel, 1 rama de tomillo, 4 granos de pimienta negra y agua.

  • Preparación: Comenzamos lavando los huesos bajo un chorro de agua fría para retirar posibles restos de sangre e impurezas. Los escurrimos y los colocamos sobre la base de la crock pot. Lavamos también las zanahorias, cortamos en discos y desechamos los extremos. Pelamos y cortamos la cebolla en trozos regulares. Pelamos el diente de ajo y cortamos el tomate. Separamos la parte verde de la blanca de los puerros y guardamos esta última para otras elaboraciones, solo vamos a usar las hojas verdes. Las lavamos bien procurando retirar los restos de arena que suelen contener, las cortamos y las añadimos a la crock pot junto con el resto de verduras, el laurel, el tomillo y la pimienta. Llenamos la crock pot con agua suficiente para cubrir los huesos y verduras, tapamos y programamos 10 horas a baja temperatura. Transcurrido este tiempo, retiramos las verduras y colamos el caldo pasándolo a una olla. Introducimos en la nevera una vez atemperado y dejamos reposar un mínimo de 3 horas. Retiramos la capa de grasa solidificada de la superficie y listo para usar. Como veréis, por una cuestión meramente personal, no añado sal al caldo en su elaboración porque prefiero sazonar sobre la marcha cuando le doy uso. Por supuesto, no hay nada que os impida hacerlo si así lo queréis hacer, pero en este caso es importante que recordéis que ya le habéis puesto sal al caldo para no hacerlo doblemente.

Enlace | Caldo de carne en crock pot

Microondas

Gangas3

Aunque muchos solo usamos el microondas para calentar la leche del desayuno, en realidad tiene muchos otros usos que pueden sacarnos de muchos apuros a la hora de cocinar. En Directo al Paladar podéis encontrar muchas recetas para empezar a usarlo habitualmente y que pase a ser un electrodoméstico más en vuestras cocinas.

Si estáis pensando en comprar uno, os propongo este microondas con grill que he visto en Amazon por 51,90 euros. Cuenta con temporizador de hasta 30 minutos y un avisador de final de cocción. Una potencia de 700W con 5 niveles y modo automático de descongelación.

Dulce de membrillo en microondas

  • Ingredientes: 800 g de membrillos troceados pero con piel, 500 g de azúcar, 125 ml de agua, 1 manzana con piel.

  • Preparación: Comenzaremos partiendo los membrillos lavados, quitándoles la parte dura del interior y partiéndolos en trozos pequeños, hasta obtener los 800 gramos. Los ponemos en un bol grande resistente al microondas y le añadimos la manzana picada en trozos. En un cacito ponemos el azúcar y el agua, removemos para que se moje todo el azúcar, lo metemos al microondas a 800 watios dos minutos, abrimos, removemos, y lo ponemos otros dos minutos. Reservamos. El bol con los membrillos lo metemos en el microondas a 800 watios durante ocho minutos, abrimos, removemos y seguimos cociendo otros ocho minutos. Reservamos. Vertemos el jarabe de agua y azúcar encima de la fruta, removemos para que se mezcle y lo ponemos a 800 watios cinco minutos, abrimos, removemos y lo cocemos cinco minutos más. Retiramos del microondas y con cuidado le pasamos la batidora hasta dejarlo tan fino como nos guste. Volvemos el bol al microondas y seguimos cociendo a 800 watios, cinco minutos, abrimos, removemos, cocemos otros cinco minutos, abrimos, removemos, cocemos otros cinco minutos. O sea en total quince minutos de cocción a 800 watios pero removiendo cada cinco minutos. Como no toda la fruta es igual , si tuvierais que cocerla un poco más, ir aumentando un ciclo de cinco minutos y remover, observando el punto del membrillo. Una vez cocido, vertemos en el molde deseado y lo dejamos enfriar hasta que endurezca. Una vez frío cerrarlo haciendo vacío hasta su consumo.

Enlace | Dulce de membrillo en microondas

Cesto para cocción al vapor

Gangas4

Cocinar al vapor es una de mis técnicas preferidas, y de las menos complicadas, pues para conseguirla no es necesario hacerse con una cazuela especial, sino que basta con un cestillo plegable que puede almacenarse ocupando poco espacio y con el que conseguiremos preparar deliciosos platos con poca grasa.

Me ha gustado especialmente este modelo de vaporera de Vicloon que he visto en Amazon. Su precio es de 9,99 euros y, al ser plegable, se puede ampliar y ajustar para adaptarse a diferentes ollas y sartenes de distintos tamaños. Se abre como una flor y crea una forma de tazón, además cuenta con 3 piernas en su parte inferior para mantenerse separada de la olla para que no se queme y que son suficientemente altas para que permanezcan los alimentos fuera del agua.

