Compartir
Publicidad

Kibrizli o Tarta de almendras. Receta de postre

Kibrizli o Tarta de almendras. Receta de postre
19 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Se pensaban en mi casa, que iba yo a abandonar mis pruebas con la cocina egipcia, que equivocados estaban los pobres, la siguen probando pero con la diferencia que ahora no les digo el nombre de la receta que están comiendo. Cuando comieron el primer trozo les dije “es tarta de almendras“ y no les mentí, lo que no dije simplemente, era que en Egipto la llaman Kibrizli. Total, tanta protesta, tanta protesta y, resulta duro menos que un caramelo en la puerta un colegio.

Esta tarta se diferencia a cualquier otra que he comido antes en que no está hecha con harina, sino con sémola de trigo, esto le da una textura bastante diferente y curiosa.

Los ingredientes

150 gramos de sémola de trigo, 180 gramos de azúcar, 150 gramos de almendra molida, medio sobre de levadura en polvo, 5 huevos, 1 limón, sal, semillas de sésamo, 4 o 5 cucharadas de miel, agua.

La preparación del Kibrizli

Precalentamos el horno a 180º.

Montamos las yemas con el azúcar, añadimos la ralladura del limón, la sémola, la almendra, la levadura y un vaso de agua. Removemos y mezclamos perfectamente.

Montamos a punto de nueve las claras, con un pellizco de sal y las añadimos delicadamente a la masa de yemas.

Ponemos la masa en un molde perfectamente engrasado. Esparcimos sobre la superficie semillas de sésamo y cocemos en el horno.

Preparación del Kibrizli o Tarta de almendras

Justo unos 5 minutos antes de acabar la cocción de la tarta en el horno, ponemos al fuego una sartén pequeñita con miel, dejamos que hierva suavemente durante un par de minutos, mientras removemos, retiramos del fuego, le agregamos el zumo del limón y seguimos removiendo para unirlo todo.

Retiramos la tarta del horno, y rápidamente vertemos el almíbar sobre la tarta, repartiendo uniformemente.

Tiempo de preparación | 30 minutos
Tiempo de cocción | 45 minutos
Dificultad | Baja

La degustación

Esperaremos a que el Kibrizli este frío antes de desmoldarlo y, además teniendo mucho cuidado ya que tiene una textura tan esponjosa que se puede romper con facilidad.

Un buen té moruno, con un toque de menta, es el mejor acompañamiento para esta tarta de almendras, aunque yo como siempre me decanto por un gran vaso de leche fría.

En Directo al Paladar | Midye Tavasi Birali. Receta
En Directo al Paladar | Fatayer de espinacas. Receta

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio