Compartir
Publicidad

Descubre las 11 frutas más curiosas del planeta

Descubre las 11 frutas más curiosas del planeta
Guardar
0 Comentarios
Publicidad
Publicidad

El mundo está repleto de frutas, verduras y curiosidades gastronómicas que a veces ni sospechamos de su existencia. En Europa solemos tener una variedad bastante limitada de frutas y verduras. Esto se debe principalmente a las condiciones climatológicas que no permiten el crecimiento de ciertas especies "exóticas".

Para descubrir productos fuera de la norma habitual, es necesario trasladarnos a lares más lejanos y llegar a países como Vietnam o Indonesia para encontrar cosas fascinantes. A continuación, te presento las 11 frutas más curiosas del planeta.

Durian

Durian

Originario del sureste asiático, el durian es considerado como una amenaza por mucha de la población local por su pésimo olor. En muchos países está prohibido comerlo en lugares públicos y en los transportes. Además de su olor, tiene un aspecto bastante curioso y poco amigable. En contra parte a todo lo anterior, el durian tiene un sabor bastante agradable, lo he comprobado.

Cupuaçu

Cupuacu

Esta fruta es originaria de la zona del Amazonas, posee un aspecto bastante curioso ya que tiene un caparazón rígido mientras que en su interior el fruto es blando y un poco gelatinoso. Su sabor, según lo que nos cuentan, es dulce con toques de cacao y plátano.

Gac

Gac

Esta fruta es considerada como una rareza y se consume en Vietnam en ocasión de ceremonias importantes como bodas. Su aspecto es un poco curioso con una piel dura con picos, mientras que su interior se asemeja al de una granada.

Pitaya

Pitaya

La pitaya es originaria de México y su principal característica es su aspecto exterior rosado con lo que podrían ser pétalos invertidos. Su interior es gelatinoso con diminutas semillas negras. Se le conoce también como fruta dragón y es el fruto de algunos cactus.

Melón con cuernos

Melon Cuernos

Este tipo de melón es curioso por su aspecto exterior ya que posee unas pequeñas espinas que recuerdan cuernitos y que lo hacen muy misterioso. Si bien es originario la zona de África subsahariana, se le puede encontrar también en otras partes del mundo.

Mangostán

Mangostan

El mangostán es originario del sureste asiático y, como muchas frutas exóticas de esa región, posee un aspecto bastante curioso con una piel oscura y muy gruesa que protege unos pequeños frutos que son los que se comen. Estos se asemejan a unos dientes de ajo algo viscosos. Es considerada una fruta muy apetecible y, por haberla probado en persona, no sabe tan mal.

Chirimoya

Chirimoya

La chirimoya tiene un aspecto exterior algo repulsivo pero en su interior es mucho más amigable; se asemeja a la manzana. De hecho en inglés se le conoce como "custard apple". Su pulpa blanca es comestible y posee unas pequeñas semillas muy similares a las de la manzana.

Salak

Salak

A esta fruta se le conoce también con el nombre de fruta serpiente por el aspecto de su piel. Dura y con lo que podrían ser escamas, se suele comer la pulpa que me recuerda a un lichi. Es originaria de las islas de Java y Sumatra en Indonesia.

Lima Kafir

Limakafir

A la lima Kafir se le conoce también con el nombre de Combava y es una lima originaria del sureste asiático. Como en muchos casos, su aspecto exterior no le ayuda mucho pero contrasta con su aroma muy cítrico. Se suelen igualmente usar sus hojas en preparaciones gastronómicas locales.

Rambután

Rambutan

El rambután es otra de esas frutas asiáticas que nos sorprenden con su aspecto exterior lleno de pelitos que nos recuerda a un pequeño monstruo de los cuentos infantiles. Más en serio, esta fruta se asemeja mucho al lichi y es considerada de hecho como de la misma familia. Se suele comer la pulpa adherida a una semilla central no comestible.

Limón Buda

Limonbuda

Dejamos para el final la fruta probablemente más curiosa de todas conocida como “Limón Buda" o “Mano de Buda", Se trata de un cítrico originario del sureste asiático utilizado tanto en gastronomía como para la realización de perfumes y hasta de preparaciones medicinales naturales.

Directo al Paladar | El cacahuete, esa pequeña semilla que conquistó el mundo
Directo al Paladar | El mezcal, la otra bebida mexicana

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad

Ver más artículos