Compartir
Publicidad
Publicidad

Carrilleras de cerdo al vino tinto. Receta

Carrilleras de cerdo al vino tinto. Receta
Guardar
8 Comentarios
Publicidad
Publicidad

La carrillera o carrillada es un corte de carne muy popular que se extrae de la cara del animal, ya sea vaca o cerdo, y es su músculo masticador, es decir, moflete. Esta pieza de casquería, de poco valor hace algunos años, se ha convertido en una delicatessen y es que si la cocinamos a fuego lento y sin prisas, como hemos hecho con estas carrilleras de cerdo al vino tinto, se convierte en un bocado meloso, jugoso y sabroso.

En Directo al Paladar somos unos enamorados de las carrilleras y las hemos cocinado de muchas maneras. Estas mismas, las carrilleras de cerdo al vino tinto, las hemos preparado en Crock Pot, pero también las hemos hecho al horno, en salsa de verduras o de cerezas, a la vainilla, marinadas y estofadas, entre otras. Nuestras preferidas, sin duda alguna, son estas por esa salta tan impresionante que se consigue con el vino tinto. Os contamos cómo hacerlas.

Ingredientes

Para 3 personas
  • Carrilleras de cerdo 6
  • Cebolla 1
  • Dientes de ajo 2
  • Pimiento rojo 1
  • Pimiento verde italiano 1
  • Zanahoria 2
  • Vino tinto (de la mejor calidad posible) 500 ml
  • Caldo de carne 500 ml
  • Harina de trigo
  • Sal
  • Pimienta negra molida
  • Aceite de oliva virgen extra

Cómo hacer carrilleras de cerdo al vino tinto

Dificultad: Media
  • Tiempo total 50 m
  • Elaboración 30 m
  • Cocción 20 m

Partimos de unas carrilleras sin hueso ni grasa, bien limpias. Podemos pedir a nuestro carnicero que nos las prepare o hacerlo nosotros en casa. Por lo general se comercializan sin hueso así que, si no nos las limpian en la carnicería, tendremos que retirar los restos de telillas y grasa externa con un cuchillo afilado.

Salpimentamos las carrilleras por ambos lados y las pasamos por harina, sacudiendo entre las manos para retirar el exceso. Calentamos un poco de aceite en una olla a presión y marcamos las carrilleras a fuego fuerte. Retiramos y reservamos.

Lavamos bien los pimientos, los vaciamos y picamos en trozos pequeños, pero sin necesidad de que sea una brunoise. Pelamos los dientes de ajo, las cebollas y las zanahorias y picamos estas dos últimas verduras. Calentamos un poco más de aceite en la olla y pochamos todas las verduras durante 10 minutos.

Regamos con el vino tinto y dejamos reducir, a fuego fuerte, para que se evapore el alcohol. Incorporamos las carrilleras y el caldo de carne, ajustamos el punto de sal y pimienta, y cocemos con la válvula en la posición 2 durante 20 minutos. Apagamos y dejamos que salga todo el vapor antes de abrir la olla.

Si no tenemos olla a presión, o no queremos usarla, podemos usar una cacerola tradicional y dejar que se cuezan a fuego suave durante un mínimo de 1 hora y media. Comprobaremos el punto de vez en cuando y cortaremos cuando las notemos tiernas.

En cualquier caso, cuando las carrilleras estén listas las retiramos de la olla o cacerola y trituramos bien las verduras para hacer la salsa. La pasamos por un chino o colador y la devolvemos a la olla para darle un último hervor y dejar que coja cuerpo y espese si fuera necesario. Servimos las carrilleras con la salsa por encima.

Paso A Paso Carrilleras Al Vino Tinto

Con qué acompañar las carrilleras de cerdo al vino tinto

Ni que decir tiene que las carrilleras de cerdo al vino tinto, con esa salsa tan sabrosa, piden mucho pan para mojar y una guarnición que no le quite protagonismo a la carne. Nos gustan con arroz en blanco o con puré de patatas y punto. Es una elaboración contundente que no necesita de nada más para hacernos disfrutar a base de bien.

En Directo al Paladar | Carrilladas en salsa: 11 ideas para triunfar en estas fiestas
En Directo al Paladar | Estofado de ternera al vino tinto en Crock Pot. Receta libre de grasas

¿Te ha gustado esta receta?
Guardar
Temas
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos