Compartir
Publicidad

Cómo hacer un refrescante smoothie de arándanos y plátano, receta con vídeo incluido

Cómo hacer un refrescante smoothie de arándanos y plátano, receta con vídeo incluido
0 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Cualquier época del año es buena para disfrutar de un smoothie o batido de frutas, pero en verano parece que tenemos más predisposición a ellos. Las altas temperaturas traen consigo la necesidad de mantenernos hidratados e ingerir alimentos frescos y ligeros. Ahí es donde este smoothie de arándanos y plátano entra en juego. Una gran ayuda para conseguirlo.

Si servís este smoothie de plátano y arándanos como hemos hecho nosotros, decorado con nata montada azucarada, podréis servirlo como postre o merienda. Pero si prescindís de ello, entonces la hora del desayuno es perfecta para disfrutarlo. Repleto de vitaminas y otros nutrientes, nos ayudará a arrancar el día con energía.

Ingredientes

Para 3 personas
  • Arándanos 200 g
  • Plátano 1
  • Copos de avena 30 g
  • Yogur griego 125 g
  • Mermelada de arándanos 15 g
  • Agua de coco 200 ml
  • Nata líquida para montar 200 ml
  • Azúcar glasé 20 g
  • Arándanos para decorar 15
  • Menta fresca hojas, para decorar

Cómo hacer smoothie de arándanos y plátano

Dificultad: Fácil
  • Tiempo total 10 m
  • Elaboración 10 m

Lavamos los arándanos y los introducimos en el vaso de una batidora americana. Añadimos el plátano, los copos de avena, el yogur, la mermelada y el agua de coco. Trituramos hasta obtener una mezcla homogénea, subiendo la intensidad de la batidora poco a poco para que no sufran las cuchillas. Vertemos la mezcla en tres vasos.

Batimos la nata, que habrá de estar bien fría, con unas varillas (mejor si son eléctricas, así no tendremos que hacer mucho esfuerzo). Cuando empiece a tomar cuerpo agregamos el azúcar glasé y terminamos de montar. Introducimos en una manga pastelera y terminamos los vasos de smoothie con un poco de nata montada azucarada, arándanos y menta fresca.

Con qué acompañar el smoothie de arándanos y plátano

La verdad sea dicha que este smoothie de arándanos y plátano es saciante por si solo, se puede servir como postre y poco necesita como acompañamiento. Si queremos darnos un buen homenaje podemos preparar unas tortitas o un bizcocho y merendar por todo lo alto. De lo contrario, mejor dejarlo tal cual y disfrutar sin llenarse en exceso.

En Directo al Paladar | Cómo hacer tarta de Santiago en formato individual: receta tradicional con vídeo incluido
En Directo al Paladar | Gazpacho de zanahoria: receta de verano fresca y nutritiva con vídeo incluido

Temas
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Inicio