Brócoli al vapor con aliño de tahini y limón

  • Ingredientes: 1 brócoli entero, 1/2 cucharadita de bicarbonato sódico, 40 g de anacardos, 2 cucharadas de tahini o pasta de sésamo, 4 cucharadas de aceite de oliva virgen extra, zumo de 1 limón, 8 cucharadas de agua, sal y pimienta blanca molida.

  • Preparación: Comenzamos por el brócoli, separando los ramilletes del tronco. Retiramos y desechamos las ramitas que salen del tronco así como las partes externas que estén dañadas y lo cortamos en porciones de un bocado. Lavamos los ramilletes y los pedacitos de tronco y los colocamos en el cestillo de cocción al vapor. Calentamos un poco de agua en una cazuela y le añadimos el bicarbonato, que ayudará a potenciar el verde del brócoli. Colocamos el cestillo con el brócoli sobre la cazuela y cocemos al vapor hasta que alcance el punto deseado. Si os gusta al dente y no lo dejéis más de cinco minutos, pero esto va en gustos y también en el tamaño de las piezas. Preparamos el aliño y, para ello, exprimimos el limón y lo mezclamos con el tahini o pasta de sésamo y el aceite de oliva virgen extra. Añadimos agua para aligerar el aliño y removemos, notaréis que se vuelve más pálido, y condimentamos con sal y pimienta blanca molida. Cortamos los anacardos con un cuchillo bien afilado y los tostamos en una sartén sin aceite. Solo queremos que tomen temperatura y un poco de color, con lo que se volverán más aromáticos y sabrosos. Servimos el brócoli con la salsa por encima y los anacardos tostados para decorar.

Enlace | Brócoli al vapor con aliño de tahini y limón

Batidora de mano

Gangas5

Creo que no podría cocinar sin una batidora de mano, o al menos no lo haría tan cómodamente. Tanto para hacer purés como para emulsionar mayonesas, pasando por el accesorio de batir masas para bizcochos, que quedan tan aireadas, me parece que es el gran indispensable de toda cocina actual.

Me ha gustado mucho este modelo de Bosch, con una potencia de 750 W y 12 velocidades más botón turbo. Además lleva todos los accesorios necesarios: picador universal con cuchilla picahielo, varilla batidora y vaso mezclador graduado. Su precio es de 45,99 euros.

Crema de multivegetales

  • Ingredientes: 2 calabacines, 4 zanahorias, 1 brócoli pequeño, 2 puerros, 2 patatas, 1/2 calabaza, 2 pastillas de caldo, 4 quesitos, aceite de oliva, agua y sal.

  • Preparación: Empezamos preparando todos los vegetales. Lavamos los calabacines, los despuntamos y los troceamos. Rascamos la piel de las zanahorias con un cuchillo afilado, las lavamos y las troceamos. Lavamos el brócoli y lo troceamos también, desechando el tronco. Pelamos el puerro, lo lavamos y troceamos la parte blanca, la parte verde la guardamos para otra ocasión. Pelamos las patatas, las lavamos y las troceamos. Hacemos lo mismo con la calabaza, pelarla y trocearla. En una cazuela honda ponemos un poco de aceite y rehogamos el puerro unos minutos, hasta que haya reblandecido un poco. Añadimos el resto de vegetales y dejamos que se rehoguen también, removiendo para que no se peguen al fondo de la cazuela. Después, añadimos agua hasta cubrirlos todos. Cuando el agua hierva añadimos las pastillas de caldo y la sal. Es mejor no añadir demasiada agua al principio sino irla incorporando poco a poco si vemos que hace falta, para que no quede ni demasiado espesa ni demasiado aguada. Bajamos la cazuela del fuego, añadimos los quesitos, rectificamos de sal y batimos con una batidora de mano hasta que esté todo integrado y quede con la consistencia de una crema.

Enlace | Crema de multivegetales

Juego de sartenes

Gangas6

Todos tenemos un juego de sartenes en nuestras cocinas, pero ¿están en buen estado? La antiadherencia se va perdiendo, por lo que conviene renovarlas cada cierto tiempo. No hay nada más desagradable que ir a preparar una tortilla y que el huevo se quede pegado a la base de la sartén ¿o no? Qué os parece este juego de Bra con 3 sartenes de distinto tamaño, lo encontraréis en Amazon por 32,08 euros.

Sartén de verduras y huevo

  • Ingredientes: Espárragos trigueros 8, brócoli (4 floretes y el tronco) 1, cebolla blanca 150 g, tomates 2, tomate concentrado 15 g, guisantes (de lata) 100 g, habitas baby (en conserva) 50 g, huevos 2, aceite de oliva virgen extra, comino molido, chile molido y sal.

  • Preparación: Pelamos la cebolla y la cortamos en juliana muy fina. Calentamos un poco de aceite de oliva virgen extra en una sartén y la pochamos a fuego muy suave. Mientras tanto lavamos los espárragos trigueros, retiramos la parte inferior del tallo y desechamos. Cortamos el resto en discos de medio centímetro y reservamos las yemas. Retiramos el tronco del brócoli y cortamos cuatro floretes. El resto lo guardamos envuelto en papel film para otra ocasión. Pelamos la parte exterior del tronco y lo cortamos en dados. Cortamos los floretes en pequeñas piezas. Reservamos. Escaldamos los tomates para poder pelarlos con facilidad y los cortamos en dados. Cuando la cebolla esté transparente añadimos los espárragos y el brócoli y salteamos a fuego medio durante cinco minutos. Incorporamos el tomate en dados, el tomate concentrado y un poco de agua (unos 50 ml). Condimentamos con media cucharadita de comino y chile molidos y sazonamos al gusto. Removemos y dejamos cocer cinco minutos más. Incorporamos los guisantes y las habitas baby, ambos bien escurridos. Removemos y hacemos un par de huecos en la sartén. Colocamos en ellos los huevos, bajamos la intensidad del fuego, tapamos y dejamos que los huevos cuajen con el vapor. En el momento en que veamos que la clara está opaca, retiramos la sartén del fuego, espolvoreamos con un poco de chile molido y servimos.

Enlace | Sartén de verduras y huevo

Máquina para pasta fresca

Gangas7

Si sois fans de la pasta, necesitáis sin falta una máquina para prepararla. Os aseguro que es absolutamente indispensable, pues sin ella cuesta muchísimo (con un rodillo) conseguir el grosor necesario para que sea realmente deliciosa. Este modelo de Marcato cuenta con todo lo necesario para que salgáis victoriosos, cuesta 50,01 euros y lo encontraréis en Amazon.

Ravioli tartufo

  • Ingredientes: 415 g de harina (y un poco más para espolvorear), 4 huevos, 35 g de aceite de oliva virgen extra, 50 g de trufa negra fresca rallada, 50 g de queso parmesano rallado (30 g para espolvorear), 250 g de requesón, 40 g de mantequilla, 2 pellizcos de pimienta negra recién molida, 1500 g de agua (para cocer la pasta), 1 y 1/2 cucharadas de sal y 200 g de nata.

  • Preparación: Para hacer la masa con Thermomix, ponemos en el vaso 400 g de harina, los huevos y 20 g aceite y amasamos 2 min/vel espiga. Si no tenemos Thermomix, ponemos esos ingredientes en un bol y los amasamos hasta que estén todos bien integrados. Formamos una bola con la masa, la metemos en una bolsa de plástico y la reservamos 15 minutos en la nevera mientras preparamos el relleno. Para hacer el relleno con Thermomix, ponemos en el vaso 15 g de trufa rallada, 20 g de parmesano rallado, el requesón, 20 g de mantequilla y una pizca de pimienta. Mezclamos 15 seg/vel 3. Para hacer el relleno sin Thermomix, ponemos estos ingredientes en un bol y los batimos con una batidora eléctrica. Después, retiramos a una manga pastelera y reservamos. Sobre una superficie enharinada y con el rodillo o con la máquina de pasta, estiramos la masa en láminas. En una lámina vamos poniendo montoncitos de relleno del tamaño de una nuez y pintamos con agua alrededor. Cubrimos con otra lámina de pasta extendida. Presionamos alrededor del relleno y cortamos con un cortador de raviolis de forma circular. Vamos reservando los raviolis sobre una superficie enharinada. Para hacer la salsa con Thermomix, ponemos en el vaso 20 g de mantequilla, 15 g de aceite y añadimos alrededor de las cuchillas 15 g de harina. Rehogamos 3 min/Varoma/vel 1. Agregamos 50 g de agua, la nata y un pellizco de pimienta y programamos 5 min/100º/Vel 2. Agregamos 15 g de la trufa rallada reservada y mezclamos 10 seg/vel 3. Para hacer la salsa sin Thermomix, ponemos a calentar en una cazuela la mantequilla y el aceite y rehogamos la harina. Añadimos el resto de ingredientes y dejamos calentar removiendo continuamente hasta que espese ligeramente. Por último añadimos la trufa rallada y mezclamos. Ponemos agua con sal a hervir y cocemos los raviolis por tandas durante unos 5 minutos. Repartimos los raviolis en los platos, regamos con la salsa y espolvoreamos con el resto de trufa. Servimos inmediatamente acompañados de queso parmesano rallado.

Enlace | Ravioli tartufo

En Directo al Paladar | Si te gusta el vino, no te pierdas nuestra selección de gadgets para disfrutarlo aún más
En Directo al Paladar | Empieza septiembre amasando a tope: 11 gadgets indispensables para triunfar preparando pan

Temas
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Inicio