Mermelada de ciruela, la receta más fácil y básica (para tunear al gusto)

Mermelada de ciruela, la receta más fácil y básica (para tunear al gusto)
Sin comentarios Facebook Twitter Flipboard E-mail
26 votos

La variedad y riqueza de fruta que ofrece el verano es soberbia y para alargar su disfrute, una buena opción es preparar mermelada con ellas. Hoy he usado ciruelas rojas para preparar un par de botes que -espero- me duren unos meses.

Esta es la fórmula básica, que solo lleva ciruelas -en este caso rojas-, azúcar y un poco de zumo de limón que, con su pectina, ayudará a conseguir esa textura tan característica de las mermeladas. Se puede saborizar añadiendo canela, vainilla, clavo, nuez moscada, etc. Pero eso lo dejo a vuestro gusto

Una recomendación que os hago es la utilización de azúcar especial para mermeladas, que ayuda a conseguir el punto de espesor adecuado con frutas que contienen poca pectina. Es fácil encontrar este producto en los grandes supermercados.

Ingredientes

Para personas
  • Ciruela 450 g
  • Azúcar 200 g
  • Limón 0.5

Cómo hacer mermelada de ciruela

Dificultad: Fácil
  • Tiempo total 35 m
  • Elaboración 10 m
  • Cocción 25 m

Lavamos bien las ciruelas, pues no las vamos a pelar porque su piel es tan fina que no se nota en el resultado final. Una vez lavadas y bien secas las abrimos por la mitad, retiramos los huesos y las cortamos en gajos finos. Es aconsejable que los trozos no sean grandes. Cuanto más pequeños, mejor se absorberá el azúcar y más rápido se cocerán.

Introducimos las ciruelas troceadas en una olla, añadimos el azúcar y el zumo de medio limón y removemos bien. Dejamos reposar en la nevera durante un par de horas. De esta forma, las ciruelas empezaran a absorber el azúcar y soltar su jugo.

paso a paso mermelada de ciruela

Pasado el tiempo, ponemos la olla al fuego y cocemos el conjunto a fuego medio-bajo. Removemos de vez en cuando para evitar que las ciruelas se agarren a la base y/o se quemen. Al cabo de unos 20-25 minutos, la fruta se habrá "desintegrado" y se apreciará consistencia de mermelada.

Para confirmar que está en su punto, tomamos una pequeña cantidad con una cuchara y hacemos una línea en el centro. Si queda limpia, está lista. Si la mermelada se vuelve a juntar, la cocemos unos minutos más de cocción.

Cuando la mermelada esté lista, la pasamos a botes de cristal y dejamos que se atempere antes de tapar y guardar en la nevera. Con el reposo y el fría adquirirá cuerpo y espesará ligeramente. Si te gusta más ligera, puedes añadir un poco de agua.

26 votos

Embudo de mermelada WMF Gourmet 14 cm, embudo de gran apertura de 4 cm, embudo de acero inoxidable, acero inoxidable Cromargan, ayuda de llenado para vasos

Con qué acompañar la mermelada de ciruela

Además de servir la mermelada de ciruela sobre las tostadas del desayuno o la merienda, os recomiendo probarla con quesos, patés y carnes blancas o para dar un toque de sabor diferente a una vinagreta. El contraste dulce-salado es magnífico.

En DAP | Mermelada de ciruelas rojas con especias
En DAP | Mermelada de ciruelas claudias

Comentarios cerrados
Inicio